En la Choza Beach Store, Vitto ofrece su ropa custodiada. Foto: Fernando Venegas/ Para Ti
En la Choza Beach Store, Vitto ofrece su ropa custodiada. Foto: Fernando Venegas/ Para Ti

Dicen que viajar es la mejor manera de perderse, pero, al mismo tiempo, de encontrarse a uno mismo… Y eso era exactamente lo que buscaba Vitto Saravia (30) luego de una seguidilla de escándalos mediáticos que la tuvieron como protagonista, tanto de un lado como del otro del charco.

Recordemos que todo arrancó cuando se la señaló como la tercera en discordia en la separación de Zaira Nara y Diego Forlán en 2012. "No creo que haya sido beneficioso, ella es una chica muy querida del ambiente y por pensar que había una competencia muchas veces no me llamaban a desfiles porque iba a estar ella", confesó la charrúa, que tiempo después estuvo de novia con el futbolista Pablo Mouche, trabajó como panelista en Desayuno Americano y participó en el Bailando por un Sueño.

Sin embargo, en 2016 decidió patear el tablero e irse a probar suerte a Nueva York, donde no la conocía nadie, y sin ningún proyecto en vista. "La verdad es que, aunque estaba haciendo una carrera re linda en Argentina, me agoté un poco de los medios y de estar pendiente de lo que la gente quería de mí. Necesitaba descubrir realmente qué era lo que quería hacer con mi vida", admitió con honestidad, alejada por completo de su pasado farandulero. Y recordó: "Al principio me fui sin visa, básicamente para saber cómo era la ciudad y si era para mí. Hasta que a fin de año entré a mi primera agencia, State Management, y pude empezar los papeles. Trabajé como modelo comercial e influencer. Hace poco me cambié a Aperture, que es una nueva sección de la agencia de Wilhemina (¡top 5 de las mejores del mundo!) encargada de los actores. Así que cuando vuelva a Estados Unidos voy a empezar a audicionar como actriz".

“Estuve en pareja muchos años y ahora no quiero perder más el tiempo. Estoy esperando al hombre que me eleve. Cuando me enamore lo voy a saber”. Foto: Fernando Venegas/ Para Ti
“Estuve en pareja muchos años y ahora no quiero perder más el tiempo. Estoy esperando al hombre que me eleve. Cuando me enamore lo voy a saber”. Foto: Fernando Venegas/ Para Ti

Mientras tanto, Vitto disfruta de unos días en Punta del Este junto a su familia uruguaya y amigos. Además, aprovechó para traer la primera colección de Vintage Reformation, una marca de ropa de lujo customizada que durante el verano se puede comprar en La Choza Beach Store (José Ignacio) o en La Marina Natura (La Barra). También se puede encargar a través de su Instagram (@vintagereformation), pagar con tarjeta y recibir por correo en cualquier lugar del mundo.

"Es un emprendimiento súper nuevo que empecé hace tres meses con Ludmila, una amiga uruguaya que trabaja como productora de moda en Nueva York. La idea surgió porque la ropa de buena calidad es muuuuyyy cara… Por eso yo siempre fui de comprar ropa usada en los viajes. Me parece la mejor opción para comprar prendas únicas y a un precio accesible –revela en su primera nota como fashion designer–. También es una manera de hacer moda sustentable porque nosotras no fabricamos y no contratamos a empleados en malas condiciones. Lo único que hacemos es encontrar piezas de marcas (como Dior, Ralph Lauren, Carolina Herrera) con potencial y las reformamos. Tal vez le sacamos las mangas a un saco y se la ponemos a otro".

Por el momento tienen alrededor de 150 prendas que arrancan desde los US$ 50 las más baratas hasta US$ 300. Menos zapatos, lo tienen todo: ropa de hombre, mujeres, unisex, bolsos, camisas, vestidos, pantalones… Así lo describió la morocha: "Toda nuestra colección se mantiene en la onda de los '70 y '80. Nos encanta mezclar la noche y el día, el oversize y jugar con los límites entre lo femenino y masculino".

-Cuando te fuiste de Argentina tenías un look más sexy y parecido al del mundo de las vedettes, ¿sentís que cambiaste tu imagen en Nueva York?
-Sí, irme del país me permitió ser más yo. Cuando trabajaba en los medios argentinos adopté la moda que usaban las otras chicas, pero afuera de la tele yo era más jugada con mis looks. Siempre fui una chica cambiante y no me da miedo arriesgarme. Me aburro fácil, así que suelo cortarme el pelo, teñirme o inventar estilos diferentes.

-¿Es fácil conseguir castings en Estados Unidos?
-El día que firmé el contrato en mi nueva agencia me dijeron que iba perfecto para audicionar en la nueva temporada de Narcos y Orange is the New Black. Pero justo tenía previsto el viaje a Punta. Por el momento sólo trabajé como modelo, hice una campaña de Fila y Pop Sugar. Lo bueno es que allá no vivís de casting en casting porque las agencias te mandan directamente a los que tenés muchas chances de quedar. Igual no aspiro a ser la modelo de Armani… Estoy en una búsqueda personal donde lo único que quiero es progresar y poder vivir de mi trabajo.

-¿Pensás volver a vivir a Uruguay o Argentina?
-Quizás en algún momento, pero por ahora estoy muy bien viniendo de visita. La verdad es que no extraño sentirme famosa porque nunca se sabe si quedás en los trabajos porque sos realmente buena o porque sos conocida. En cambio, triunfar en Nueva York es estar en las grandes ligas. Allá están los mejores de todo. Además, ya estoy instalada, armé un grupo de amigos divino y me manejo como si hubiese vivido en el mismo lugar toda la vida.

UNA CHARRÚA SUELTA EN NYC. A los 30 años, Vitto está como quiere: acaba de firmar un contrato con una de las mejores agencias de talentos de Estados Unidos, se lanzó como diseñadora y los paparazzi aseguran que sale con Chris Pine, la megaestrella de Star Treck. Sin embargo, ella nos aseguró estar soltera. "Salimos y fue todo divino… ¡es un potro! Pero no es mi novio. Él vive en Los Ángeles, a unas cinco horas en avión de mi casa. Además, es demasiado perfecto para mí, no sé si quisiera un novio famoso. Yo quiero un hombre que me cuide, que me mime y me trate como una reina", contó en exclusiva a Para Ti. Y fue por más: "No quiero un hombre que ande mucho en la pavada. ¡Para la pavada ya estoy yo!".

“Hago moda sustentable”. Foto: Fernando Venegas/ Para Ti
“Hago moda sustentable”. Foto: Fernando Venegas/ Para Ti

-¿Te hiciste amigos famosos allá?
-En NYC es muy normal entrar a un bar y ver a celebrities como Leonardo DiCaprio o Rihanna. Pero ya estoy a acostumbrada, para mí somos todos personas normales. Nunca en mi vida fui cholula.

-¿Soñás con casarte y tener hijos?
-Reee. Obvio que sueño con la típica familia americana con los nenes, el perro y la casa. Pero ya estuve en pareja muchos años y ahora no quiero perder más el tiempo. Estoy esperando al hombre que me eleve. Cuando me enamore lo voy a saber. Y cuando eso pase, soy capaz de casarme a los dos meses y tener un hijo a los nueve.

-¿Sufriste alguna crisis de los 30? (Piensa)
-No sé… Todos me dicen que los años me sientan bien, pero personalmente me siento distinta y parada en otro lugar. Creo que madurar me hizo bien. Estuve en pareja muchos años y ahora no quiero perder más el tiempo. Estoy esperando al hombre que me eleve. Cuando me enamore lo voy a saber.

Textos: AGUSTINA D'ANDRAIA (adandraia@atlantida.com.ar)

Agradecemos a: Vintage Reformation. Maquilló: Luli de la Vega para de la Vega make up.

LEA MÁS: