La fiesta que debía ser la Superfinal de la Copa Libertadores entre River y Boca se vio manchada por los hechos de violencia en las inmediaciones del estadio Monumental. Un grupo de hinchas del Millo arrojaron piedras al micro que trasladaba al plantel Xeneize y, tras la rotura de los vidrios, varios futbolistas se vieron afectados por los efectos del gas pimienta.

El desesperado pedido de Luciana Salazar en medio de los incidentes de la Superfinal: “Mi hija está llorando a gritos”
El desesperado pedido de Luciana Salazar en medio de los incidentes de la Superfinal: “Mi hija está llorando a gritos”

Los incidentes siguieron en la zona del estadio, con los enfrentamientos de muchos hinchas que intentaban ingresar sin entrada y la Policía, que intentaba evitarlo. El partido finalmente fue postergado para el domingo a las 17.

Luciana Salazar, que se encontraba junto a su hija en su hogar, cerca de la zona de los incidentes, expresó a través de su cuenta en Twitter la difícil situación que vivió.

"¡Basta, por Dios! ¡No se para de escuchar tiros en mi barrio! Mi hija llorando a gritos. Me siento en territorio de guerra", escribió la modelo, preocupada por la pequeña Matilda.

Además, manifestó su indignación por lo sucedido: "¡Somos una vergüenza, argentinos! Ni un partido en paz. Esto es lamentable. Tenía que ser una gran final y como siempre termina siendo un papelón".

"Llorando porque cada vez veo a mi país más lejos de todo. ¿Cuánto más bajo podemos caer? Consecuencias de malas políticas años y años. Esto no cambia más", agregó.

Y también publicó un tuit pensando en el G20: "¿Qué estarán pensando en este momento los 19 representantes del mundo que vienen en estos días?"

SEGUÍ LEYENDO