Diego Domínguez trabajó en “Violetta” y hoy es figura de “Argentina, Tierra de Amor y Venganza”
Diego Domínguez trabajó en “Violetta” y hoy es figura de “Argentina, Tierra de Amor y Venganza”

Basta con escuchar su acento para darse cuenta que es un español nato. Tiene 27 años, casi un millón de seguidores en Instagram y cautivó al público con su personaje de Córdoba en Argentina, Tierra de Amor y Venganza (ATAV), un joven tierno y romántico que lucha por el amor de Anna (Candela Vetrano), que -hasta el momento- no es correspondido.

Se llama Diego Domínguez y ya tiene horas de pantalla en la televisión argentina porque fue parte de Violetta (2012-2015), el éxito de Disney que encabezó Tini Stoessel. Allí, interpretó a un joven cantante que llevaba su mismo nombre. El actor llegó a Buenos Aires en 2013 se sumó a la segunda temporada de la ficción y se quedó hasta el final. Luego regresó a Madrid para continuar con sus proyectos laborales.

"Hasta que en octubre de 2018 me contactaron para convocarme a este nuevo proyecto", contó el actor en una entrevista exclusiva con Teleshow. "Justo coincidió con una etapa personal en la que me sentía con fuerzas para venir de nuevo a otro país, me gustaba mucho el personaje y acepté", dijo quien comenzó a grabar la ficción que protagonizan Benjamín Vicuña, la China Suárez, Gonzalo Heredia, Albert Baró y Delfina Chaves el 2 de enero.

En la ficción, Cordóba está enamorado de Anna que, por el momento, no es un amor correspondido (Video: "Argentina, Tierra de Amor y Venganza", eltrecetv)

Nació en Zaragoza pero vive en Madrid desde que tiene 17 años, en donde estudió interpretación (actuación) y allí debutó como actor en su primer trabajo profesional -a los 14 lo hizo de forma amateur-. "Mi acento no tiene nada que ver con el acento que estoy haciendo de Córdoba porque él es de Málaga y la manera de hablar es muy distinta: se come algunas letras y no termina las palabras", explicó quien viajó solo a Buenos Aires, pero recibió la visita de sus padres.

Al haber vivido tres años en la ciudad, logró formar un grupo de amigos, lo que hace que la estadía hasta noviembre -cuando finalice las grabaciones de ATAV– sea más llevadera y extrañe un poco menos a sus seres queridos en Madrid. "De todas maneras, con la tecnología de hoy en día, estoy en contacto permanente con todos", aclaró quien se describe como "bastante familiero".

El actor vino solo a Buenos Aires y hace unas semanas recibió la visita de sus padres (Crédito: Victoria del Sel)
El actor vino solo a Buenos Aires y hace unas semanas recibió la visita de sus padres (Crédito: Victoria del Sel)

Diego, que tiene largas jornadas de grabación pero cuando tiene un rato libre disfruta de ir al teatro para ver espectáculos locales, aseguró se encariñó con su personaje en la ficción: "Córdoba es un tierno. Cuando se enamora de Anna, no ve otra cosa. Estoy entregado y me está trayendo muy buenas críticas de la gente que empatizó mucho".

Por su parte, destacó que si lo convocan para otro proyecto en Argentina, no tendría problema en quedarse. "Si se me presenta un desafío y es más interesante de lo que me ofrezcan en España o en Italia -tengo esos mercados abiertos-, me quedaría acá el tiempo que hiciera falta. Actuar es mi pasión y lo que más feliz me hace en el mundo. Me encanta sentirme realizado con mi trabajo", sostuvo.

"Ojalá me pueda quedar, me gustaría muchísimo. Me encanta el teatro y el cine y la posibilidad de trabajar con directores y actores increíbles como los que hay aquí", agregó quien querría trabajar con Rodrigo de la Serna y Ricardo Darín: "Absorbería todo el tiempo porque sé que se aprende mucho de ellos".

Diego Domínguez contó qué expresiones argentinas ya se acostumbró a decir (Video: Teleshow)

Un español suelto en Buenos Aires

A seis meses de su regreso a Argentina, el actor siente que ya es un porteño más porque se acostumbró a hablar con típicas frases coloquiales como "che", "ya fue", qué boludo", "cagar a pedos" o "estoy muy manija". "Lo digo a la española", aclaró.

"Me encanta Buenos Aires y lo que más me gusta es la cultura teatral. Me parece algo fuera de serie, de mucha calidad. También me gusta mucho la feria de San Telmo porque se parece mucho a la latina de Madrid", agregó quien también aprovecha sus tiempos libres para salir a comer con sus amigos.

Por su parte, aclaró que no es un hombre "muy futbolero" en el sentido de que no es fanático de ningún equipo ni le gusta ir a la cancha. Sin embargo, le gustaba jugarlo hasta que dos lesiones le impidieron seguir practicando el deporte.

"Me rompí las rodillas: La rótula derecha, cuando tenía 15 años, y el meñisco izquierdo jugando acá en Argentina con unos amigos", detalló Diego Domínguez, que triunfa como Córdoba en Argentina, Tierra de Amor y Venganza.

Diego Domínguez se queda hasta el final de “Argentina, Tierra de Amor y Venganza” y está dispuesto a escuchar propuestas para quedarse a trabajar en el país (Crédito: Victoria del Sel)
Diego Domínguez se queda hasta el final de “Argentina, Tierra de Amor y Venganza” y está dispuesto a escuchar propuestas para quedarse a trabajar en el país (Crédito: Victoria del Sel)

SEGUÍ LEYENDO