Científicos argentinos estudian en Chubut una molécula de erizos de mar que podría combatir el COVID-19

Se trata de una molécula presente en el pigmento de estos animales que podría inhibir al virus SARS-CoV-2 por sus propiedades antivirales y antimicrobianas

Científicos argentinos estudian en Chubut una molécula de erizos de mar que por sus propiedades antivirales y antimicrobianas podría ser útil en la lucha contra el COVID-19
Científicos argentinos estudian en Chubut una molécula de erizos de mar que por sus propiedades antivirales y antimicrobianas podría ser útil en la lucha contra el COVID-19

Un grupo de investigadores que vienen trabajando hace más de 15 años en Puerto Madryn, Chubut, en las propiedades medicinales de los huevos de erizos de mar, detectaron que algunas de la moléculas presentes en estos organismos son antivirales y estudian cómo podrían ayudar a combatir el COVID-19, enfermedad causada por el virus SARS-CoV-2 que con más de 2.3 millones de casos confirmados, afecta a 210 países y territorios a lo largo y ancho del mundo.

Los científicos que pertenecen a diversas instituciones público-privadas presentaron el proyecto a las autoridades nacionales para poder contar con fondos necesarios para terminar de desarrollar el proyecto y comenzar así su prueba in vitro.

El desarrollo cuenta con el aval de científicos de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco (UNPSJB), el Centro Para el Estudio de Sistemas Marinos (CESIMAR) del CONICET y el INTA, como así también de empresas privadas, entre ellas Arbacia, compañía dedicada a la obtención de productos para la industria farmacéutica, nutraceutica y cosmética a través de la producción de erizos de mar.

El erizo de mar habita en el Golfo Nuevo, accidente costero ubicado al noreste de la provincia de Chubut
El erizo de mar habita en el Golfo Nuevo, accidente costero ubicado al noreste de la provincia de Chubut

Todo surgió a partir de un convenio de colaboración entre Arbacia y el CESIMAR-CONICET y la Universidad San Juan Bosco a través de su Instituto Patagónico del Mar.

Lo que se busca es disminuir las complicaciones que trae este virus una vez que alguien es infectado, por lo que el equipo de investigación en laboratorio halló una molécula que se utiliza en otros medicamentos en el mundo y la idea es proponer su uso para tratar este virus.

Los antioxidantes y los complejos nutricionales que tiene el erizo de mar, animal que habita en el Golfo Nuevo, accidente costero ubicado al noreste de la provincia de Chubut, son la base del trabajo de estos científicos. En los huevos de este organismo de mar existe un compuesto que ahora es estudiado por este equipo de investigadores, por la presencia de una molécula que cuenta con propiedades antivirales y antimicrobianas. Estos efectos podrían ser muy útiles para mitigar el daño que causa el coronavirus en pacientes COVID-19 positivo.

En diálogo con Infobae, Tamara Rubilar, investigadora de CESIMAR-CONICET, Directora del Laboratorio de Química de Organismos Marinos del Instituto Patagónico del Mar de la UNPSJB y líder del equipo de más de nueve investigadores y becarios que forman parte del proyecto explicó: “Yo trabajo con erizos de mar hace aproximadamente 15 años, en ciclos reproductivos, bioquímicos y temas ecológicos. Siempre estuvimos enfocados en las moléculas, sus ácidos grasos y a medida que pasaron los años en los pigmentos”.

Tamara Rubilar, investigadora de CESIMAR-CONICET (centro de la imagen) junto a su equipo
Tamara Rubilar, investigadora de CESIMAR-CONICET (centro de la imagen) junto a su equipo

“Tenemos una visión ética de la experimentación animal y por eso nos pusimos a trabajar muy fuerte en la línea de acuicultura (técnica de dirigir y fomentar la reproducción de peces, moluscos y algas) de erizos de mar, aplicando biotecnología, modificando condiciones ambientales específicas para que los erizos produzcan mayor cantidad de huevos, de pigmentos y a una mayor frecuencia anual, lo hacemos cada dos meses cuando en la naturaleza es un proceso que se da una vez al año”, agregó.

Según explicó la científica, “los pigmentos tienen diferentes funciones en la salud humana que algunos se conocen y otros no. Existen dos medicamentos en Rusia enfocados en esta molécula en particular”.

“Cuando apareció la enfermedad COVID-19, empezamos a investigar, durmiendo muy poco, con colegas que quedaron varados en España sumados al equipo local. En modelos de computación, es decir in silico, utilizamos la liberación de información sobre el virus, disponible para todos gracias a la comunidad científica internacional, para hacer todos los análisis y nos encontramos con esta molécula presente en los pigmentos del erizo que podría inhibir una proteína del virus SARS-CoV-2”, precisó Rubilar.

Una molécula presente en los pigmentos del erizo podría inhibir una proteína del virus SARS-CoV-2
Una molécula presente en los pigmentos del erizo podría inhibir una proteína del virus SARS-CoV-2

Si llega a funcionar este proceso, -que según precisaron a este medio los investigadores “se encontraron con resultados muy prometedores en los modelos de computación que ahora tendremos que poner a prueba en el laboratorio”- el proyecto tendrá que pasar por un proceso de validación más corto al que es sometido otro tipo de medicamentos, ya que es una droga ya utilizada en otros países en la medicina y allí pasarían a hacer análisis in vitro, es decir en el laboratorio, juntando a la molécula antiviral con el virus SARS-CoV-2, y allí sabrán si es efectivo.

La CEO de la empresa Arbacia, Dana Cardozo, en diálogo telefónico con Infobae se refirió a lo que hacen desde la compañía: “En Arbacia nos dedicamos a la producción de los huevos de erizo, y con este proyecto en particular lo que se busca es disminuir las complicaciones que trae este virus una vez que alguien es infectado, por lo que el equipo de investigación en laboratorio y en computadora facilitó el hallazgo de una molécula que se utiliza en otros medicamentos en el mundo y la idea es proponer un segundo uso para tratar este virus”.

Los pigmentos del erizo que tienen propiedades antioxidantes son extraídos por Arbacia, empresa dedicada a la acuicultura que cuenta con una población pequeña de unos mil erizos
Los pigmentos del erizo que tienen propiedades antioxidantes son extraídos por Arbacia, empresa dedicada a la acuicultura que cuenta con una población pequeña de unos mil erizos

Asimismo precisó que “los pigmentos del erizo que tienen propiedades antioxidantes son extraídos por Arbacia, que cuenta con una población pequeña de unos mil erizos, pero la idea es incrementar la producción”.

La semana que viene el Ministerio de Ciencia Tecnología e Innovación dará el resultado de los proyectos que cuentan con su apoyo, por lo cual en 15 días los investigadores podrán saber si cuentan con los fondos para continuar con las pruebas in vitro. Para Rubilar, “la ciencia se hace en comunidad, por lo cual queremos destacar la importancia de contar alrededor nuestro con un montón de expertos de diferentes organismos públicos y privados que nos están ayudando para ver si es factible o no poder aprovechar esta molécula para neutralizar al coronavirus”.

Fotos: Gentileza Federico Krowicki, Luxis Fotografía, Arbacia

SEGUÍ LEYENDO:

Los efectos colaterales de la pandemia en la atención a pacientes con otras patologías

La ciencia de la solidaridad: durante una crisis, las personas que mejor se adaptan son las que ayudan a los demás

Cuarentena: cómo lidian con la incertidumbre, el estrés y la ansiedad aquellos con afecciones mentales preexistentes

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos