La Bolsa arrojó ganancias de 20% en dólares en el último mes
La Bolsa arrojó ganancias de 20% en dólares en el último mes

La semana financiera continuó aportando buenas noticias para los inversores, con indicadores que marcaron amplia distancia de los pisos de valuaciones de septiembre y diciembre de 2018, los meses más aciagos para acciones y bonos argentinos.

En el plano local, el BCRA sumó puntos, con acertados movimientos de corto plazo, no exentos de prudencia después de la violenta corrida cambiaria que llevó a la renuncia de dos presidentes del Banco Central en 2018.

El dólar se mantiene en terreno negativo: cerró a $38,31 en el promedio de bancos, y a $37,17 en el mercado mayorista. En 2019 cae 1,4% y ayuda a ponerle un dique de contención a la inflación.

Esta estabilización cambiaria tiene fundamentos propios en un mercado sobre abastecido: de la mano de una cosecha récord de trigo próxima a 20 millones de toneladas, las liquidaciones de los exportadores del agro sumaron USD 1.755,7 millones en enero, según el reporte mensual que elaboran la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), unos USD 700 millones más que en diciembre.

Incluso, las incursiones compradoras del Banco Central, por USD 640 millones en 2019, no tuvieron efecto devaluatorio. Por eso, la entidad monetaria decidió ampliar de USD 50 millones a USD 75 millones el margen de intervención cuando la divisa de EEUU se opere por debajo de la banda de libre flotación.

En el inicio de 2019 las reservas internacionales del Banco Central se aproximan a los USD 67.000 millones, un récord histórico.

El próximo lunes 4 la zona de no intervención marcará un piso de $37,97: un 2% más que el actual valor del billete mayorista.

En la misma dirección, la entidad que conduce Guido Sandleris aprovechó para un recorte más agresivo de la tasa de Política Monetaria. Por sus Letras de Liquidez (LELIQ) ofreció este viernes una tasa de corte promedio de 52,441% anual, con un ajuste de 4,2 puntos porcentuales en la semana y más de 20 puntos debajo del récord de 73,524% del 8 de octubre.

Desde el exterior también se extendió una mano en ayuda de las valuaciones domésticas, pues la declaración del presidente de la Reserva Federal de EEUU el pasado miércoles contribuyó a despertar mayor interés inversor por posiciones en mercados emergentes.

La Fed norteamericana decidió mantener intactas las tasas de interés en la banda del 2,25 a 2,5 por ciento, el mismo nivel de marzo de 2008, y el presidente de la entidad, Jerome Powell, manifestó que será "paciente" antes de volver a elevarlas, debido a la creciente incertidumbre sobre la perspectiva económica de Estados Unidos.

En la misma dirección, el presidente de los EEUU, Donald Trump, expresó que hubo "enormes progresos" en las negociaciones comerciales con China. La tensión comercial entre las dos principales economías del mundo –juntas representan cerca del 40% del PBI global es la principal amenaza para la actividad tanto en países desarrollados como emergentes.

Grupo Galicia y Banco Macro acumulan ganancias en dólares de 30% en el breve recorrido de 2019

Disipadas en parte las principales incógnitas que aquejaban a la actividad económica mundial –una apreciación del dólar, el encarecimiento del crédito y el estancamiento del comercio internacional– el humor de los inversores cambió en forma rotunda, con vistas a 2019.

Los principales índices de Wall Street acumulan un alza de 7,2% en 2019 y volvieron a aproximarse a los niveles récord del pasado 3 de octubre. Para alcanzaros necesitarían trepar otro 7,2 por ciento.

En esa línea, renació el interés por acciones y bonos argentinos en particular, y emergentes en general. Hay ADRs de compañías argentinas que acumulan ganancias en dólares superiores al 30% en el breve recorrido de 2019, como Grupo Financiero Galicia y Banco Macro. La petrolera YPF progresó 23% desde el cierre de 2018, a 16,49 dólares.

Fuente: Rava Online
Fuente: Rava Online

El índice líder S&P Merval de ByMA (Bolsas y Mercados Argentinos) se arrima por primera vez a los 37.000 puntos y reporta un alza de 20,9% en pesos y 22,6% en dólares desde que arrancó el año.

El panorama también mejoró para los títulos públicos, con precios en franca recuperación y tasas de retorno entre 10 y 11,4 por ciento en dólares para las emisiones de la parte media de la curva, luego de haber rozado el 15% hace menos de dos meses.

Por eso, el Riesgo País de JP Morgan, que mide el diferencial de tasa de los bonos de los EEUU con sus similares emergentes resignó para la Argentina un fuerte 20% desde que empezó el año, a 654 puntos básicos, desde los 817 enteros del 28 de diciembre.

Falta mucho por recorrer. La tasa del bono del Tesoro de los EEUU a 10 años marca ahora 2,69% anual, que coloca aún a la deuda soberana argentina frente al desafío de tasas superiores al 9% anual en dólares si el Gobierno evalúa un nuevo bono en el mercado con una duración semejante.

Seguí leyendo: