La Cámara de Diputados selló lo que se había gestado en la reunión del martes entre representantes del Gobierno y el bloque Argentina Federal, representante de los gobernadores, para seguir avanzando en la aprobación del Presupuesto 2019. Con firmas el oficialismo y el apoyo de esta bancada -a excepción de Diego Bossio-, obtuvieron dictamen de mayoría la adenda al Consenso Fiscal y el aumento en Bienes Personales. 

El primero, explicaron desde Cambiemos, apunta a "acelerar la consolidación fiscal, refiriendo principalmente al equilibrio de las cuentas públicas, armonización de las competencias, servicios y funciones a cargo de las distintas jurisdicciones".

Con respecto a los Bienes Personales, el proyecto establece que se eleva el mínimo no imponible a 2 millones de pesos y se instaura una alícuota progresiva: quienes declaren bienes por entre $2.000.000 y $5.000.000 pagarán una tasa de 0,25%; de $5.000.000 a $10.000.000 pagarán 0,50%, y a partir de los $20.000.000, 0,75%.

Diego Bossio
Diego Bossio

En tanto, la valuación fiscal que se va a utilizar es la de 2017 actualizada por inflación hasta tanto esté operativo el organismo federal que deberá crearse. En el caso de los inmuebles rurales, se instaura un 0.25% plano. Los cambios en las alícuotas operan ha partir del período fiscal 2019.

En el debate, Diego Bossio se diferenció de su interbloque y consideró el proyecto "un retroceso". Además, resaltó que tanto Sergio Massa, líder del Frente Renovador -que tampoco apoyó- y Miguel Ángel Pichetto, presidente del bloque del PJ en el Senado, "no están de acuerdo" con el texto.

"No es una propuesta nuestra aumentar el impuesto a los bienes personales. Creemos que es un retroceso. Un nuevo impuesto discutido en esta coyuntura no ayuda", resumió.

Luciano Laspina
Luciano Laspina

Ante esto, el presidente de la comisión, Luciano Laspina (PRO), se escudó en que el aumento "es una de las propuestas de la adenda fiscal" y afirmó que aumentar el mínimo no imponible es para "generar más progresividad, sacar a la clase media precisamente del alcance de bienes personales". 

Con respecto al revalúo de Impuesto a las Ganancias para empresas, lo que se acordó es que ahora para ajustar los balances se pase a tomar en cuenta el Índice de Precios al Consumidor (IPC) y no más el Índice de Precios Internos al por Mayor (IPIM).

Esto es porque, acorde a la ley vigente, las empresas podían ajustar sus balances cuando el IPIM superara el 100% en tres años hasta 2020 o cuando un período superara el 33% anual, algo que ocurrió en agosto. Ahora se busca que el ajuste por inflación pase del 33% al 55% para este año, 30% para 2019 y 15% para 2020. 

Axel Kicillof (@DiputadosAR)
Axel Kicillof (@DiputadosAR)

"Se prevé introducir modificaciones en la normativa relativa a la forma en que los organismos de contralor pueden recibir balances y estados contables, implementando las Normas Internacionales de Información Financiera del Consejo de Normas Internacionales de Contabilidad (NIIF) para que el ESTADO NACIONAL lleve a cabo un proceso de eliminación y simplificación de normas que agilicen las gestiones del ciudadano y eviten el dispendio de tiempo y costos", explicaron.

Por último, se incluyó al régimen del monotributo un tratamiento especial para pequeños productores cañeros y tabacaleros de provincias como Misiones, Salta, Jujuy, Corrientes, Tucumán y Catamarca.