Susana Balbo, presidente del W20 (Martín Rosenzveig)
Susana Balbo, presidente del W20 (Martín Rosenzveig)

Durante toda la mañana, más de 200 mujeres del sector público y privado debatieron recomendaciones para la Argentina y también para el Grupo de los 20, el foro económico más importante del que participa Argentina y que -además- este año preside.

Lideradas por la diputada Susana Balbo, chair del W20, y por la empresaria Andrea Grobocopatel, cochair, discutieron propuestas en 9 mesas de trabajo: la Mujeres Rurales, Acceso y uso de las Tecnologías, Acceso al Cuidado y Trabajo, Violencia de Género y Acceso a la Justicia, Mujeres Emprendedoras en el Mercado Formal, Mujeres Emprendedoras en el Mercado Informal, Mujeres Empresarias, Salud Sexual y Reproductiva, Mujeres Líderes en el Sector Público, Mujeres Líderes en el Sector Privado.

Finalmente, acordaron seis recomendaciones transversales:

1.Generar políticas de estado para la protección e independencia económica en mujeres víctimas de violencia con planes de capacitación e inserción laboral. Licencia laborales flexibles en el sector público y privado sin exigir denuncia previa.

2. Garantizar el acceso a la justicia de todas las mujeres en situación de violencia a través de un mapeo de las rutas de asistencia existentes, la descentralización y ampliación de los servicios de protección y asistencia integral.

3.Creación de un sistema federal, integral y universal de cuidado en términos de co-responsabilidad social. Debe incluir servicios e infraestructura de calidad y profesionalizados, con regulaciones para extender licencias de alcance universal, (maternidad extendida, paternidad hasta igualar la maternidad, y licencias familiares). Visibilizar la contribución económica del trabajo de cuidado no remunerado.

4. Garantizar servicios públicos y privados integrales de salud sexual y reproductiva para todos los y las adolescentes, jóvenes y adultos, en espacios confidenciales, seguros y de calidad, con horarios extendidos y que cuenten con un sistema de registro y monitoreo de implementación, garantizando el acceso efectivo a una amplia gama de métodos anticonceptivos modernos, aceptables y asequibles, para prevención de HIV-Sida y Enfermedades de Transmisión Sexual. Garantizar el efectivo cumplimiento de la Ley de Educación Sexual Integral en todo territorio argentino.

5.No criminalizar el aborto.

6.Establecer políticas para incrementar la participación de empresas lideradas por mujeres en las compras y contrataciones públicas en los distintos niveles gubernamentales nacionales e internacionales.

Además de estos seis puntos, se elaboraron propuestas para la inclusión laboral, digital, financiera y para la mujer rural; los cuatro ejes centrales elegidos por la presidencia argentina del Women 20.

La ministra Carolina Stanley en el cierre del evento
La ministra Carolina Stanley en el cierre del evento

El debate se realizó de manera armoniosa durante toda la jornada, aunque sí hubo una mesa más compleja: la de Salud Sexual y Reproductiva. En este grupo, la discordia se centró en la despenalización del aborto.

El mecanismo para acordar las recomendaciones es por consenso lo que hizo que ese grupo siguiera debatiendo cuando el resto ya había llegado a sus conclusiones e, incluso, ya estaba almorzando. Finalmente, y sin que todas las integrantes de la mesa quedaran satisfechas, acordaron dos recomendaciones: garantizar servicios públicos y privados integrales sobre salud sexual y reproductiva en espacios confidenciales y la no criminalización del aborto.

Pedro Villagra Delgado, el sherpa argentino del G20 (Martín Rosenzveig)
Pedro Villagra Delgado, el sherpa argentino del G20 (Martín Rosenzveig)

Este Foro Nacional fue la culminación de un proceso largo, que llevó dos meses, en los que 2.530 mujeres de todo el país debatieron las implicaciones, buenas prácticas y posibles soluciones a los principales obstáculos detectados en sus actividades a nivel nacional.

Balbo y Grobocopatel llevarán estas propuestas al resto de las delegaciones del G20 con el objetivo de que algunas de ellas lleguen al comunicado oficial de la Cumbre de líderes de Estado del 30 de noviembre y 1 de diciembre. Además, se espera que en el plano nacional también tengan un efecto, ya que los ministerios nacionales recibirán un documento con todo este trabajo.

Seguí leyendo: