Era una secreto a voces. A voces silenciadas, en verdad. Porque tanto Valeria Bertuccelli como Ricardo Darín desmintieron una y mil veces que haya existido un conflicto entre ellos, plasmado en la partida de la actriz de Escena de la vida conyugal, en 2014. Y que pese al éxito de la obra dirigida por Norma Aleandro, cada uno tenía proyectos laborales disímiles y no era oportuno continuar. La reemplazó entonces Érica Rivas, quien tiempo después también se enfrentaría con el actor, con quien filmó la película La Cordillera.

Pero este martes, a casi cuatro años de su renuncia, Bertuccelli relató -en una entrevista que le realizó Luis Novaresio para su programa LNE– que había sido maltratada por Darín, aun cuando eran amigos. Y en un reportaje íntimo, a corazón abierto, una Valeria confesional dejó estas frases destacadas:

1. Me sentí muy mal, la pasé muy mal, hubo un par de veces que me desmayé en bambalinas.

2. Profesionalmente sentía que había algo del trato que no la estaba pasando bien. (La de Darín) era una manera en la que no se trata a una compañera de trabajo.

3. Él me pedía disculpas cada vez que ocurría algo, pero después volvía a suceder.

4. Lo primero que hice fue hablar con Ricardo, que era un amigo. Entonces me dijo: "¿Vos ya lo hablaste con alguien? Yo lo que te pido es que me des un par de meses para pensar qué decir, para que no hablen pavadas".

Darín y Bertuccelli, en una de las fotos oficiales de “Escenas de la vida conyugal”
Darín y Bertuccelli, en una de las fotos oficiales de “Escenas de la vida conyugal”

5. Me llamó (la encargada de prensa de la obra) Raquel Flotta y me pidió que dijéramos que a Ricardo le había salido una película y a mí también. Muy ingenuamente le dije: "Bueno, lo único que espero es que no digan que me echaron". Y dijeron algo mucho peor: que había tenido un romance, que le había comentado a mi marido (Gabriel Fernández CapelloVicentico) y me había sacado de una oreja.

6. Gaby se lo bancó bien. Muchas veces estuve a punto de querer ir a hablar, pero a la vez era: 'No, esto lo resuelvo yo'. Y (Gaby) me dijo: 'Te entiendo y me parece genial'.

7. No me importa hablar de la fidelidad pero sentí que me pegaban en un lugar muy preciado, y me reducían a uno tremendo. Me podría haber enaltecido y sin embargo me humilló tremendamente.

8. Lo que pasó después fue muy tremendo. Siento un alivio tan grande… Porque me sentía mal de hablar pero me sentía muy mal de no hablar.

9. Era muy amiga (de Darín), ya no; y éramos muy amigas las familias.

10. Lo enaltecería pedir disculpas. Después le pasó con Érica (Rivas) también.

11. Ganaba muy bien: yo cobraba seis puntos y Ricardo cobraba 30. La desigualdad era tremenda.

SEGUÍ LEYENDO