“El Mono Clinton” fue capturado este jueves en Medellín por la Policía del Valle de Aburrá
“El Mono Clinton” fue capturado este jueves en Medellín por la Policía del Valle de Aburrá

Luis Fernando Restrepo Bedoya, alias "El Mono Clinton", jefe del Frente de Guerra Urbano Nacional y miembro del Estado Mayor Nacional de la guerrilla del ELN fue capturado este jueves en la ciudad de Medellín, en una operación conjunta de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá y la inteligencia de la Fiscalía General de la Nación.

Así lo informó el alcalde de Medellín, la segunda ciudad más grande del país después de su capital, y lo confirmó el presidente Iván Duque, quien por medio de Twitter felicitó a los agentes de la fuerza pública que dieron con la captura.

Al "Mono Clinton" se le adjudica haber coordinado varios atentados de la guerrilla del ELN en distintas ciudades colombianas, como el explosivo que detonó el pasado 27 de enero de 2018 en la Estación de Policía del barrio San José en Barranquilla (Atlántico), la cual produjo la muerte de seis policías y más de 40 lesionados.

Además, es uno de los hombres más cercanos y de confianza de alias Antonio García, uno de los principales cabecillas de esta guerrilla. Con esta captura se le da un importante golpe a la estructura del ELN no solo porque cae un miembro de su Estado Mayor -instancia máxima de toma de decisiones de la guerrilla- sino porque pierden operatividad en las ciudades para adelantar acciones terroristas.

Así lo expresó Duque en su cuenta de Twitter: "La captura de 'Mono Clinton' causa la ruptura de las órdenes del comando central y de la dirección nacional del Eln, para la planificación de acciones terroristas con sus estructuras en el país. Seguiremos actuando con contundencia contra los criminales".

“El mono Clinton” era uno de los terroristas más buscados del ELN
“El mono Clinton” era uno de los terroristas más buscados del ELN

El "Mono Clinton" es un nombre relativamente nuevo para las autoridades colombianas. Según un informe de enero del diario EL TIEMPO, empezó a integrar el frente de guerra urbano en 2014 bajo las órdenes de Ariel, otro de los jefes más buscados de esta guerrilla.

Dicho frente urbano tiene milicias en Bogotá, Cali, Barranquilla, Medellín, Santa Marta, Popayán, Neiva, Cúcuta y Bucaramanga. En Bogotá, por ejemplo, ha ejecutado ataques de mediano y gran impacto como el del barrio La Macarena en 2017 que dejó a un policía muerto y la bomba del Centro Comercial Andino ese mismo año que produjo tres víctimas fatales.

El recién capturado era objeto prioritario de las autoridades colombianas desde que se produjo el atentado del 21 de enero pasado en el que un carro bomba detonó en la Escuela de Policía General Santander en Bogotá que dejó 21 muertos, al encontrarse entre los posibles coordinadores del ataque. Para ese entonces los reportes de inteligencia lo ubicaban a él y otros jefes elenos en territorio venezolano.