El dólar retomó el alza, pero a menor velocidad que en días pasados.  (Maximiliano Luna)
El dólar retomó el alza, pero a menor velocidad que en días pasados.  (Maximiliano Luna)

En una jornada de máxima expectativa por  el inicio de negociaciones con el Fondo Monetario Internacional, el dólar cotizó con un incremento de 1% en las pizarras de los bancos y las casas de cambio del microcentro porteño, para sondear niveles máximos históricos.

La rueda cambiaria de este miércoles volvió a ubicar a la divisa sobre los 23 pesos, a $23,13 para la venta y $22,29 para la compra, según el promedio de entidades del microcentro porteño, unos 23 centavos por encima del cierre del martes.

Antes de que Macri anunciara el inicio de las tratativas con el organismo de crédito, la divisa de EEUU había alcanzado un máximo intradiario de $23,66 el martes, pero después recortó el alza.

La plaza mayorista presenta se pactó en 22,72 pesos. El mercado de contado (spot) se negociaron USD 790,5 millones, un 11,7% por encima del volumen del martes.

Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio, explicó que "el derrape de monedas regionales contribuyó para acentuar la presión sobre el mercado cambiario local en otra rueda condimentada por incertidumbre local e internacional".  En Brasil, el dólar trepó a 3,60 reales, su precio más alto en los últimos dos años.

La novedad en las últimas dos jornadas cambiarias fue la intervención del Banco Central en el mercado del dólar futuro, estrategia utilizada para fijar el horizonte de devaluación hacia fin de año.

Esta vez el precio del dólar en Argentina acompañó la tendencia regional: en Brasil subió 0,9%, a 3,60 reales

En futuros en el Mercado Abierto Electrónico (MAE) se operaron USD 228 millones, más otros USD 1.106,7 millones en el ROFEX, donde los contratos para fin de mes se fijaron con un dólar de $23,105 y para diciembre de 2018, en 27,80 pesos.

El BCRA no intervino en la plaza cambiaria, pero las reservas internacionales aumentaron USD 1.816 millones, a USD 57.014 millones, luego de recibir un crédito del Banco de Basilea por USD 2.000 millones.

En el reducido mercado paralelo, el dólar "blue" concluyó a 23,15 pesos.

Los agentes cambiarios coincidieron en que la volatilidad en el mercado continuará en el corto plazo dada la incertidumbre de los inversores. Con el correr de los días y de las negociaciones, se verán realmente los efectos del anuncio de Macri. Sobre todo una vez que comiencen a conocer los detalles de las reuniones de hoy entre el equipo económico argentino liderado por el ministro Nicolás Dujovne y representantes del FMI en Washington.

Un factor que también influyó, aunque el efecto se sintió principalmente en el frente bursátil, fue la aprobación legislativa de la Ley de Financiamiento Productivo, que muchos analistas del mercado consideraban clave para que el país pueda ser clasificado como emergente en junio.

Seguí leyendo: