Amado Boudou durante una audiencia judicial (Foto: Julieta Ferrario)
Amado Boudou durante una audiencia judicial (Foto: Julieta Ferrario)

La jueza federal de la Seguridad Social Ana María Rojas le ordenó a la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES) que en 20 días resuelva el pedido que Amado Boudou presentó hace dos años para cobrar su pensión como ex vicepresidente de la Nación.

En una resolución dictada hoy, la magistrada señaló que si el organismo incumple la medida judicial podría recibir una sanción disciplinaria y una denuncia penal por violación de los deberes de funcionario público.

Boudou inició en diciembre de 2016 un amparo para que la ANSES le pague la pensión vitalicia por ocupar la vicepresidencia de la Nación de 2011 a 2015, durante el segundo mandato de Cristina Kirchner. Lo hizo porque había iniciado los trámites unos meses antes pero no había recibido respuesta.

Se estima que cobrará unos 140 mil pesos por mes más el retroactivo desde que dejó el cargo.

"Uno de los principios que integran el debido proceso, consiste en que tratándose de actuaciones administrativas, éstas se cumplan sin dilaciones injustificadas, con observancia de los pasos y términos que la normativa ha organizado para las mismas", sostuvo la jueza en su fallo.

Agregó que "en atención a la fecha de presentación del reclamo administrativo queda demostrado en autos que transcurrió un plazo que excede de lo razonable para que la autoridad administrativa dicte el acto correspondiente, encontrándose en mora de conformidad con lo dispuesto por la normativa aplicable".

Así, hizo lugar al amparo de Boudou para que la ANSES resuelva su reclamo.

El fallo se conoció mientras el ex vicepresidente se encontraba en el juicio oral por el caso Ciccone, en el que está acusado y afronta pedidos de hasta seis años de prisión.