La incertidumbre dominó a los mercados ante el clima político que afecta al presidente Donald Trump (AP)
La incertidumbre dominó a los mercados ante el clima político que afecta al presidente Donald Trump (AP)

Éste fue un martes negro y los inversores no pudieron ignorar la gravedad de lo que se avecina en el mundo. Con un Donald Trump, al borde del “impeachment”, un pedido del Congreso para revocar su mandato, la caída de las expectativas de los consumidores norteamericanos, la caída de Wall Street, la fuerte suba del Bono del Tesoro norteamericano, el derrumbe de los bonos de la región y de las monedas frente al dólar, conforman un futuro donde la recesión aparece muy cercana.

Pero como la Argentina se concentra en el presente, algunos números no tomaron en cuenta lo que sucede tras las fronteras. Por caso, el dólar mayorista con negocios por USD 353 millones por la liquidación de exportaciones e intervenciones oficiales para impedir que el dólar supere la barrera de los $57, logró que la divisa perdiera 3 centavos y terminara en $56,90. El dólar al público, el que se vende en casas de cambio y en los bancos, subió tan solo 2 centavos. El “blue” subió a 61,75 pesos.

Solo el peso mejicano tuvo un comportamiento similar. Chile por caso, viene de perder frente al dólar en las últimas tres ruedas donde él peso chileno acumuló bajas de 2,25%; prácticamente la inflación de todo el año.

En la Argentina, ante los rumores de que la Anses les habría vendido bonos a los importadores para cancelar sus deudas con el exterior, hizo que el dólar contado con liquidación bajara 2,2% a $65,93 y el dólar MEP cediera más de 4% a $62,40. Ambas operaciones se hacen utilizando títulos en dólares, pesos y billetes norteamericanos.

En la Argentina, ante los rumores de que la Anses les habría vendido bonos a los importadores para cancelar sus deudas con el exterior, hizo que el dólar contado con liquidación bajara 2,2% a $65,93 y el dólar MEP cediera más de 4% a 62,40 pesos

Además, hubo retorno de dólares para cubrir las necesidades de fin de mes y cubrir pérdidas en los mercados de futuro. Acá se operó mucho cable.

Pero detrás de estas cifras que lucen armónicas, se esconden otras que ocultan tragedias como un default que ya no se puede mantener más disfrazado tras palabras como reperfilamiento o restructuración de la deuda. El derrumbe de los bonos locales, ante la suba de los títulos del Tesoro de Estados Unidos que ahora rinden 1,62%, elevó 2,87% el riesgo país a 2.227 puntos básicos.

La realidad es que el Bonar 2024, el bono más representativo de la deuda argentina, perdió 3,06% y el Bonar 2020 que vence en octubre del año próximo y seguramente será restructurado, cayó 2,80 por ciento.

Las reservas no sintieron la crisis. Perdieron apenas USD 64 millones y quedaron en USD 49.441 millones. Los depósitos en dólares, según la información del jueves pasado del Banco Central, cayeron USD 313 millones y muestran una tendencia a huir del sistema que preocupa porque es creciente.

Pérdidas en los papeles privados

La Bolsa, se derrumbó. El S&P Merval, el indicador de las acciones líderes, cedió 4,38%, con negocios mas elevados de casi $700 millones. Hay una salida importante de inversores de todos los activos de riesgo argentino y en esto sí influye lo que sucede en el exterior. Las señales de alerta naranja no las están ignorando y los que apostaban a los precios bajos de las acciones, se retiraron y ahora buscan la seguridad de su dinero, lo que aumentará la dolarización de las carteras.

Los que apostaban a los precios bajos de las acciones, se retiraron y ahora buscan la seguridad de su dinero, lo que aumentará la dolarización de las carteras

Las empresas de electricidad fueron las mas afectadas. Nadie cree que estén cercanos los aumentos de luz. Por eso Transener perdió 7,81%; Central Puerto 7,49% y Edenor,7,14%. El temor también se trasladó a las empresas de gas. Transportadora de Gas del Norte perdió 6,93% y la del Sur, 4,84%. También la pasó mal Telecom Argentina con un retroceso de 9,10 por ciento.

En Wall Street, los ADR’s argentinos, certificados de tenencia de acciones, tuvieron un día negativo. Central Puerto 5,94% y Despegar 4,46%, fueron los más afectados. Los únicos ganadores fueron IRSA Propiedades Comerciales 3,32%. También subió Loma Negra, pero fue un porcentaje marginal de 0,38 por ciento.

Fue la segunda rueda negra consecutiva para la Argentina. Pero lo que preocupa que las caídas fueron más graves que las de la rueda anterior. El atenuante es que lo que ocurrió en el país, fue lo mismo que les sucedió a los países latinoamericanos.

Seguí leyendo: