En una entrevista con La Once Diez/Radio de la Ciudad, Leonardo Sbaraglia se refirió a la película que filmó junto a Eva De Dominici, Sangre en la boca. El actor cuestionó las escenas eróticas que grabó a lado de la sensual novia de Joaquín Furriel.

"Las escenas de sexo, que están muy bien filmadas, a mi gusto son un poco largas", criticó. "Mi percepción de las escenas de sexo es subjetiva, me da la sensación de que por momentos cortan el ritmo de lo que viene ocurriendo", añadió en una entrevista con el ciclo Parece Que Viene Bien.

Además, Sbaraglia señaló que utilizaron las escenas subidas de tono para vender mejor el film. "Siendo más cortas podrían dar el mismo valor igual. Justamente, se le ve la hilacha porque la venden como erótica. No comparto ese criterio de que pongan en primer plano algo", exclamó.

"Venderla como las escenas de sexo la ponen en un tono muy chabacano, y al trabajo actoral de Eva y mío, eso se ve y no lo comparto", agregó Sbaraglia.

Por último, el actor destacó que la película se realizó con un bajo costo de producción. "En general, es una película hecha con muy bajo presupuesto, a duras penas costó 400 mil euros y tiene un gran despliegue armado", resaltó.