Invertir en el exterior: claves para aprovechar el insólito dólar financiero que crearon las nuevas trabas cambiarias

Las normas que buscan trabar la suba del dólar contado con liquidación abarataron mucho el giro de fondos a cuentas de inversión al exterior, siempre y cuando se trate de montos entre 2.000 y 34.000 dólares semanales

El costo del dólar cable o canje, para mover dólares al exterior con bonos, está en mínimos para operaciones de menos de USD 34.000 semanales (Reuters)
El costo del dólar cable o canje, para mover dólares al exterior con bonos, está en mínimos para operaciones de menos de USD 34.000 semanales (Reuters)

Desde que la Comisión Nacional de Valores (CNV) y el Banco Central endurecieron las trabas cambiarias para intentar sacar del radar al dólar contado con liquidación se generó una situación insólita en el mercado de capitales local, al menos para operaciones minoristas.

Como las nuevas normas sacaron a los grandes jugadores del mercado del dólar cable, al menos el visible, la brecha entre comprar dólares financieros para tenerlos en el país y hacerlo para invertirlos en el exterior prácticamente desapareció. Eso no es todo, el costo de mover dólares que están en el país hacia afuera se abarató aún más. De nuevo, al menos para los minoristas.

¿Cómo pasó esto? La CNV limitó a 50.000 bonos nominales la cantidad de títulos ley local que se pueden operar por semana y a otros 50.000 nominales los títulos ley extranjera que se pueden transar en el mismo período. Simplificando, entre esos dos cupos se pueden operar dólares financieros por -a precios actuales- unos USD 34.000 semanales.

“Aprovechando esa diferencia corta que se armó entre MEP y CCL aparece como muy atractivo invertir en el exterior” (Pignani)

Esto expulsó a los grandes jugadores, que tuvieron que mudarse a otro mercado -el Senebi- o a otros activos, como acciones y Ledes. Mientras tanto, el dólar contado con liquidación y el dólar cable tradicionales quedaron reducidos en operaciones y, gracias a la intervención que hace el Banco Central para contener la brecha cambiaria, quedaron más baratos en términos relativos.

En particular, uno de los resultados más curiosos que obtuvieron las nuevas medidas fue el de abaratar el “dólar cable”. Es decir, el costo de utilizar bonos para mover dólares que están en el país al exterior, por ejemplo, para invertir en activos de Wall Street y otros mercados. Ese costo de partir de dólar local a dólar en exterior, el cable, solía rondar los 3 a 3,5 puntos porcentuales y desde las nuevas medidas -aunque volátil- tendió a caer y hasta tocó cero. O sea, hizo indiferente en términos financieros tener dólares en el país o en una cuenta de inversión en el exterior. En el gráfico siguiente se ve cómo se desplomó luego del 12 de julio, cuando empezaron a regir las medidas.

Entonces mover dinero al exterior, siempre y cuando se trate de montos menores a USD 34.000 semanales, es hoy más fácil y económico que antes de las trabas cambiarias.

Esto se da en un contexto en el que las aplicaciones para minoristas son un boom en el mundo y que ya dieron pasos importantes incluso en el mercado local. Inviu, Invertir Online, Balanz y Portfolio Personal son algunas de las marcas de esas plataformas que permiten invertir tanto en el país como en mercados del exterior.

“Son plataformas en las que, como en una sociedad de Bolsa, tenés que abrir una cuenta. El proceso es similar o más fácil que el de una cuenta bancaria, con datos de ingresos y de identidad. Es, desde ya, exclusivamente para dinero declarado, así que no hay otra complicación más que la de cualquier otra inversión en blanco”, resumió Lucía Pignani, economista especialista en el mercado de capitales.}

“El costo impositivo por invertir en el exterior es algo más caro, pero no está particularmente castigado, 15 por ciento” (Lejtman)

“Hay distintas plataformas que te permiten, teniendo la cuenta local, tramitar una cuenta de inversión internacional. No suele ser más que un click y tarda, la apertura, desde unas pocas horas hasta 72 horas. En general, te exigen un mínimo de USD 2.000 para empezar, que tiene algo de sentido porque es un monto que te permite alguna compra que valga la pena”, agregó la especialista.

“Y en cuanto a las comisiones, algunas cobran fees anuales que rondan el 0,65% del capital que operás, con lo cual son buenas plataformas para trading: comprar y vender seguido, dado que no suelen cobrar por cada operación”, concluyó Pignani.

Una preocupación común de los inversores minoristas que se animan a moverse a mercados del exterior es el costo impositivo. Pero para los especialistas, si bien el costo impositivo es menor, hoy por hoy no está seriamente castigado.

“En cuanto a Impuesto a las Ganancias, se paga un 15% sobre el resultado en moneda dura. Pero como el resultado se calcula en pesos al tipo de cambio oficial, el inversor gana en un dólar de $165 pero tributa por un dólar que cotiza cerca de $100. Con lo cual se suaviza mucho. También por el hecho de que se tributa por el momento en que se realiza la ganancia, por ejemplo cuando se vende una acción, pero se paga casi un año después y en pesos. La inflación también lo suaviza”, dijo Daniel Lejtman, socio de Lisicki, Litvin & Asociados.

“En cuanto a Bienes Personales, en 2021 por el momento no hay un tratamiento diferencial para las inversiones en el exterior. Muy probablemente eso se modifique pronto, para ir a un esquema como el que rigió hasta el año pasado en el que la alícuota máxima a nivel local era del 1,50% y en el exterior del 2,25%”, agregó el tributarista. “En resumen, es algo más caro pero no está particularmente castigado”, concluyó.

Operación simple

Las plataformas, mientras tanto, hace tiempo que facilitaron estos movimientos entre mercados. “El procedimiento es tan sencillo como abrir una cuenta en una red social”, dijo José Bano de Invertir Online. “Algunos datos de identidad, algunas selfies, no más de unos minutos”, agregó.

“Nuestro objetivo es facilitar el acceso a todas las inversiones, locales o no. En ese sentido, desde la apertura de la cuenta para operar en el mercado local sólo hay que clickear una opción extra para poder invertir además en el exterior. Esto generalmente toma pocas horas, pero algún error en la carga de datos puede llegar a demorarlo 72 horas”, dijo Ignacio Sagues, CEO de Inviu.

La operatoria para mover fondos a una cuenta de inversión internacional es la tradicional que se sigue para la compra de dólar contado con liquidación (Reuters)
La operatoria para mover fondos a una cuenta de inversión internacional es la tradicional que se sigue para la compra de dólar contado con liquidación (Reuters)

En cuanto a la operatoria para mover fondos a una cuenta de inversión internacional, se trata del proceso tradicional de compra de dólar contado con liquidación. Si se parte con pesos, típicamente se compra un bono como el Bonar 30 y luego del período de parking -48 horas- se lo revende bajo el código AL30C, con “C” de cable.

Típicamente se compra un bono como el Bonar 30 y luego del período de parking -48 horas- se lo revende bajo el código AL30C, con “C” de cable

Si se parte con dólares, mientras tanto, se compra ese u otro bono en la operación en dólar (AL30D) y se lo revende después del mismo período de parking bajo el mismo código del ejemplo anterior, AL30C. Este movimiento es el que más se abarató en las últimas semanas.

Aprovechando esa diferencia corta que se armó entre MEP y CCL aparece como muy atractivo invertir en el exterior. Y los minoristas lo están haciendo, más que nada, para ir a acciones de empresas renombradas como Apple, Amazon, Tesla y otras. También está la opción de invertir en ETF, fondos que siguen el comportamiento de índies y sectores, que es interesante como forma de diversificación pero no siempre el minorista lo prefiere por no estar acostumbrado”, agregó Pignani.

SEGUIR LEYENDO:

Información provista porInvertir Online