Jerome Powell, presidente de la Fed (Reuters)
Jerome Powell, presidente de la Fed (Reuters)

Los deseos de Donald Trump de tener un dólar más débil, parecen  desvanecerse ante las dudas que plantea el titular de la Reserva Federal de EEUU, Jerome Powell.

Si bien el mercado descuenta que a fin de julio recortará la tasa, solo 3% del mercado cree que esa reducción será de 0,50 puntos. La amplia mayoría apuesta a una baja de 0,25 puntos y, lo más grave, es que no sabe si la decisión de seguir recortando las tasas en el futuro sigue firme y esto cambió las estrategias de los inversores que apostaban a tener más riesgo en sus carteras.

Powell hablará el miércoles ante los legisladores y el abanico de preguntas, especialmente sobre el empleo, es amplio. Quieren saber cómo ve la economía norteamericana porque su visión es la que marcará el rumbo de las tasas.

Pero todas las bolsas de Europa y Asia se desplomaron. En Latinoamérica, salvo Brasil y la Argentina que no operó, el mercado accionario padeció la misma debacle

En el feriado nacional argentino por el 9 de Julio, esa tensión llegó a las bolsas y Wall Street tuvo cierres mixtos. El Dow Jones perdió 0,08% y el S&P 500 subió en los minutos finales y cerró con una inocua alza de 0,12%. El Nasdaq fue el de mejor comportamiento al anotar una mejora de 0,54%.

Pero todas las bolsas de Europa y Asia se desplomaron. En Latinoamérica, salvo Brasil y la Argentina que no operó, el mercado accionario padeció la misma debacle. La única bolsa que logró subir fue la de Colombia (+0,23%), pero se desplomaron México (-1,81%) por la renuncia de su ministro de Hacienda, Chile (-1%) y Perú (-0,85%).

En el mercado de divisas, el dólar subió 0,15% frente a las seis principales monedas del mundo. Entre los países emergentes, aumento 0,30% en Chile y 1,27% en Méjico.

En este escenario tan desfavorable, la Argentina se vio favorecida por la caída del bono del Tesoro que hizo que el riesgo país baje 1,88% y perfore el piso de 800 puntos para cerrar a 785 puntos básicos. El lunes el riesgo país había subido, pero fue a causa de que ese día aumentó el precio de los bonos del Tesoro de Estados Unidos. Los títulos argentinos, casi no operaron por el feriado. Por eso, su suerte estuvo atada a los bonos de la deuda norteamericana.

Pero la realidad, es que la Argentina está desacoplada del mundo porque todos los sentidos de los inversores están puestos en las primarias del 11 de agosto.

Fuente: Rava
Fuente: Rava

Por eso los ADR's argentinos -certificados de tenencia de acciones que cotizan en Wall Street- tuvieron mayoría de alzas. No es difícil relacionar el comportamiento de los ADR's con la Bolsa argentina. Las empresas de gas y electricidad y los bancos siguieron siendo lo más atractivo para los inversores. Una muestra de las preferencias, se vio en Banco Supervielle que aumentó 4,17% y Galicia con 1,76%. Edenor, por su parte, subió 3,69% y su controladora, Pampa Energía, 2,20%.

Las palabras de Jeremy Powell impactarán en la rueda del miércoles. Pocos creen que el dólar seguirá bajando porque parece haber tocado un piso. Pero no son pocos los que apuestan a que los bonos en dólares van a subir y que mejorará el riesgo país.

Seguí leyendo: