Macri y Piñera, en el almuerzo de asunción, Chile
Macri y Piñera, en el almuerzo de asunción, Chile

Relanzar las relaciones bilaterales, explorar posibles inversiones en la Argentina y cerrar acuerdos de comercio e infraestructura. A grandes trazos, esta es la agenda central que traerá mañana a la Argentina el presidente de Chile, Sebastián Piñera, quien se reunirá con su par argentino Mauricio Macri y llegará escoltado por una veintena de empresarios trasandinos.

Piñera arribará mañana a las 20 a Buenos Aires en lo que será su primera salida del país en su segundo mandato como presidente chileno. La diplomacia trasandina aclaró que su intención concreta es estrechar lazos tanto con la Argentina como con Brasil. Es que el presidente de Chile viajará el viernes a Brasilia para reunirse con Michel Temer.

"Hay una fuerte intención del presidente de acercar posiciones de Chile con la Argentina ya que en los últimos tiempos estuvimos un poco distanciados", dijo a Infobae un funcionario de La Moneda, la casa presidencial chilena, en abierta alusión a las diferencias políticas que había entre Macri y la ex presidenta Michele Bachelet. Es que la ex mandataria chilena respondió siempre a los sectores de la izquierda latinoamericana con los que supo tejer fuertes lazos, como con Cristina Kirchner.

La apretada agenda que tendrá Piñera en Buenos Aires se concentrará entre el miércoles por la noche y el jueves. Mañana, el presidente de Chile mantendrá una reunión reservada con cena incluida en la quinta de Olivos. Estarán allí las primeras damas, Juliana Awada y Cecilia, la esposa de Piñera.

El jueves, la agenda arrancará temprano con una reunión del Consejo Empresario Binacional donde concurrirán los ministros del área de cada gobierno. Está previsto también que Piñera se reúna en la Legislatura porteña, donde será el invitado de honor de la Ciudad de Buenos Aires. Allí participarán el jefe de Gabinete, Marcos Peña; el presidente de la Fundación Libertad, Gerardo Bongiovanni; el ex alcalde de Caracas Antonio Ledesma y el ex presidente de Bolivia Jorge Quiroga.

Luego de ese encuentro en la Legislatura, Piñera colocará una ofrenda floral a San Martín y se trasladará a la Casa Rosada para mantener un encuentro con Macri a solas. Ambos mandatarios tienen previsto realizar una declaración conjunta en el Salón Blanco. También se prevé una reunión de varios ministros de ambos gabinetes para consensuar un encuentro bilateral de todos los ministros que se realizará en Chile dentro de un mes y coordinar la agenda bilateral.

También habrá un encuentro del presidente chileno con la comunidad de su país asentada en la Argentina y con miembros de la embajada de Chile en Buenos Aires. Por la noche, Piñera participará de la cena anual de la Fundación Libertad en la que participarán el premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, y el presidente Macri. Después de esa cena, Piñera partirá rumbo a Brasil.

Como una muestra de abierta amistad con la Argentina, Piñera designó la semana pasada a su hermano Pablo como nuevo embajador en el país, aunque la oposición de Chile lo cuestionó en el Congreso por "nepotismo".

En la agenda de temas por discutir entre Macri y Piñera con vistas al futuro inmediato de las relaciones bilaterales figuran los siguientes:

Inversiones y comercio. Si bien no está previsto anuncio alguno de inversiones, la diplomacia chilena explicó a Infobae que los 20 empresarios que vendrán con Piñera tienen interés en explorar proyectos en la Argentina. No obstante, también se prevé que haya quejas del empresariado chileno en el medio, por las trabas a las importaciones de ese país que sigue imponiendo la Argentina a través de licencias automáticas. Esto se ve en números concretos. La balanza comercial de ambos países es de unos USD 3.900 millones anuales, de los cuales unos USD 3.000 pertenecen a exportaciones argentinas y el resto son importaciones chilenas.

Proyectos de conectividad. Piñera llega a la Argentina con la intención de reflotar los proyectos de conectividad en las fronteras. El proyecto más viable hasta ahora es el del túnel de Agua Negra como interconexión binacional. No obstante, los diputados de la región de Coquimbo presentaron en el Congreso chileno un pedido de informes para saber por qué la Argentina modificó el sistema de financiamiento de este proyecto que tiene un costo estimado en USD 1.500 millones para la construcción de dos túneles, de 15 kilómetros, que unen ambos países en la Cordillera de Los Andes. Desde la Cancillería argentina negaron que se haya modificado este acuerdo y aclararon que el BID aún no cerró la aprobación final de ese proyecto.

Agenda energética. Macri renovará con Piñera los acuerdos por la compra temporal de gas de la Argentina a Chile que se deberán suministrar ordenadamente ya que este año se prevé un duro invierno y en la Argentina habrá problemas energéticos. La empresa Enarsa cerró en el 2017 un acuerdo para adquirir gas de Chile durante los meses de invierno por un volumen total de 276 millones de metros cúbicos, que le significará al país un ahorro de USD 42 millones por la sustitución de compra de gasoil. Se estima que ahora habrá una renegociación de este acuerdo. "Se trata de llegar a un acuerdo dinámico y flexible", dijo un diplomático argentino sobre el tema.

Alianza del Pacífico. Macri tiene especial interés en avanzar con Piñera en el principio de un diálogo concreto que lleve a una negociación por un acuerdo de libre comercio entre el Mercosur y la Alianza del Pacífico que Chile integra junto con Colombia, Perú y México. De hecho, Macri fue invitado en julio a la cumbre de presidentes de la Alianza del Pacífico que se hará en México.

UNASUR en la mira. Ambos mandatarios también abordarán sus coincidencias respecto de la reciente decisión de Chile, la Argentina, Brasil, Colombia, Perú y Paraguay de abandonar temporalmente la UNASUR por la falta de garantías que consideran que hay hoy para un buen manejo de ese bloque regional.

El presidente chileno llegará con 20 empresarios, su canciller Roberto Ampuero, algunos ministros de diferentes áreas que ayer se estaban definiendo y legisladores de diversos partidos, entre ellos, José Insulza, del socialismo y José Pizarro, de la oficialista Democracia Cristiana.

Seguí leyendo: