Lizy Tagliani está disfrutando de un excelente momento en su carrera
Lizy Tagliani está disfrutando de un excelente momento en su carrera

Lizy Tagliani no para de crecer y ha construido una exitosa carrera en el mundo del espectáculo. Se transformó en una capocómica que llena teatros como cabeza de compañía y lidera los mediodías televisivos al frente del programa de juegos El precio justo en Telefe.

En la actualidad, triunfa como humorista, conductora, actriz y personaje en sí mismo, con la mayor virtud que consigue la identificación popular como nadie en este mundo: se ríe de sí misma, es sincera a ultranza y convoca multitudes.

Inclusive, se luce acompañando a conductores, como Santiago del Moro o Verónica Lozano, porque sabe ocupar ese rol como gran sostén, como una partenaire, como supieron serlo Javier Portales y otros tantos cómicos de nuestro país. A continuación, Lizy responde las 12 preguntas de esta semana:

1. —¿A qué edad debutaste sexualmente y con quién?

—Es algo que nunca contestaría porque me da mucha vergüenza hablar de sexo.

2. —¿Cuál fue el momento bisagra de tu carrera? ¿Cuándo empezaste a ser híper famosa?

—Fue cuando pude conseguir mi primer trabajo, en una peluquería en Lomas de Zamora. Es el momento más importante porque me había cambiado la vida. Sentía que de esa forma podía insertarme en la sociedad.

3. —¿Cuáles son las contras de la fama?

—Siempre lo que me vino de la fama es fantástico. Incluso la primera vez que me senté en el programa de Santiago del Moro y me iba a quedar con un sueldo fijo, en la radio todos los días. Por intermedio de la radio la gente me empieza a conocer por la voz y ahí llega la propuesta del Bailando, y después vino Susana. Todos los momentos han sido importantes y bisagras con respecto a lo que se fue dando. Si me pusiera a buscar las contras de la fama, sería una desagradecida. La fama me ha dado trabajo, bienestar económico y el cariño de la gente.

Lizy lidera los mediodías con el programa “El precio justo”
Lizy lidera los mediodías con el programa “El precio justo”

4. —¿Consideraste alguna vez hacerte un cambio de sexo?

—Me hice cambio de sexo porque pasé de ser Luis a ser Lizy. Me hice operaciones para feminizarme, como por ejemplo ponerme las lolas, cambiar mi forma de ser, de vestir. Empece a ser Lizy desde muy pequeña, desde los siete años y más firme a los trece. Ahora si hablamos de genitalidad, eso nunca lo pensé, no está en mis planes. No es un tema de discusión en mi vida privada con nadie y menos en mis pensamientos. No está en los temas de agenda. No me gusta que se fijen en que tengo debajo de la ropa, ni tampoco fijarme yo qué es lo que tienen los demás debajo de la ropa.

5. —¿En qué te diferenciás de Flor de la V?

—Me diferencio solamente porque somos personas distintas. En hecho de que seamos dos mujeres trans no significa que seamos fotocopias.

6. —¿Cuál es tu mayor defecto?

—Ser muy exigente. Todo tiene que estar de la mejor manera. Me castigo mucho si me repiten las cosas dos veces. Para mí es una vez, y es palabra santa.

7. —¿Tuviste suerte en el amor?

—Tuve mucha suerte de enamorarme. Lo que haya sucedido con el otro o lo que haya pasado después es una cuestión del otro y la relación, pero conocer el amor es tener suerte. Ya que prospere es una virtud.

8. —¿Adoptarías un hijo? Subrogarías un vientre?

—La verdad es que no tengo la necesidad de adoptar un hijo o subrogar un vientre. Hoy no me pasa por mi cabeza ni por mi corazón. Lo que sí pienso, es que si algún día se me cruza un chico que necesita una madre, estaría dispuesta a hacerlo. Pero no es algo que yo necesite.

9. —¿Cómo te ves en diez años?

—No tengo la menor idea de cómo me voy a ver en diez años porque no hago planes. Descubrí que no tengo intenciones de ganarle al tiempo, sino que el tiempo me acompañe. Gran parte de mi vida me la pase viendo que iba a pasar dentro de treinta años hasta que un día me di cuenta que esa persona no estaba más. Eso sería ir en contra de lo que la vida me ha dado.

10. —¿A quién vas a votar en octubre?

—Soy de la época en que el se decía que el voto es secreto. El poder lo tengo en el cuarto oscuro con mis pensamientos, mis ideales y se termina cuando cierro el sobre.

11. —¿Harías tu propio programa de radio o seguirías con Santiago del Moro?

—Soy feliz haciendo el programa con Santiago del Moro y también si surge una propuesta lo pensaría. Primero lo hablaría con Santi, él es un gran consejero y gran compañero. Luego tomaría la decisión.

12. —¿Qué famosos argentinos te parecen facheros?

—En general la mayoría, todos tienen un encanto especial. En general veo a toda la gente fachera. Un día me senté con una amiga en una plaza a fijarme quién es lindo y quién es feo y descubrí que todos eran lindos. Somos físicamente perfectos, somos hermosos, el defecto a veces es como razonamos y ahí es cuando cometemos injusticias.

Bonus track:

—¿Qué cosas de la casa te gusta hacer?

—Me gusta hacer todo, pero lo mejor que me sale hacer es la cama que la dejo como de un hotel cinco estrellas, aunque sea con una sábana vieja. También me gusta reacomodar los muebles y lavar platos.

—¿Qué famoso argentino te cae mal?

—No tengo ningún famoso que te caiga mal. Hay algunos famosos con los que no concuerdo con su forma de pensar.

—¿Tenés famosos bloqueados en redes?

—En las redes no tengo bloqueado a famosos ni a nadie. No quiero bloquear para no perder seguidores. No tengo la necesidad de hacerlo.

—¿Mirtha Legrand o Susana Giménez?

—No puedo elegir porque las dos me caen mil puntos. No me gusta elegir. Eso me hace acordar a mi tía Pirula cuando me sentaba en el regazo y me decía: "¿Quién es más linda, la tía Nene o yo?…" (risas).

SEGUÍ LEYENDO