“Pokemon Sword & Shield”: una nueva era para atraparlos a todos

Las nuevas entregas de la saga traen muchas novedades para los entrenadores y te contamos en este análisis.

Después de una larga expectativa, Nintendo lanzó las nuevas entregas de una de sus franquicias más populares. Pokemon Sword y Pokemon Shield llevan la clásica fórmula de los RPG de la franquicia a la consola híbrida entre portátil y hogareña que es la Nintendo Switch para cambiar las reglas de juego una vez más e incorporar varias novedades.

infobae

Algo que puede resultar tedioso para los veteranos de Pokemon es toda la parte inicial, donde distintos personajes hacen de guía por lo que sería la parte tutorial sin darle demasiada libertad de acción al jugador. Es algo común a todas las entregas, pero con la expectativa y la ansiedad que generan lanzamientos como este, los expertos quieren salir a conocer el nuevo mundo cuanto antes y atrapar a las criaturas originales de esta edición.

Así como algunos títulos como Assassin's Creed: Odyssey ofrecen diferentes modos para encarar la historia, ya sea que el jugador quiera una experiencia guiada o un poco más de libertad para explorar, los nuevos Pokemon ofrecen algo similar una vez se pasa el segmento tutorial inicial. Como siempre, la historia se va desarrollando a medida que se van descubriendo nuevos pueblos y derrotando los diferentes gimnasios.

La trama principal tiene una estructura muy de animé, algo que siempre estuvo presente, pero que ahora está acompañado de una calidad visual acorde a los eventos de la historia. A pesar de que las peleas entre criaturas son lo que hace avanzar la historia, todo el resto del argumento del juego tiene un tono mucho más amigable, donde el protagonista y su rival son amigos de la infancia y entrenan codo a codo para convertirse en los mejores entrenadores de la región. Al mismo tiempo, el jugador va descubriendo distintos elementos de la mitología Pokemon en este nuevo mapa de Galar, la zona inspirada en una Inglaterra de Caballeros y Lords.

infobae

Pokemon Sword & Shield invita al jugador a explorar, conocer y atrapar la mayor cantidad de criaturas posibles. Si bien es el objetivo principal después de ganarles a todos los líderes de Gimnasios, lo cierto es que hay incentivos mayores a lo largo de la aventura. Conocer las características de cada pokemon, los diferentes tipos, ventajas y ataques que hay en el mundo ayuda a obtener mejores resultados en las batallas, ya sea un aliado o un enemigo.

Toda la información útil sobre los ataques, las ventajas y desventajas, los ítems y los atributos durante la pelea están al alcance de uno o dos botones, para tener a mano todas las herramientas necesarias para ser el mejor en combate. Es cierto también que son herramientas que ayudan a que el juego sea más fácil, una queja común entre algunos jugadores más veteranos.

Dejando de lado elementos comunes a la franquicia en las últimas entregas, Pokemon Sword & Shield ofrece varias novedades. La principal y la más querida por muchos es la Wild Area. Si bien existen todavía las clásicas rutas llenas de pokemon y entrenadores entre un pueblo y otro, se incorporó un elemento que rompe con las reglas preestablecidas de la franquicia. En la Wild Area se encuentran todo tipo de criaturas de diferentes niveles. El primer pokemon en el camino será un gran Onix, pero al enfrentarlo se entienden todas las advertencias que dan los NPCs del juego. Muchas de estas criaturas estarán fuera del alcance de las habilidades del jugador y la única manera de escapar será con un señuelo especial.

infobae

Luego de aprender la lección por las malas, la Wild Area se convertirá en un excelente escenario para entrenar, mucho más efectivo y con mucha más variedad de pokemon que cualquier ruta. Además, incluye diferentes Puntos de Poder donde surgen pokemon gigantes que pueden derrotarse en equipo, ya sea online con otros jugadores u offline con la ayuda de entrenadores controlados por la máquina. Se puede volver en cualquier momento y atraviesa gran parte del mapa, para la comodidad del jugador.

De todas maneras, para trasladarse de un punto a otro siempre se puede usar el servicio de Fly Taxi, una nueva característica que reemplaza el clásico movimiento pokemon para volver a una zona del mapa que ya se haya explorado. Esta y otras mecánicas un poco tediosas de entregas anteriores salen de la ecuación y facilitan todo lo que pueden para que el jugador pueda disfrutar la historia y continuar su aventura sin preocuparse por tener en su equipo un pokemon que lo ayude a realizar distintas funciones por el mapa.

Los movimientos conocidos como Máquinas Ocultas (MO) ya no existen como tal y ahora forman parte de la larga lista de Máquinas Técnicas (MT), que son diferentes ataques que se pueden enseñar a distintos pokemon cuantas veces se quiera. Para esta entrega también se suman los Discos Técnicos, que sí son ataques que se pueden enseñar una sola vez antes de ser destruidos.

infobae

La región de Galar cuenta con muchas nuevas criaturas y unas cuantas que llegan de generaciones anteriores para popular la lista. Como mencionamos antes, el jugador es constantemente empujado a atrapar nuevos pokemon y abultar su Pokedex, por lo que eventualmente tendrá una gran cantidad de criaturas fuera de su equipo principal de seis. Allí entran en acción las clásicas cajas, pero en Sword & Shield no es necesario ir a una computadora para tener acceso a ellas, sino que se puede hacer desde cualquier lugar gracias a la tecnología de nuestro celular de última generación, conocido como Rotom. Allí estará el Pokedex y aplicará una mejora a la bicicleta del protagonista, que se obtiene bastante rápido en la aventura.

Para que los pokemon de las cajas no se queden rezagados en cuanto al nivel, si es que en algún momento se necesita un tipo específico de criatura para combatir en un gimnasio, la nueva entrega de la saga ofrece Poke Jobs. Se trata de trabajos que pueden realizar pokemon para ganar experiencia y conseguir algún ítem. Cada tarea pide por un tipo específico y el jugador determinará por cuánto tiempo quiere enviar a sus amigos al trabajo, con un máximo de 24 horas reloj.

Aunque los Gimnasios intentaron también innovar en algunos aspectos, terminan ofreciendo una experiencia muy similar a la de siempre. En esta ocasión, los gimnasios son estadios enormes donde miles de personas asisten para ver los combates, como si se tratara de un verdadero deporte nacional. La gran novedad de las batallas contra líderes llega con Dynamax, la característica que vuelve gigantes y más poderosos a los pokemon por tres turnos. Es más que nada algo visual que enaltece los combates y que contribuye a la mitología de Galar, pero no es un elemento tan fundamental a la hora de ganar.

infobae

Otro apartado más que interesante de Pokemon Sword & Shield viene de la mano de los “villanos”, el Team Yell. Por un lado, no son como el equipo Rocket, malvados y dispuestos a lo que sea para tener poder. Esto es algo que ya se veía en entregas anteriores, donde los malos eran bastante ambiguos y solamente querían que los pokemon fueran libres, lo cual sumaba un poco de empatía a su causa. Por otro lado, Team Yell también es una clara crítica de Nintendo a los fandoms tóxicos. A lo largo de la aventura se ve como la gran mayoría de los personajes tiene un espíritu competitivo, pero no deja de lado que lo importante es divertirse y ayudarse unos con otros. Team Yell, por su lado, desentona y demuestra valores que contrastan con esas ideas, más allá de que sus intenciones sean alentar a su ídola, una entrenadora rival del protagonista. De todas maneras, siguen siendo personajes muy fáciles de derrotar en combate.

Las características sociales del título también están presentes, pero está claro que se verá su mayor potencial mucho más adelante, con diferentes eventos, ligas y actividades oficiales. Por lo pronto, un elemento común a la historia y la parte social son las tarjetas de jugador, que brindan información sobre los diferentes personajes del juego y ayudan a completar un álbum que marca el progreso. Se puede crear una tarjeta propia para compartir con quien sea.

Como sucede con la gran mayoría de los juegos de Pokemon desde las primeras entregas, hay gran cantidad de secretos por descubrir, diálogos graciosos que ya se convirtieron en memes y contenido para experimentar una vez se termine la historia principal del título. A pesar de las polémicas que protagonizó la desarrolladora Game Freak por no incluir al total de los pokemon de todas las generaciones anteriores, no es algo que afecte demasiado a la hora de jugar, explorar y capturar criaturas, de las que hay muchísimas. Podría haber sido mejor, sin dudas, pero el apartado gráfico y las mejoras en la jugabilidad, que hacen que la experiencia sea lo más cómoda posible, completan un combo que hacen adicto a cualquier jugador en tiempo récord.

Para jugadores expertos, no va a significar un gran desafío, pero la Wild Area será su lugar predilecto del mapa, donde se pueden experimentar batallas con grandes desventajas de nivel por primera vez en la historia de la saga. De todas maneras, el objetivo más difícil será conseguir todas las formas distintas de Alcremie, un nuevo pokemon que requiere condiciones de lo más extrañas para evolucionar y tiene una gran variedad de colores por mostrar.

MÁS SOBRE ESTE TEMA

TE PUEDE INTERESAR