La huelga restó movimiento al dólar al público que tuvo una leve caída de 10 centavos a $45,78 (Adrián Escandar)
La huelga restó movimiento al dólar al público que tuvo una leve caída de 10 centavos a $45,78 (Adrián Escandar)

La huelga no pudo con el dólar que siguió en baja, pese a la crisis mundial. Los exportadores con su oferta son los autores de este movimiento. Aprovechan que la soja parece estar a salvo de lo que pasa en los mercados globales. La oleaginosa sumó una suba de casi 2% y ya cotiza a USD 320. No son lejanos los días en los que el precio estaba por debajo de los USD 300.

Pero lo que ocurrió en Chicago con el principal producto de exportación de la Argentina, es la excepción. El mundo está en una fuerte crisis y las materias primas están pagando el precio con la caída de sus valores. El petróleo, el maíz y el trigo, por caso descendieron.

Y donde la crisis todavía no tomó su verdadera dimensión es en Wall Street donde a pesar de las bajas, no hay desánimo ni retirada masiva de inversores. Son muchos los que apuestan a que la guerra comercial entre Estados Unidos y China tendrá un principio de arreglo a corto plazo.

La huelga no pudo con el dólar que siguió en baja, pese a la crisis mundial. Los exportadores con su oferta son los autores de este movimiento. Aprovechan que la soja parece estar a salvo de lo que pasa en los mercados globales

Pero lo cierto es que los mercados no repuntan y los más cautos buscaron refugio en el oro que subió 0,30% y en los bonos del Tesoro de Estados Unidos que al aumentar de precio bajaron su rendimiento a 2,23%. Hoy están 1 punto abajo respecto al 10 de enero de 2018 cuando su rendimiento estaba en 3,22%.

Por supuesto, cayeron las bolsas europeas y las asiáticas y el dólar se hizo fuerte ante las seis monedas más importantes del mundo al subir en promedio 0,20%.

En Latinoamérica, el real de Brasil fue el responsable de mantener a las divisas de la región al margen. Por caso, el peso chileno que venía con una baja de 0,60%, cuando la moneda brasileña comenzó a repuntar hasta poco más de 1%, recortó pérdidas y cayó apenas 0,18%. Con el peso mexicano sucedió lo mismo, estuvo en un piso que era el más bajo desde el 9 de mayo y rebotó para terminar con una ganancia de 0,20% frente al dólar.

La Argentina, también fue influida por Brasil, aunque la moneda de Estados Unidos estuvo en baja todo el día. En el mercado mayorista, el precio más alto lo logró a las 13.00 cuando toco $44,65, pero cerró en los mínimos del día en $44,47, lo que significa una caída de 22 centavos respecto al día anterior. La fuerte oferta de los exportadores hizo que los negocios se mantuvieran por encima de los US 700 millones.

En bancos y casas de cambio, la huelga restó movimiento por eso el billete al público tuvo una leve caída de 10 centavos a $45,78.

El Banco Central continuó con su política de baja de tasas en la licitación de Letras de Liquidez (Leliq). Colocó $190.692 millones a 70,75% anual, lo que implica una baja de la tasa de 0,04 puntos. Esta tasa exagerada explica la estabilidad del dólar.

Pero el riesgo país le está indicando que habrá problemas a corto plazo. Este indicador encendió luces de alarma. Ahora el riesgo se ubicó en 934 puntos y aumentó 2,08%. Si riesgo país y el dólar, no van por el mismo camino, es porque hay problemas. En otras palabras, está indicando que esta baja del dólar no es sustentable por mucho más tiempo.

Si bien el riesgo país le debe una parte de su caída a la suba de los bonos del Tesoro norteamericano, los títulos de la deuda locales, bajaron más que el dólar, en particular los de corto plazo donde el Bonar 2024 perdió 0,84% y el Bonar 2020, 0,50%.

La cancelación de la cuota con el Club de París -queda un pago, pero será el año que viene- por USD 459 millones, más la venta de 60 millones diarios que licita el Banco Central por cuenta del Tesoro, hicieron que las reservas bajaran USD 585 millones a USD 64.679 millones. Si la caída no fue mayor es por la reacción del oro. El euro jugó en contra al perder contra el dólar.

La Bolsa padeció la tormenta que vino del exterior y el S&P Merval, el índice de las líderes, cedió 1,95% con escasos negocios por $ 541 millones. Las mayores caídas fueron las de Telecom (-5,40%), Banco Francés (-4,15%) e YPF (-4,10%).

Fuente: Rava
Fuente: Rava

Los ADR's argentinos, certificados de acciones que cotizan en Wall Street, tuvieron otra rueda negativa con predominio de bajas. Entre las pocas subas se destacó Cresud con 2,45%. Las caídas más importantes fueron las de Telecom (-4,94%), YPF (-4,90%) y Mercado Libre (-4,49%).

Si bien el dólar en baja le da un buen aspecto al mercado, todo parece sostenerse por la liquidación de exportaciones del agro y la recuperación de Brasil, cuya moneda también se fortalece frente al dólar. El primer punto está cerca del final y confluye con la aproximación a las fechas electorales.

Por eso hay que seguir día a día a un mercado acechado por la crisis de Estados Unidos y China y por el riesgo país local. 

Seguí leyendo: