La actriz Jorgelina Aruzzi, referente a favor de la legislación, fue una de las que primero salió a plantear su postura en disidencia con las palabras que esgrimió Marcela Morelo, quien adoptó a tres hermanos y declaró que agradecía que la madre biológica no haya interrumpido sus embarazos.

"Por favor a los legisladores que piensen en las mujeres que mueren, en madres trabajadoras, en niñas abusadas. Tiene que salir la ley", comenzó diciendo la actriz. "Yo estoy en contra del aborto", interrumpió Legrand y la respuesta de Aruzzi sorprendió: "No aborte, Mirtha".

Enseguida, quien salió al cruce fue Analía Franchín quien dijo que "no soportaba cierta postura cool de algunas actrices frente al tema. Cuando escucho a una famosa diciendo que conoció a un montón de amigas a abortar, como si fueran a depilarse, me choca mucho. No estoy a favor ni en contra", agregó la periodista.

Por su parte, Ángela Torres – protagonista de "Simona" – sostuvo en forma inmediata que le parecía "una tontería su comentario y no había nada de cool. Nos estamos uniendo y luchando contra esta realidad", concluyó la actriz.

Mirtha alertó a todos al decir "Como se va a legislar y como se va a financiar porque cuesta una fortuna", y Aruzzi volvió a retrucar: "Más fortuna cuesta una mujer desangrada en un hospital, cuando por una pastilla esa madre seguiría viva".  

Recordemos que el próximo miércoles, el Congreso discutirá en Diputados el proyecto de ley para despenalizar el aborto. En caso de conseguir media sanción, el proyecto pasará a Senadores. Todo indica que el debate en la cámara baja será reñido y hasta el momento con resultado incierto.

SEGUÍ LEYENDO