En la industria y la construcción ya dan por perdido el resto del año y esperan un repunte para el año próximo
En la industria y la construcción ya dan por perdido el resto del año y esperan un repunte para el año próximo

En la Conmemoración del Día de la Industria el conjunto de las empresas fabriles se encontraron con un panorama nada alentador, no sólo por la ofensiva de nuevos impuestos a la exportación para financiar un déficit fiscal que se resiste a bajar por el lado de la poda del gasto público, más allá de que el salto cambiario generó espacio para no afectar las finanzas netas de quienes venden al exterior, sino porque se ha debilitado al extremo el mercado interno.

El salto cambiario generó espacio para que las nuevas retenciones no afecten las finanzas netas de quienes venden al exterior, sino porque se ha debilitado el mercado interno

Un fenómeno similar se advierte en la rama de la construcción, porque no solo los costos se están disparando, sino fundamentalmente porque gran parte del ajuste de las finanzas públicas recaerá sobre las obras a cargo del Estado nacional, mientras que la compensación por parte de la absorción de obras por los privados no es simultánea.

Esas son las conclusiones que se extraen de los dos informes que difundió el Indec sobre el desempeños de las manufacturas y los constructores correspondientes a julio, en particular en lo que respecta a las perspectivas para el trimestre agosto a octubre.

El Estimador Mensual Industrial se contrajo 5,7% en julio y la construcción apenas repuntó 0,7%, en ambos casos respecto de un año antes

Los datos de julio

El Estimador Mensual Industrial del Indec declinó 5,7%, después de una disminución del 8,1% en junio y 1,2% en mayo, en todos los casos en comparación con un año antes.

Semejante receso absorbió lo que las manufacturas habían ganado hasta abril y acumuló en 8 meses un estancamiento, que será el último por varios meses, porque se avecina una etapa de creciente receso.

En tanto en la construcción el efecto inercial permitió que por segundo mes se estabilizara la actividad agregada, mientras que el crecimiento abandonó el ciclo de los dos dígitos, y acelera su curso al ingreso a terreno negativo.

Expectativas para agosto-octubre

En las proyecciones para el trimestre que finaliza en octubre los industriales muestran una marcada contracción. Si bien la encuesta del Indec no predice de cuánto será el declive, permite advertir que casi la mitad de las empresas registrarán menos ventas al mercado interno, en contraste con apenas 11% que planificó incremento, fundamentalmente por factores estacionales.

Y si bien el salto cambiario desde abril hasta agosto mejoró ostensiblemente el potencial exportador, no es suficiente para compensar la caída prevista del mercado interno, porque frente a 31% que anticipa mejora se contrapone un 18% que presupuesta declive.

La consecuencia de ese fenómeno se traduce en proyecciones de aumento de los despidos o, al menos, desvinculaciones voluntarias; caída de las horas trabajadas y aumento de la capacidad ociosa.

La industria proyecta un trimestre con reducción del empleo, caída de las horas trabajadas y aumento de la capacidad ociosa de los establecimientos

Un fenómeno tendencial de similares características detectó el Indec para el conjunto de los constructores, con más intensidad en el caso de los que se dedican preponderantemente a la obra pública, pero también a la actividad privada.

La sostenibilidad de altas tasas de interés y la aceleración de la inflación afectaron severamente las decisiones de compra no sólo de viviendas nuevas y usadas, sino también de materiales para refacciones y reparaciones.

Los pedidos de permisos para construir declinaron 10% en comparación con un año, en un conjunto de 60 municipios

El Indec detectó que "la superficie a construir, autorizada por los permisos de edificación otorgados para la ejecución de obras privadas en una
nómina representativa de 60 municipios, tuvo en julio una baja de 10% respecto del nivel de un año atrás".

De ahí que en un foro de empresas proveedoras de insumos para el sector que tuvo lugar en Córdoba, patrocinado por el Grupo Construya, el presidente de la entidad, Pedro Brandi, destacó: "Cabe esperar un repunte de la actividad para el próximo año".

Seguí leyendo: