(AFP)
(AFP)

Luego de las explosivas declaraciones de Carlos Tevez y otras menciones de Darío Benedetto días atrás, Carlos Izquierdoz habló de la Superfinal que Boca perdió ante River. El defensor "xeneize" se refirió puntualmente a la acción previa del tercer tanto en tiempo de descuento de Gonzalo Martínez, que decretó el triunfo millonario por 3 a 1 en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid.

¿"Por qué lo corrí al "Pity" hasta el final? Es mi forma de ser. Mi carrera la llevé a cabo siempre con mucho esfuerzo y dejando todo. Esta no iba a ser la excepción, era lo que correspondía", declaró el "Cali", quien fue uno de los jugadores más destacados por el hincha de Boca debido a su entrega en el cierre del partido.

El gol del "Pity" Martínez en Madrid

"Cuando salió el pase y empezamos a correr ya me llevaba una ventaja, era muy difícil que lo pudiera alcanzar. Para eso, (Gonzalo Martínez) iba a tener que sufrir un calambre o algo por el estilo. Teniendo en cuenta las características del "Pity", con lo rápido que es, iba a ser casi imposible alcanzarlo, pero había que correrlo igual y entregar lo poco que me quedaba por respeto al hincha, a mis compañeros y a toda la gente que siempre nos apoya. Analizándolo después, creo que fue lo más correcto que pude haber hecho", precisó.

Izquierdoz reconoció que "fue un semestre cargado, lindo, pero con mucha tensión" el que vivieron a fines de 2018. "Con un estrés extra, más de lo que estábamos acostumbrados", admitió en diálogo con Radio La Red. Y aunque sostuvo que la final "fue muy pareja", felicitó a River por la obtención del título: "Se nos escapó por poco. Ellos se llevaron la Copa y los felicitamos. A nosotros no nos queda otra que volver a lo mismo, esforzarse y trabajar porque en este club estamos obligados a pelear por todo".

(EFE)
(EFE)

Sobre la capitanía que muchos le pedían, y que finalmente quedó en manos de Carlos Tevez, el zaguero no quiso polemizar y aseguró: "Yo tengo seis meses nada más en el club. Carlos (Tevez), con más recorrido, es el emblema para el fútbol de nuestro país y para el equipo. Era obvio que tenía que ocupar él ese lugar. Yo aporto desde donde me toque".

Para terminar, contó cómo se imagina que será recibido el equipo en la Bombonera el domingo ante Godoy Cruz, en el primer partido como local luego de la frustrada final de Copa Libertadores. "Lo viví desde afuera y era algo increíble. Ahora, desde adentro es algo mayor. Lo que valoro de la gente de Boca es el respaldo en la Bombonera, los banderazos a la salida del hotel y en nuestra partida hacia Madrid. La gente de Boca siempre muestra el cariño y por algo es lo más grande que hay. No soy tribunero, es la realidad. Estoy seguro que el domingo la cancha va a explotar".

SEGUÍ LEYENDO: