La mala relación con un jefe puede generar un conflicto que termina perjudicando al empleado (Getty Images)
La mala relación con un jefe puede generar un conflicto que termina perjudicando al empleado (Getty Images)

En el ámbito laboral, los trabajadores responden de maneras diferentes ante una situación determinada. Algunas personas que trabajan bajo el estrés generado por un jefe abusivo no aguantan y deciden renunciar, y otras a las que no les queda otra alternativa más que soportar esta situación pueden sufrir graves consecuencias en su salud mental. Otros, en cambio, pueden llegar a desarrollar un grado de psicopatía, según un estudio publicado recientemente en Science Daily.

Los investigadores afirman que esto último ocurriría cuando el empleado bajo el mando de un jefe abusivo termina sintiéndose cómodo ante esta situación, y hasta podría obtener mejores resultados que aquellos que entran en un círculo de la negatividad producto de la incomodidad de esa relación laboral.

El equipo internacional de investigadores llevó a cabo dos estudios, analizando la responsabilidad de 419 adultos

Infobae dialogó con el doctor Pedro Horvat, psiquiatra y psicoanalista, acerca de la posibilidad de que un empleado se sienta cómodo con un jefe abusivo y llegue a desarrollar rasgos asociados en general con los denominados psicópatas.

Los grupos suelen juntarse en modo de compañerismo (Getty Images)
Los grupos suelen juntarse en modo de compañerismo (Getty Images)

"Un psicópata es básicamente alguien que no siente culpa. Al no sentir culpa, se maneja haciendo cosas en el vínculo con los demás en pos de su beneficio. No necesariamente es material, afectivo, lo que él siente que le da más poder sobre la otra persona. Como no tiene culpa, tiene una gran capacidad", afirmó Horvat, quien además resaltó que los psicópatas no son impulsivos.

Según el especialista, el jefe abusivo "es un tipo particular de líder, de jefe autoritario y con rasgos psicópatas. Es aquel que puede inspirar temor, generar ilusiones, a veces asusta, a veces seduce, por momentos amedrenta, por otros somete, se trata de una forma de abuso".

Las consecuencias de un vínculo tóxico

La salud mental se puede ver afectada por un empleador abusivo (Getty Images)
La salud mental se puede ver afectada por un empleador abusivo (Getty Images)

El empleado que no se puede liberar del estrés que significa tener que cumplir con un jefe abusivo, que somete a uno o al grupo entero, puede llegar a presentar varias consecuencias mentales, según el informe.

"El empleado tiene que estar atento a sus propias sensaciones y percepciones, a las diferentes cuestiones que funcionan en los vínculos, ya que constantemente siente una sensación de estar violentado permanentemente. 'Me lo pidió y yo lo hice'. Nos violenta algo de nuestra autoestima al ejecutar ese pedido u orden", agregó el experto.

Es muy importante que en la lucha de intereses, se priorice el bienestar de las personas (Getty Images)
Es muy importante que en la lucha de intereses, se priorice el bienestar de las personas (Getty Images)

El medico especializado en psiquiatría también destacó la importancia de la fortaleza de los grupos a raíz de los abusos en el trabajo. "Es importante que tengan un grupo, ya que esto ayuda a encontrar en un aliado un alivio. La alianza ayuda circunstancialmente, sirve como desahogo, no sirve para resolver la situación.

"Lo más importante es que las personas que se encuentren trabajando en un ambiente tóxico, producto de un ambiente negativo, encuentren la manera de descargar y que de esa forma no les afecte la salud mental que puede verse vulnerada bajo estas situaciones", concluyó el profesional.

LEA MÁS: