(Video: Entrevista de Juan Alberto Badía y Susana Giménez / Volver)

Corría el año 1974. El ex campeón del mundo de boxeo, Carlos Mónzón, y la joven actriz y vedette Susana Giménez habían sido convocados por el director de cine Daniel Tinayre para encabezar La Mary. No se trataba de cualquier película, ya que tenía escenas de sexo y de desnudez poco habituales para la época. Y, además, había un condimento especial: en medio del rodaje, sus protagonistas se enamoraron.

En este contexto, un joven "notero" llamado Juan Alberto Badía había decidido desafiar a la pareja a entrevistarse mútuamente para Teleonce. Y entre ellos se dio un divertido diálogo, en el que un tímido Monzón era prácticamente apabullado por la verborrágica Susana.

"¿Qué te recuerda más de la película?", le preguntó el boxeador a su compañera a instancias de Badía. "¡Ay, Carlos! ¡Qué sé yo! Todo… La hice con mucho amor, con mucho cariño y estoy muy contenta. Yo pienso que cada escena fue una pequeña experiencia", respondió la actriz.

"¿Y qué te parece la vestimenta de la película?", volvió a preguntar, pícaro, Monzón sabiendo por dónde venía la respuesta. "El vestuario es horrible, realmente, es horrible. Pero pienso que pertenece a una clase social definida y a una época, así que lo tenemos que cumplir. El no está muy contento con esa camisa y ese pantalón, ¿te das cuenta? Y yo tampoco con esto (que tengo puesto)", señaló Susana.

Una de las escenas más fogosas de Susana Giménez y Carlos Monzón en “La Mary”
Una de las escenas más fogosas de Susana Giménez y Carlos Monzón en “La Mary”

Entonces, Badía se dirigió al púgil y le dijo: "Supongo que vas a preguntarle qué opina del señor Carlos Monzón…". "¿Qué opina de Monzón como actor?", le preguntó el ex campeón a Susana. Y ésta, sin dudarlo y sonriendo, respondió: "Buen tipo, buen tipo…Es un buen boxeador".

Pero luego agregó: "Carlos es una sorpresa y te lo puedo decir no sólo yo, que soy parte interesada, sino también la gente de afuera. Es una sorpresa para todos. Es un tipo que tiene una gran plasticidad. Es muy inteligente, es muy vivo. No hay que repetirle las cosas. Tiene una gran naturalidad y estamos todos un poco sorprendidos por cómo se ha desarrollado la actividad".

"Podés tomarte la revancha, ahora…", le dijo entonces Badía a Susana, instándola a preguntarle a Monzón por ella. "¡Estás loco! No me atrevo: a ver si me dice alguna macana. Paso", respondió la Giménez.

Entonces Badía tomó la palabra y le preguntó al boxeador: "¿Seguís pensando que si esta película te muestra en la pantalla bien, vos te sentís bien y tus amigos te dicen que estás bien, te quedaría un futuro como actor?". "La verdad es que sí. Propuestas tengo, como esta que me gusta y estoy haciendo con mucho entusiasmo, contestó Monzón.

Susana Giménez y Carlos Monzón en “La Mary”
Susana Giménez y Carlos Monzón en “La Mary”

"¿O sea que el boxeo, definitivamente, se acabó? ¿A pesar del resultado de la última pelea que pudimos ver en la Argentina, en la que (Rodrigo) Valdéz le gana a (Bennie) Briscoe con ese título que es de Monzón?", insistió Badía, haciendo alusión a la supuesta decisión de Carlos de colgar los guantes. "La verdad que yo no la vi a la pelea, pero sentí los comentarios. Y creo que ninguno de los dos puede ganarme a mí", respondió el boxeador.

"¿Ese 'creo' o ese 'no pueden ganarme a mí' no se va a ver arriba de un ring?", volvió a preguntar Badía. "Puede ser que sí, puede ser que no. Hay que estudiar las ofertas", respondió Monzón. "Hasta hace poco, la imposibilidad era total. Y ahora que sabemos que uno quedó knockout y otro internado, es posible que Monzón les enseñe el camino verdadero", concluyó entonces Juan Alberto.

Luego, volviendo a Susana que había encendido su cigarrillo, Badía le preguntó: "¿La vida que estás haciendo en estos meses es la que te está haciendo adelgazar tanto?". "Me estoy acomplejando, porque todo el mundo me dice que estoy muy flaca. Pero sí, es probable que sea mucho trabajo y poco descanso. Y un régimen que hice antes del verano, que ya se lo conté a todo el mundo", respondió ella.

"Lo del cine puede tener un término en pocos días más, que finaliza la filmación de La Mary y quedará el doblaje. Así que quedará el teatro", le dijo Badía. "Sí, también tengo que hacer un programa de televisión que quedó del año pasado. Y no creo que haga nada más, por lo menos hasta octubre que viajo y me voy devuelta a hacer comerciales", concluyó Susana.

Susana Giménez
Susana Giménez

Por aquellos años, ni la Giménez ni Monzón imaginaban todo lo que le depararía el destino años más tarde. Ya que en 1988, una década después de que ambos terminaran su relación, ella sería la conductora más importante de la Argentina con su clásico Hola Suana. Y él estaría tras la rejas, cumpliendo su condena por el femicidio de Alicia Muñiz.

SEGUÍ LEYENDO