La diabetes afecta a más de 415 millones de personas en el mundo (Getty)
La diabetes afecta a más de 415 millones de personas en el mundo (Getty)

Las personas con diabetes tienen una probabilidad cuatro veces mayor de padecer enfermedad cardiovascular que sin diabetes. ¿La causa? La glucosa que se acumula en la sangre daña progresivamente los vasos sanguíneos, acelera el proceso de arteriosclerosis, y aumenta así el riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular, como angina, infarto agudo de miocardio o muerte súbita.

Es por ello que la diabetes es, además de una patología en sí misma, un factor de riesgo para padecer una enfermedad cardiovascular, debido a que se evidenció que los pacientes diabéticos tienen un riesgo similar de padecer eventos cardiovasculares como aquellos que ya sufrieron uno previamente.

El doctor Gabriel Waisman (MN 60684) es el jefe del Servicio de Clínica Médica y de la Sección Hipertensión Arterial del Hospital Italiano de Buenos Aires e indicó que "la diabetes es tratable, pero incluso cuando los niveles de glucosa están bajo control aumenta en gran medida el riesgo de enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular".

La glucosa que se acumula en la sangre daña progresivamente los vasos sanguíneos, acelera el proceso de arteriosclerosis, y aumenta así el riesgo de enfermedad cardiovascular

Eso se debe a que las personas con diabetes pueden tener las siguientes afecciones que contribuyen a desarrollar enfermedad cardiovascular:

– Presión arterial alta: cuando los pacientes tienen hipertensión y diabetes, combinación muy común, su riesgo de enfermedad cardiovascular se duplica.

– Colesterol anormal y triglicéridos altos: los pacientes con diabetes a menudo tienen niveles de colesterol no saludables que incluyen colesterol LDL ("malo") alto, colesterol HDL bajo ("bueno") y triglicéridos altos.

El control de la presión arterial es clave en las personas con diabetes (iStock)
El control de la presión arterial es clave en las personas con diabetes (iStock)

– Obesidad: la obesidad es un importante factor de riesgo de enfermedad cardiovascular y se asocia con la resistencia a la insulina. La pérdida de peso puede mejorar el riesgo cardiovascular, disminuir la concentración de insulina y aumentar la sensibilidad a la insulina. La obesidad y la resistencia a la insulina también se relacionan con otros factores de riesgo, incluida la presión arterial alta.

– La falta de actividad física: es otro factor de riesgo importante modificable para la resistencia a la insulina y la enfermedad cardiovascular. Hacer ejercicio y perder peso puede prevenir o retrasar la aparición de la diabetes tipo 2, reducir la presión arterial y ayudar a reducir el riesgo de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular.

El impacto de las enfermedades cardiovasculares en pacientes con diabetes  es enorme y está en aumento

– Azúcares en sangre mal controlados: la diabetes puede hacer que el nivel de azúcar en la sangre se eleve a niveles peligrosos y suelen necesitarse medicamentos para controlarlo.

– Hábito de fumar: pone a las personas en mayor riesgo de enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular", señaló Waisman.

"El impacto de las enfermedades cardiovasculares en pacientes con diabetes ya es enorme y está en aumento -enfatizó Waisman-. En primer lugar, podría explicarse porque la incidencia de diabetes aumenta con la edad y el número de personas mayores está creciendo rápidamente. En segundo lugar, el tratamiento con insulina para las personas con diabetes tipo 1 prolonga sus vidas y con cada año de vida adicional viene un mayor riesgo de complicaciones cardiovasculares. Y en tercer lugar, la diabetes tipo 2 se produce a una edad más temprana en personas obesas y con sobrepeso y la prevalencia de la obesidad está aumentando en el mundo".

Cifras para tener en cuenta

La enfermedad cardiovascular es la primera causa de muerte en personas con diabetes tipo 2 (Getty)
La enfermedad cardiovascular es la primera causa de muerte en personas con diabetes tipo 2 (Getty)

Según el sitio oficial World Diabetes Campaign:
– La diabetes afecta a más de 415 millones de personas en el mundo y se espera que esta cifra llegue a 642 millones para 2040.
– En la Argentina, la prevalencia de diabetes (tipo 1 y 2) en la población total es de 9,6%.
– Cada seis segundos muere en el mundo una persona por diabetes.
– Aproximadamente el 50% de las muertes de personas con diabetes tipo 2 en todo el mundo están causadas por enfermedad cardiovascular.
– Un estilo de vida saludable puede prevenir hasta un 70% la posibilidad de tener diabetes tipo 2 y reducir riesgos futuros.
– El riesgo de morir por una enfermedad cardiovascular es hasta dos veces mayor en las personas con diabetes.

LEA MÁS: