Andrea Frigerio
Andrea Frigerio

1. —¿Sentís que te descubrieron como actriz o en el momento justo?

—Yo siempre quise ser actriz, pero me di cuenta de eso a partir de que otros vieron en mí una actriz en potencia. El primer día que actué fue como entrar en un estado de gracia del que nunca más pude prescindir. Me encanta construir personajes, ser otra persona, vivir otras realidades, habitar otros mundos y después volver a ser yo misma, pero modificada en parte por haber transitado los dolores de otras personas. Las cosas llegan cuando estás preparada para recibirlas. De eso, no tengo dudas.

2. —¿Tenés amigos en el ambiente?

—Sí, tengo amigos y amigas que adoro. Qué sería de mí sin esas personas en mi corazón.

3. —¿Tenés enemigos en el ambiente?

—Que yo sepa no, pero nadie es una moneda de oro que la quiere todo el mundo. Seguramente habrá gente que no me quiere o que no me conoce y tiene algún prejuicio.

4. —¿Cuánto porcentaje de genética y cuánto de cuidado personal hay detrás de tu belleza?

—La herencia genética que recibí es bastante buena, pero yo podría haber hecho estragos con ella sin tener los hábitos saludables que adquirí. Algunos que me transmitieron mis abuelas, mi madre y otros que fui incorporando a los largo de mis 57 años. No sirve cuidarse y abandonar: hay que cuidarse todos los días con amor. No hago grandes sacrificios y tampoco todo tiene que ver con cuidarme extremadamente. Cuidar mis emociones y sentimientos es parte de mi rutina. Yo escribí un libro que se llama Belleza emocional. Es título resume todo esto.

5. —¿Cuál es el mayor desafío de tu personaje en Argentina, tierra de amor y venganza?

—El mismo desafío que me propongo en todos mis personajes: primero, que tenga verdad; y segundo, que no se vea a Andrea Frigerio. Cuando me llaman para hacer de "Andrea Frigerio" digo que no rotundamente. Me encanta componer personajes. Es lo que más me entusiasma de mi profesión.

6. —¿Quiénes son las nuevas modelos o it girls que te gustan de la actualidad?

—Me encantan las nuevas modelos. Y si tengo que decir una chica famosa, me encanta la China Suárez: es linda, talentosa y canchera. Fini, mi hija de 22 años que también es actriz (está trabajando en España), me vuelve loca también. Muero por cómo se viste y la onda que tiene. Es increíble.

7. —¿Qué papel te gustaría interpretar en cine, teatro o tele?

La Bruja de Blancanieves, versión aggiornada.

8. —Si no estuvieras con tu marido, Lucas Bocchino, ¿con qué hombre maduro de la Argentina tendrías una cita?

—Pero si estoy casada y muy enamorada hace 27 años. ¿Cómo voy a contestar eso? No way (no hay manera).

9. —Fuiste mamá joven: ¿cuáles son los pro y los contra?

—Hoy digo que son todos pro, pero porque me salió bien. Tomy (36) es un hijo espectacular y la poca diferencia de edad hizo que fuésemos, además de madre e hijo, muy compinches y amigos. No voy a negar que cuando quedé embarazada y tenía 20 años me dio un poco de miedo, pero por suerte nos las arreglamos bien y acá estamos con tres nietos alucinantes.

10. —Con los años, ¿se tiene mejor o menor sexo?

—Las dos cosas.

11. —¿Qué es lo peor que dijeron los periodistas sobre vos, o lo que más te dolió?

—A mí, personalmente, nada. Entiendo que muchas veces hay que poner títulos atractivos o gancheros para vender las noticias, pero reconozco que cuando veía a mis padres (especialmente a mi mamá, que estuvo mucho tiempo muy enferma), a mis hijos, a mi marido, o a las personas que me quieren, sufriendo por cosas que no eran ciertas, me dolía mucho porque no me gustaba verlos tristes a ellos. Una de las cosas más marcadas de mi personalidad desde muy chica es que en general no me hago cargo de la mirada ajena. De mi persona, me importa lo que opino yo y los que quiero. Nada más.

12. —¿Viviste alguna situación incómoda públicamente por ser famosa?

—Jamás. Al contrario. Me siento súper querida por la gente. Me encanta la gente cholula, ¡porque yo también soy cholula! En los festivales de cine me encuentro con muchos actores y actrices muy famosos y me pongo a hablar con ellos y a sacarme fotos enloquecida.

SEGUÍ LEYENDO