Qué hacer con el aguinaldo: cuatro opciones para invertir el salario complementario de junio

Los analistas destacan que existen opciones atractivas para tratar de conservar el valor de los posibles ahorros e incluso obtener un rendimiento por sobre la inflación

Los trabajadores registrados en relación de dependencia deberán tener depositado el aguinaldo antes del 30 de junio (Reuters)
Los trabajadores registrados en relación de dependencia deberán tener depositado el aguinaldo antes del 30 de junio (Reuters)

Antes del 30 de junio los empleados registrados en relación de dependencia tendrán depositado el medio aguinaldo y la disponibilidad de un monto de dinero mayor al habitual que genera la posibilidad de buscar alternativas para invertir o, al menos, protegerlo de la inflación con vistas a tenerlo disponible en el futuro sin que pierda capacidad adquisitiva.

Con previsiones de inflación que según los relevamientos de expectativas de mercado ya superan el 70% para este año, tasas de interés por debajo de ese nivel, más un mercado de capitales pequeño y limitado por trabas cambiarias, la tarea de cuidar los ahorros o incluso apostar a un crecimiento gradual del capital no es sencilla para los argentinos. Y hasta la búsqueda de rendimientos en activos ajenos al mercado local tampoco aparece como sencilla ahora que Wall Street y los principales mercados de referencia atraviesan un bear market, una tendencia bajista.

Sin embargo, tanto los depósitos bancarios como el mercado de capitales disponen de alternativas para intentar paliar, empatar o incluso tratar de ganarle al avance de los precios.

Claramente el plazo fijo UVA le saca ventaja al plazo fijo mensual y a la tasa nominal (Di Stéfano)

Siempre, claro, está la opción del dólar en todas sus versiones. Pero aunque el futuro es incierto, en el año los dólares paralelos se han mostrado estables. Y, en todo caso, atesorar divisas no es invertir: no arroja rendimiento alguno, a lo sumo cubre contra una devaluación. Pero para el que no puede, no quiere o se anima a no ir a por el dólar, existen algunas alternativas.

Depósitos bancarios

Las alternativas más tradicionales, las colocaciones de pesos a plazo fijo en bancos, son poco rendidoras en el contexto de tasas de interés relativamente bajas en un escenario de inflación alta y ascendente. Sin embargo, aún dentro de los productos que ofrecen las entidades financieras, hay propuestas mejores que otras.

El asesor financiero Salvador Di Stéfano analizó a las dos más comunes: el plazo fijo tradicional a 30 días y el ajustable por UVA. Y, por sus rendimientos recientes, destacó que a pesar de sus incomodidades -el plazo fijo UVA se puede colocar a no menos de 90 días- la diferencia de renta viene siendo importante.

“En el mejor escenario y capitalizando intereses, si un año atrás realizaste un plazo fijo a 30 días, el resultado fue una tasa del 48,9% versus una inflación que estimamos en el 61% anual”, dijo a Infobae el analista.

Mientras que “si hiciste un plazo fijo UVA a 90 días y lo fuiste renovando cada 3 meses, capitalizando intereses, el resultado te dio el 55,9% anual, también por debajo de la inflación del 61%, ya que el plazo fijo UVA toma la inflación por quincena previa y, por ende, hacia adelante, tiene un premio cuando la inflación comience a descender, agregó.

Claramente el plazo fijo UVA le saca ventaja al plazo fijo mensual y a la tasa nominal. La tasa del plazo fijo se ubica actualmente en el 4% por mes, mientras que la inflación no bajaría del 5% en los próximos meses”, concluyó.

Fondos comunes de inversión

Para salir de los bancos y empezar a moverse hacia instrumentos más sofisticados, los fondos comunes de inversión aparecen como un buen primer paso. E incluso para los inversores con algo de experiencia, no dejan de ser un instrumento elegible para diversificar las colocaciones.

Para los inversores con algo de experiencia, los Fondos Comunes de Inversión no dejan de ser un instrumento elegible

En un análisis de alternativas para aguinaldos, la gestora Adcap dio a este medio sus sugerencias, como diversificar, incluso, en distintos tipos de fondos de portafolio.

La cartera recomendamos que sea bien diversificada, con mayor exposición en instrumentos que brinden cobertura por inflación, y un porcentaje también balanceado entre cobertura por devaluación y devengación de tasas. De esta manera, el inversor puede captar el mayor retorno potencial dentro del actual entorno macroeconómico”, destacó.

“Consideramos que los retornos superiores estarán concentrados en los fondos CER -Nota del editor: orientados a letras y bonos indexados por inflación-. Este fondo permite captar tasas reales positivas y mantener una posición defensiva; se focaliza en activos soberanos muy líquidos”, dijo.

Los fondos comunes de inversión son un buen comienzo para salir de los bancos y empezar incursionar en el mercado de capitales (Reuters)
Los fondos comunes de inversión son un buen comienzo para salir de los bancos y empezar incursionar en el mercado de capitales (Reuters)

“Aquellos inversores más conservadores que quieran ganarle al tradicional plazo fijo, tienen la opción los FCI T+1 -N. del E.: fondos que invierten en depósitos y tasas de corto plazo-, con devengamiento de tasa. En lo que va de 2022, este fondo tiene un retorno acumulado del 18%”, agregaron en Adcap.

“Creemos también que una cartera bien diversificada debería tener cobertura por devaluación. En este sentido, una porción de los ahorros puede colocarse en (...) un fondo que invierte en activos dollar linked”, concluyeron.

Bonos corporativos

Un análisis de Maximiliano Donzelli de IOL también opta por la indexación CER, aunque directamente en bonos como el TX24, combinado con un bono que ajusta por la tasa Badlar como el BDC24. Pero eso para perfiles conservadores.

Pensando en un perfil moderado, consideramos que sería una buena idea apuntar a protegerse de la inflación de Estados Unidos (Donzelli)

Para perfiles moderados, que están dispuestos a correr algo de riesgo a cambio de la posibilidad de obtener mejores ganancias, el especialista se inclina por bonos corporativos en dólares, con un horizonte de inversión de uno a dos años de plazo.

“Pensando en un perfil moderado, consideramos que sería una buena idea apuntar a protegerse de la inflación de Estados Unidos. Actualmente, la inflación de Estados Unidos es la más alta desde 1981, esto significa que ahorrar en dólares líquidos genere una pérdida importante de valor en los próximos años”, dijo.

“Es por esto, que decidimos incluir la ON de Pampa Energía (PTSTO), empresa productora y distribuidora de energía, y cuyo segmento regulado constituye un porcentaje bajo (únicamente la participación en Transener), además de ser una compañía que cuenta con gran escala a nivel doméstico y con buenos resultados financieros. Actualmente, cuenta con un rendimiento anual en dólares estimado del 6,6% y con vencimiento en julio de 2023″, sugirió.

Bonos de deuda de empresas como Pampa Energía, en la foto su Central Técnica Ensenada Barragán, son una alternativa para invertir en dólares con vistas a ganarle a la inflación de EEUU
Bonos de deuda de empresas como Pampa Energía, en la foto su Central Técnica Ensenada Barragán, son una alternativa para invertir en dólares con vistas a ganarle a la inflación de EEUU

“En segundo lugar, sería una buena alternativa la Obligación Negociable de YPF (YCA6O), por su posición fuerte dentro de la industria petrolera, observando que es una empresa con fundamentales sólidos en una industria de gran escala y donde destacamos la mejora de los resultados en los últimos trimestres”, dijo del instrumento que hoy ofrece un rendimiento del 17% anual.

Con una idea de inversión similar, Adcap se inclinó por la ON de Tecpetrol que vence en 2023, la de Pan American Energy con vencimiento en 2027, y las ONs (obligaciones negociables) en dólares de Vista Oil & Gas.

Cedears

Por último, para inversores deseosos de aspirar a ganancias potencialmente mayores a costa de afrontar un riesgo más importante, las sugerencias respecto de inversiones agresivas se inclinan por los Cedear, certificados de depósitos argentinos. Estos papeles, que se pueden operar en pesos en el mercado local, están respaldados por acciones y fondos que cotizan en otros mercados, como por ejemplo Wall Street. Son una vía de invertir en el exterior sin mover el dinero del país. Y en moneda local.

Invertir en Cedears en medio del bear market en Wall Street requiere ser muy selectivo

Lo interesante de los Cedear es que al seguir a activos que cotizan afuera, sus precios en pesos se ajustan en pesos al tipo de cambio contado con liqudación al valor en dólares de cada acción en particular en su mercado de origen. O sea, si el dólar paralelo se disparara, el precio en pesos del Cedear acompañaría la suba.

Los analistas de Adcap no se inclinan mayormente por Cedears de acciones específicas sino por los que siguen a exchange traded funds (ETF), fondos con cotización de mercado -se mueven como una acción- que engloban una cartera de múltiples acciones. Así, por ejemplo, hay ETF’s del índice S&P 500 de Wall Street, uno que sigue a las principales acciones de Brasil, otro a empresas de energía de la Bolsa de Nueva York y varias otras alternativas.

“Optaríamos por el SPDR S&P 500 (SPY AR), un portafolio que representa las 500 acciones que componen el índice S&P 500 y que paga dividendos de manera trimestral”, dijeron en Adcap.

Los Cedear son instrumentos que permiten invertir en pesos en acciones y fondos que cotizan fuera del país, como por ejemplo en Wall Street (Reuters)
Los Cedear son instrumentos que permiten invertir en pesos en acciones y fondos que cotizan fuera del país, como por ejemplo en Wall Street (Reuters)

“Por otro lado, un instrumento que ofrece un refugio ante la inflación global es el ETF Energy Select Sector (XLE AR), formado por empresas estadounidenses de alta capitalización bursátil que desarrollan y producen petróleo crudo y gas natural, o proveen servicios a empresas de estas industrias”, agregaron de la firma especialista en mercados de dinero.

“Alternativamente, el sector bancario de los Estados Unidos podría tener una mejor performance relativa que otros sectores por el contexto de aumento de tasas de interés. El Financial Sector Select (XLF AR), que contiene firmas de servicios financieros cuyos negocios varían desde administración de inversiones a banca comercial o banca de inversión, puede ser también una excelente opción de inversión”, concluyeron.

A la hora de elegir Cedears específicos, mientras tanto, mencionan a Coinbase y Amazon.

Un instrumento que ofrece un refugio ante la inflación global es el ETF Energy Select Sector (XLE AR), formado por empresas estadounidenses de alta capitalización bursátil

Ante el mercado bajista que vive Wall Street, Maximiliano Donzelli por su parte sugiere no un ETF que tenga su Cedear, sino intentar copiar ETF’s que no se pueden operar en el país. Específicamente, el de “acciones de valor” o IVE.

“Este fondo concentra principalmente su participación en empresas estadounidenses de gran capitalización bursátil que se piensan que están subvaluadas por el mercado en relación a otras empresas comparables. Se encuentra posicionado principalmente en compañías del sector de salud, las cuales poseen una participación del 16,5%, seguidas del sector financiero con aproximadamente 15% e industriales y productos de consumo básico que comparten un 11% respectivamente”, dijo a Infobae el analista.

“Entre algunos de los Cedears que se necesitan para poder replicarlo desde el mercado local, un inversor debería armar una cartera de inversión con los siguientes Cedears: Pepsico (PEP), Disney (DIS), Berkshire Hathaway (BRKB) y UnitedHealth (UNH). En este caso, pensamos en inversiones de más largo plazo”, concluyó Donzelli.

SEGUIR LEYENDO:

Últimas Noticias

Nicolás Dujovne aseguró que se siente “reivindicado”: “La economía que estamos viendo no va para ningún lado”

El ex ministro de Hacienda de Mauricio Macri se refirió a la crisis que atraviesa Argentina y propuso: bajar el gasto público, subir la edad jubilatoria a 68 años, revisar las pensiones por invalidez y modificar la legislación laboral

Luego de 6 años de retroceso, la superficie sembrada de soja aumentará en 700.000 hectáreas y superará los 16 millones

Son estimaciones de la Bolsa de Comercio de Rosario. Todo lo contrario sucederá con el maíz, que reducirá su nivel de siembra

Los locales comerciales que bajaron su valor hasta un 40% comienzan a ser una opción de refugio para inversores

El mercado inmobiliario comercial se mueve con la ocupación de m2 por nuevos negocios que se potenciaron tras lo peor de la pandemia. Hay espacios que son una oportunidad para quien dispone de ahorros

Inversores extranjeros quieren saber si la reducción del déficit y de la emisión que prometió Argentina se pueden cumplir

En los últimos días hubo desembarcos de adminsitradores de cartera en Buenos Aires y muchos contactos telefónicos. La mirada está puesta en un posible rally pensando en las próximas elecciones

Reservas: tras las demoras, arrancaron el “dólar soja” para los productores y la cuenta especial para exportadores

El Banco Central puso en marcha las dos medidas para acelerar la liquidación. En lo que va del mes la entidad perdió USD 700 millones por importaciones de energía. Cuáles son los tres canales por los que el Gobierno espera sumar divisas
MAS NOTICIAS