Los cambios en la ley de alquileres siguen sumando críticas (Nicolás Stulberg)
Los cambios en la ley de alquileres siguen sumando críticas (Nicolás Stulberg)

El proyecto de reforma a la Ley de Alquileres, que se prevé que llegue a la Cámara de Diputados a fines de octubre, sigue sumando críticas. Jorge Rizzo, ex presidente del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal y creador de la organización de abogados Gente de Derecho, consideró que las modificaciones que impulsa el Gobierno perjudican por igual a locadores, locatarios y corredores inmobiliarios.

Aquí los puntos más polémicos, según el ex presidente del Consejo de Abogados, que enumeró el experto en diálogo con Infobae:

1. "Seguimos creyendo que lo que soluciona la cuestión de los alquileres es un desalojo rápido, con una duración de no más de 30 días. Hoy el proceso dura en promedio dos años". Hoy el principal flagelo que tienen el inquilino y el propietario es la inflación. El propietario hizo cálculos por el 20% de incremento, pero cuando tenga que renovar el contrato, con una inflación del 50%, le va a querer cobrar ese aumento al inquilino. El sueldo nunca aumenta a la velocidad de la inflación".

Hoy el principal flagelo que tienen el inquilino y el propietario es la inflación

2. "Por el lado de los propietarios, se les impide trasladar a los inquilinos el cobro de impuestos como el ABL o aumentar libremente el valor. Los desalojos, además, no se podrían iniciar si el contrato de alquiler no está inscripto en la AFIP; esto atenta contra el 'núcleo duro' de los votantes de Cambiemos".

En el sector estiman que los cambios provocarán menos oferta de propiedades para alquilar
En el sector estiman que los cambios provocarán menos oferta de propiedades para alquilar

3. "Los inquilinos se verán perjudicados porque todo lo que el locador no pueda cobrarles directamente se va a ver trasladado al monto del alquiler mensual. Como el aumento va a ser un mix entre inflación y salarios, el locador se va a querer cubrir y va a aplicar más aumentos al inicio del contrato".

4. Para los corredores, en tanto, el perjuicio es que solo podrán cobrar honorarios por el valor de un mes del alquiler. Las modificaciones propuestas —que incluyen contratos por un mínimo de tres años y actualizaciones de precios por la evolución de la inflación y los salarios— tendrán como consecuencia una depreciación del mercado. "Muchos propietarios van a sacar los departamentos de alquiler. Va a disminuir la oferta y, como consecuencia, va a aumentar el monto del alquiler".

"El Gobierno pretende que los particulares les solucionen el déficit habitacional a los argentinos. Es difícil pensar que esta ley sale del PRO. Hubo una ley similar durante el primer peronismo, donde costaba mucho trabajo desalojar a los inquilinos", agregó Rizzo. Luego, lamentó que Daniel Lipovetzky, que además de ser el diputado que impulsa la modificaicón de la Ley de Alquileres es el vicepresidente segundo del Colegio de Abogados porteño, no haya consultado a los abogados y a los corredores inmobiliarios para conocer su opinión sobre el proyecto.

5.  "Los cambios en los tipos de garantías que pueden presentarse para firmar un contrato de alquiler no cambian demasiado la situación, porque las garantías reales no existen, son personas. Se podría utilizar un seguro de caución que podrían pagar los inquilinos. Están tratando de capturar algunos votos de los inquilinos para el año que viene".

Seguí leyendo