La imagen que Euge subió a sus redes Junto a Francisco García Ibar, el futuro padre de su hijo.
La imagen que Euge subió a sus redes Junto a Francisco García Ibar, el futuro padre de su hijo.

"Nada más emocionante y hermoso que confirmar que vamos a ser padres. Fueron meses de mucha ansiedad y temores, también… Hoy a la distancia entiendo que sólo hay que comprender los tiempos de la vida. Que las cosas suceden, si tienen que suceder, cuando es el momento indicado, que desear con el corazón es imbatible y estar rodeado de amor es lo que sostiene y da fortaleza. Tengo al hombre más maravilloso del mundo, que complementó mi vida, y hoy juntos hacemos camino al andar @lamanada te amo amor…".

Así, con un mensaje conmovedor y lleno de amor para familiares y amigos, la actriz y conductora Eugenia Tobal (43) anunció el viernes en su cuenta de Instagram que dentro de seis meses, en diciembre de 2019, junto a Francisco García Ibar (36), serán papás por primera vez en sus vidas.

A mediados de marzo la actriz se hizo los estudios y dieron positivo. Ofelia, su mamá, fue una de las primeras en enterarse. Por la historia del embarazo que perdió Eugenia hace unos años, todos decidieron esperar los tres primeros meses –donde es mayor el riesgo de un aborto espontáneo– para que la noticia se haga pública.

Las primeras imágenes de la actriz luego de anunciar que iba a ser mamá.
Las primeras imágenes de la actriz luego de anunciar que iba a ser mamá.

Pasaron casi ocho años de aquel 2011, cuando Eugenia vio pasar su vida como si transitara sobre una montaña rusa. Había arrancado con una gran noticia: el noviazgo con su compañero de Los únicos, Nicolás Cabré.

Cinco meses después, en una decisión que sorprendió, se casaron por Civil, en una boda privada y blindada en Pilar. Poco más tarde llegó la noticia tan esperada: la de su embarazo. Pero en septiembre la gestación fue interrumpida por un aborto espontáneo, tristeza a la que Eugenia le sumó otro duro golpe: el fin de su relación con Cabré.

Lo que siguió aumentó su tristeza y dolor. Fueron tiempos de ataques de pánico, pérdida de peso y una angustia que iba a durar varios meses. Sin embargo, con la ayuda de sus padres (Ofelia y Pedro) y sus hermanos (Rubén y Guillermo), Eugenia comenzó a salir adelante.

Pronto llegaron algunos noviazgos que nunca se hicieron públicos, viajes por distintos rincones del mundo, trabajos en teatro y televisión –el último, la conducción de Cocineros de noche, de lunes a viernes a las 20 por la TV Pública–, y un sinfín de actividades que puso las cosas en su lugar.

En pleno proceso de recuperación, una de las experiencias más fuertes que viviría esta devota de la Virgen de Luján llegó en octubre de 2015, cuando viajó a Europa con sus hermanos y visitó al papa Francisco en la Plaza San Pedro. Así, ya de nuevo en carrera, esta amante de los animales, volcada de lleno a causas solidarias, en enero de 2018 conoció sin proponérselo y de manera casi casual a Francisco García Ibar, el futuro padre de su hijo.

En octubre de 2015, junto a sus hermanos Ruben y Guillermo, visitaron al Papa Francisco en la Plaza de San Pedro.
En octubre de 2015, junto a sus hermanos Ruben y Guillermo, visitaron al Papa Francisco en la Plaza de San Pedro.

Más que una mascota. Eso es lo que es Romeo en la vida de Eugenia. Porque además de ser el perro que la acompaña a todos lados, es el responsable de que haya conocido a su novio, mentor de La Manada, un refugio canino ubicado en pleno campo. "Quería que Romeo tuviera la experiencia de estar en una manada, pero no tenía ninguna intención de estar con ningún hombre. Él no sabía mucho quién era yo y de entrada no me prestó mucha atención. Entonces nos conocimos y estuvimos cuatro o cinco meses como amigos. No había tensión sexual ni nada. Yo estaba focalizada en otras cosas personales. Él hizo un trabajo fino y la relación se fue dando", confesó Eugenia hace un tiempo.

Lo cierto es que en el momento en que se conocieron, su mamá luchaba contra un cáncer que le demandaría varios meses de internación. Allí, el acompañamiento de Francisco y las buenas noticas sobre la recuperación de Ofelia terminaron abriendo el corazón de Eugenia, quien hoy, a los 43 años, va a cumplir uno de los máximos sueños que siempre tuvo: ser mamá. Como lo terminaría resumiendo ella en el mensaje donde anunció su maternidad:

"Tenemos familias maravillosas que hoy se conforman en una, y muy potente… Tenemos amigos de fierro… Y hoy también tenemos la bendición más hermosa en camino!!!!! Son muchas emociones. Sólo decirles gracias a todos por los mensajes hermosos de amor, bendiciones y buenos deseos".

Por Sergio Oviedo.

Fotos: Fabián Uset, archivo Atlántida e Instagram de ET.

SEGUÍ LEYENDO: