La pick up F-150 Raptor está especialmente desarrollada por el equipo Ford Performance de alto rendimiento.
La pick up F-150 Raptor está especialmente desarrollada por el equipo Ford Performance de alto rendimiento.

La pick up más vendida del mundo. La principal credencial de la Ford F-150 es tan absoluta como incompleta. Porque se trata justamente de una F-150, un ícono de 43 años que constantemente evoluciona y que demanda mucho más que una definición para poder explicarse. La más producida en la historia de los Estados Unidos, la más vendida incluso por encima de los autos desde 1986, la más tecnológica, la que se atreve a un futuro eléctrico inmediato. Y ahora, además, la más potente que jamás haya desembarcado en la Argentina, un país con enorme tradición en pick ups, y en donde la F-150 tiene alguna cuenta pendiente.

Si bien hace unos meses está en etapa de preventa, 2020 es el mojón inicial para la historia moderna de la F150 en la Argentina. Y también para su versión más radical, la F-150 Raptor, especialmente diseñada y desarrollada por Ford Performance, la división que produce los vehículos más extremos del Óvalo. Nunca hubo en el mercado local una pick up de estas características, con tremenda performance deportiva y un universo tecnológico tan avanzado.

El interior derrocha tecnología e información: tiene dos pantallas de 8 pulgadas.
El interior derrocha tecnología e información: tiene dos pantallas de 8 pulgadas.

Una mole de 2.500 kilos, con un motor naftero de 3.5 litros, biturbo, que genera 456 caballos de potencia, y un resultado escalofriante: apenas seis segundos para llegar de 0 a 100 km/h (un Mustang lo hace en 4,8 segundos, por ejemplo). Bestial. Pero sólo un dato frío, apenas una muestra de todo lo que la F150 Raptor puede ofrecer. Ford la presentó recientemente en Pinamar en ocasión de una travesía por los médanos que contó con más de 170 camionetas y en donde participó Infobae AUTOS. El recibimiento que esta nave insignia se merecía.

En Ford Performance los desarrollos no son superficiales o simples mejoras incorporadas al modelo original, sino que las reformulaciones que le realizan a cualquier modelo que pase por ese equipo son bien profundas y estructurales, sin perder la concepción original del vehículo, por supuesto. En este caso, la F-150 Raptor, por ejemplo, cuenta con una carrocería hecha con aleación de aluminio y un chasis de acero, ambos de alta resistencia. Según Ford, decidieron trabajar con aleaciones de aluminio para aumentar el espesor donde fuera necesario y lograr mayor resistencia sin aumentar el peso.

Ford lanzó la F-150 Raptor en Pinamar y la acompañó con una travesía con más de 170 camionetas de la marca.
Ford lanzó la F-150 Raptor en Pinamar y la acompañó con una travesía con más de 170 camionetas de la marca.

De todas maneras, es una pick up grande, de las denominadas full size, que ronda las dos toneladas y media de peso y compite directamente con la RAM que también se vende en la Argentina. Parece no sentir el kilaje y sobrarle paño al motor V6 de 456 caballos de esta Raptor. Es una delicia tecnológica: 3.5 litros, biturbo, 24 válvulas, con enfriador de aire, doble turbo cargador y de alta potencia con inyección directa e indirecta, y 691 Nm de torque. Además, se acopla con una caja automática de 10 velocidades con levas al volante.

Las versiones Raptor están concebidas principalmente para la diversión. Con esa premisa, el catálogo tecnológico incluye el Terrain Managment System, el sistema de doble tracción exclusivo de la F-150 Raptor que gestiona las diferentes variables del vehículo y ofrece seis opciones de manejo preestablecidas: Normal, Baja (en referencia a la mítica competencia de Baja California), Sport, Weather (resbaladizo), Mud/Sand (barro/arena) y Rock Crawl. El complemento de este dispositivo son los amortiguadores Fox Racing Shox, que brindan una amortiguación variable continua y los neumáticos BF Goodrich All Terrain montados sobre impactantes llantas de aluminio de 17 pulgadas.

Así fue la presentación de la Ford F-150.

El habitáculo de la F-150, además de espacio, derrocha sobriedad, información y tecnología. Ofrece dos pantallas de ocho pulgadas, una en el centro del tablero de instrumentos, y otra táctil de igual tamaño con un sistema multimedia compatible con Apple Car Play & Android Auto. Y agrega un sofisticado sistema de audio con 10 parlantes más subwoofer. El conductor disponte de ajuste eléctrico para su butaca (también el acompañante), pero además puede regular electrónicamente la pedalera y el volante (forrado en cuero y calefaccionado) y memorizar dicha posición.

Bestial: tarda apenas seis segundos en llegar de 0 a 100 km/h, aunque pesa dos toneladas y media.
Bestial: tarda apenas seis segundos en llegar de 0 a 100 km/h, aunque pesa dos toneladas y media.

Entre toda la artillería tecnológica, sobresalen los dispositivos que asisten al conductor. Es lo que Ford denomina Co-Pilot 360, y abarca al sistema de Información de punto ciego, el sistema de mantenimiento de carril, el asistente de pre-colisión con frenado autónomo de emergencia y detección de peatones (acciona los frenos autónomamente para ayudar a evitar una posible colisión), el control de velocidad crucero adaptativo (regula la velocidad tomando como referencia la distancia con el vehículo de adelante) y la cámara integrada 360° (utiliza cuatro cámaras: una en la parrilla, otra en el portón de la caja de carga y una debajo de cada espejo lateral).

Mirá cómo anda la F-150 Raptor.

A todo esto le suma un pack de seguridad de realmente de vanguardia: airbags frontales, laterales delanteros y de cortina, además de cinturones de seguridad traseros inflables, especialmente diseñados para proveer protección adicional porque reparten el impacto sobre una superficie más amplia que los dispositivos tradicionales.

“Es la camioneta más fabulosa que fabricamos en la historia”, dijo Gabriel López, presidente de Ford Argentina, sobre esta Raptor que va a estar en los concesionarios desde febrero a 85.000 dólares. Son productos de nicho y extremos, por lo tanto los precios se corresponden con esa condición. La historia de Ford y los atributos de la F-150 son los encargados de demostrar que vale lo que cuesta.

La clásica travesía de Ford fue la bienvenida a la F-150, la pick más vendida del mundo.
La clásica travesía de Ford fue la bienvenida a la F-150, la pick más vendida del mundo.

SEGUÍ LEYENDO: