Helicóptero de la FAP que iba de Lima a Junín desaparece y se habría estrellado cerca a Huarochirí

A las 11:52 horas, un helicóptero MI-171SH despegó del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez hacia la ciudad de San Ramón, Chanchamayo, Junín, pero se peridó contacto con la aeronave a las 12:49 horas.

La búsqueda se hace por tierra. | Foto: Agencia Andina
La búsqueda se hace por tierra. | Foto: Agencia Andina

A través de un comunicado publicado en sus redes sociales, la Fuerza Aérea del Perú informó que uno de sus helicópteros que volaba de Lima a Junín perdió contacto alrededor del mediodía de este martes y se cree que se habría estrellado.

El día 7 de diciembre del presente, a las 11:52 horas aproximadamente, un helicóptero MI-171SH de la Fuerza Aérea del Perú, despegó del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez hacia la ciudad de San Ramón, Chanchamayo, Junín, teniendo como destino final la ciudad de Pucallpa, en apoyo al Programa de PAIS Aéreas del MIDIS, no llegando a su primer destino y perdiéndose contacto con la aeronave a las 12:49 horas”, señala el comunicado.

Añaden que de inmediato se iniciaron las operaciones aéreas de búsqueda con un avión C-26B y otro helicóptero MI-17 de la FAP. “Sin embargo, debido a las malas condiciones meteorológicas de la zona no se pudo continuar con las operaciones de búsqueda”, indican.

BÚSQUEDA POR TIERRA

También manifestaron que el “Alto Mando Institucional dispuso el inmediato traslado vía terrestre de patrullas de Fuerzas Especiales calificadas en búsqueda y salvamento, con el fin de intensificar las labores de búsqueda en la provincia de Huarochirí, en las cercanías del distrito de San Mateo”, logar donde se pudo haber estrellado el helicóptero.

PAÍS AÉREAS

Hace unas semanas, se anució que cerca de 2,000 pobladores de comunidades indígenas asentadas en las regiones de Ucayali y Loreto iban a ser vacunados contra el COVID-19 en la campaña extraordinaria de las plataformas itinerantes de acción social (PIAS) aéreas, que el Programa Nacional PAIS, del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis), gestiona de manera articulada con la Fuerza Aérea del Perú (FAP) para cumplir con el proceso de inoculación en los lugares más alejados de la Amazonía.

En esta intervención aérea, dos brigadas multisectoriales aplicaron la primera dosis de la vacuna en una etapa inicial que va del 15 al 19 de noviembre.

En coordinación con las direcciones regionales de Salud (Diresa), los menores de 12 a 17 años recibieron la dosis contra el COVID-19 del laboratorio Pfizer, mientras que las personas de 18 años a más fueron inoculadas con la dosis de Sinopharm.

En Ucayali, un helicóptero de la FAP llevará a los profesionales de la salud hasta comunidades asháninkas de difícil acceso como Nueva Vida del Sheshea, Esperanza de Sheshea, Onconoshari y Janteni, en las provincias de Coronel Portillo y Atalaya, para vacunar a más de 400 personas.

La directora ejecutiva del programa PAIS, Cecilia Medina, llegó hasta el helipuerto de la Comandancia General del Ala Aérea N.° 4 en Pucallpa, junto al vicegobernador de Ucayali, Ángel Gutiérrez, y el comandante general de la FAP, Ángel Ríos, para despedir a la tripulación que empieza esta intervención aérea. La segunda fase de la vacunación se dará 21 días después, del 13 al 17 de diciembre.

EN LORETO

En Loreto, la campaña de PIAS aéreas, que comenzó el 4 de noviembre, llega a bordo de una aeronave Twin Otter de la FAP a las comunidades de Trompeteros (Pucacuro), Santa Clotilde, Cabo Pantoja, 12 de Octubre, Tres Fronteras (Güeppí), Urbina, Alianza Cristiana, Nuevo Andoas y Álamo, para aplicar 1,500 vacunas a mayores de 18 años en estas zonas alejadas de la región.

(Con información de Agencia Andina)

SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR