Hacer deportes con las altas temperaturas puede provocar deshidratación, por lo que los especialistas recomiendan beber abundante agua durante el día
Hacer deportes con las altas temperaturas puede provocar deshidratación, por lo que los especialistas recomiendan beber abundante agua durante el día

El año 2017 fue el año más cálido que se haya registrado, con temperaturas que alcanzaron los 39 grados en algunas regiones del país. Debido al calor veraniego, algunas actividades se ven suspendidas, y varias personas deciden posponer compromisos hasta que baje un poco la temperatura, o incluso esperan hasta que el sol se ponga para salir. La sombra, los ventiladores y el aire acondicionado se convierten en protagonistas infaltables.

El golpe de calor es definido por el Ministerio de Salud de la Nación como el aumento de la temperatura del cuerpo por una exposición prolongada al sol  o por hacer ejercicios en ambientes calurosos o con poca ventilación, al punto de que el cuerpo pierde agua y sales esenciales para su buen funcionamiento.

Se espera que en verano en la costa argentina haya altas temperaturas que sobrepasen los 30 grados y pocas probabilidades de lluvias
Se espera que en verano en la costa argentina haya altas temperaturas que sobrepasen los 30 grados y pocas probabilidades de lluvias

"Las personas de la tercera edad son las más afectadas por el calor, junto con los niños pequeños", aseguró el doctor Jorge Tartaglione, médico cardiólogo (MN 67502) y presidente de la Fundación Cardiológica Argentina, a Infobae. Un golpe de calor puede traer diferentes efectos en el cuerpo y afectar el bienestar de la persona.

"El golpe de calor puede llevar a la muerte. Es muy importante que todas las personas que salgan en un día con temperaturas muy altas sepan que están exponiendo su cuerpo y esto puede traer diferentes síntomas", afirmó Tartaglione. Por eso, es importante aprender a identificar esos síntomas para tomar las precauciones necesarias, actuar lo más rápido posible y así evitar mayores problemas.

Beber agua ayuda a hidratar el cuerpo y poder combatir contra las altas temperaturas (iStock)
Beber agua ayuda a hidratar el cuerpo y poder combatir contra las altas temperaturas (iStock)

La hidratación es sumamente importante en estos días, y el agua es la aliada esencial. Se deben evitar las bebidas alcohólicas y muy azucaradas porque deshidratan. Según Tartaglione, es importante buscar líquido en verduras y frutas, así como evitar comer comidas pesadas. "Lo importante es no esperar a tener sed", dijo el especialista.

"Si la persona tiene que salir a la calle, es muy importante que la ropa sea liviana y clara, ya que así la temperatura corporal baja cuatro grados, mientras que si es ropa oscura el cuerpo aumentará cuatro grados más", enfatizo Tartaglione.

La exposición al sol se debe evitar en los días de altas temperaturas (iStock)
La exposición al sol se debe evitar en los días de altas temperaturas (iStock)

La exposición al sol es algo que se debe evitar, según el profesional: "La presencia de un paraguas para tapar el sol suele ayudar muchísimo a prevenir este tipo de golpes de calor, y también es importante evitar salir en las horas de mayor radiación, que suelen ser entre las 11 horas y 15 horas".

En cuanto a los síntomas del golpe de calor, que muchas veces pasan desapercibidos, se encuentran: cansancio, decaimiento, mareos, pérdida de conciencia, desmayos, entre otros.

Es importante recordar que no existe un tratamiento farmacológico contra el golpe de calor y solo los métodos clásicos pueden prevenirlo y contrarrestarlo
Los niños y los adultos de la tercera edad son los más propensos a sufrir el golpe de calor
Los niños y los adultos de la tercera edad son los más propensos a sufrir el golpe de calor

El especialista advirtió sobre la ingesta de medicamentos diuréticos durante la temporada de calor, ya que pueden contribuir a que la persona se deshidrate rápidamente: "La consulta al médico es esencial si la persona duda, ahí es cuando necesita inmediatamente contactar a un profesional".

Para prevenirlo es importante:

– Llevar siempre una botella con agua.

– Aun cuando no sienta sed, tomar la mayor cantidad de líquidos posible, sobre todo agua mineral y jugos de fruta fresca.

– Evitar salidas y actividades físicas en las horas de calor (entre las 11 y las 16).

– Procurar estar a la sombra. Usar sombreros o pañuelos y ropa liviana y amplia, de colores claros.

– No consumir bebidas alcohólicas, porque alteran la capacidad de respuesta al calor y favorecen la deshidratación.

– Evitar las bebidas con cafeína (café, té, bebidas cola) o muy azucaradas.

LEA MÁS: