Ministro Iván Merino busca mediar con renegociación de gas de Camisea

El titular de Energía y Minas baja la tensión tras una semana de confrontación que inició con un tuit de Guido Bellido.

El ministro de Energía y Minas de Perú, Iván Merino, durante una entrevista con Reuters en Lima, Perú. 30 septiembre 2021. REUTERS/Ángela Ponce
El ministro de Energía y Minas de Perú, Iván Merino, durante una entrevista con Reuters en Lima, Perú. 30 septiembre 2021. REUTERS/Ángela Ponce

El nuevo Gobierno de izquierda de Perú está adoptando un enfoque pragmático y de creación de consenso en su trato con la energía y otras industrias. al tiempo que busca abordar las desigualdades.

Al menos esa es la opinión del ministro de Energía y Minas, Iván Merino. Sus comentarios conciliadores se producen después de que el primer ministro, Guido Bellido, generara tensión con sus advertencias de nacionalizar el campo de gas más grande de Perú y dar un paso hacia la disolución del Congreso en la políticamente volátil nación.

Según Merino, dentro del Gobierno puede haber diferencias de forma pero no de fondo. En medio de todo el ruido político, Bellido, el presidente Pedro Castillo y Merino están todos alineados en términos de políticas, señaló.

Esas políticas, incluida la reducción de los precios del gas y la protección de los intereses nacionales, han suscitado preocupación entre inversionistas y productores. Pero también hay puntos en común entre las autoridades y el sector de hidrocarburos, incluidos los “puntos de acuerdo” con el operador del campo de gas de Camisea, Pluspetrol SA, dijo Merino después de sentarse con la asociación de la industria. El Gobierno convocó una reunión el 6 de octubre con Pluspetrol para renegociar los términos de Camisea.

En una entrevista en Lima, el ministro dijo que el Gobierno está siendo pragmático al no tomar decisiones basadas en sus deseos, sino en el marco legal.

Sin ofrecer más detalles sobre los cambios que el Gobierno busca en Camisea, Merino dijo que las empresas en Perú generalmente están de acuerdo con un nuevo enfoque social. Hay acuerdos en los que todos ganan, indicó.

El Gobierno planea impulsar la propiedad estatal de Petroperú en la exploración y producción de hidrocarburos, en tanto que analiza diferentes mecanismos de financiamiento para ese fin, dijo Merino. La idea es que Petroperú se asocie con otras empresas en nuevos bloques, dijo.

Respecto a los planes para reformar la legislación minera, Merino dijo que el Gobierno está adoptando un enfoque pragmático, llegando a las partes interesadas para obtener información antes de seguir adelante.

ROYALTY MINERO

Antes de la segunda vuelta de las elecciones de junio, el partido Perú Libre de Castillo planteó la posibilidad de introducir un nuevo royalty minero, similar al proyecto de ley que se está aprobando en el Congreso de Chile. Pero después de los comicios, el Gobierno centró las discusiones en recaudar más ingresos a través del sistema tributario actual en las ganancia operativas como una forma de mantener la competitividad y proteger las minas más pequeñas y menos rentables.

La actual Administración se prepara para solicitar las denominadas facultades legislativas para una amplia reforma tributaria que le permita realizar más cambios de manera unilateral. Los legisladores generalmente otorgan tales facultades, en parte porque los protege de cualquier retroceso político. Sin embargo, tras las amenazas de Bellido, las posibilidades de asegurarlos se han visto afectadas.

El hecho de que el Gobierno no tenga mayoría en el Congreso también significa que el debate fiscal será largo y público, dijo Víctor Gobitz, jefe de Instituto de Ingenieros de Minas del Perú. Adicionalmente, los cambios solo se pueden implementar a partir del próximo año.

(Con información de la agencia Bloomberg)

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR