Renunció el subjefe de la Policía de Santa Fe tras el escándalo por su viaje al show de Hernán Cattáneo

Se trata de Diego Germán González, quien había sido denunciado por llevar a su hijo en un auto oficial hasta Córdoba al recital del DJ. Oficialmente, alegaron que la dimisión fue por temas personales

El subjefe de policía de la provincia de Santa Fe, Diego Germán González
El subjefe de policía de la provincia de Santa Fe, Diego Germán González

El subjefe de la Policía de Santa Fe, Diego Germán González, presentó su renuncia este miércoles. La noticia se conoció luego del escándalo por haber utilizado un auto oficial para llevar a su hijo al show que el DJ Hernán Cattáneo dio en la ciudad de Córdoba el último fin de semana largo por los feriados por la muerte de Martín Miguel de Güemes y el del Día de la Bandera.

Sin embargo, fuentes oficiales consultadas por Infobae, negaron que la renuncia del subjefe González haya sido por el affaire del recital y el coche oficial, y dijeron que se alejaba del cargo por “por motivos personales”. Hay que recordar que hasta el ministro de Seguridad de Santa Fe, Jorge Lagna, lo defendió públicamente por el viaje a Córdoba: “Hay una cuestión estrictamente policial”.

Lo cierto es que González decidió dar un paso al costado y presentó este miércoles la renuncia ante el ministro Lagna, quien a su vez deberá elevar el pedido al gobernador Omar Perotti.

El subjefe de la Policía de Santa Fe quedó en el centro de la polémica luego de que trascendiera en redes sociales una fotografía de la camioneta que tenía asignada para su uso laboral en el estacionamiento de un predio de Córdoba, donde se realizaba un show de Cattáneo.

La imagen de la polémica (Aire Digital)
La imagen de la polémica (Aire Digital)

El episodio que desató el escándalo en Santa Fe ocurrió el último fin de semana largo, del 17 al 20 de junio, cuando el DJ se presentó en Córdoba capital. La camioneta marca Toyota de uso oficial fue detectada en el estacionamiento de Forja Centro de Eventos, situado en Mauricio Yadarola 1699 de la capital cordobesa.

La imagen fue viralizada en redes sociales y grupos de WhatsApp, con lo cual comenzaron los cuestionamientos, que incluso llegaron hasta el ministro Lagna. Fue entonces cuando el funcionario salió a defender a González: “No sé si fue con sus hijos, puede que haya ido, pero fue a trabajar. Es lo único que me consta. González cumplía con funciones que no se pueden divulgar”.

La situación adquirió relevancia al punto que, según informó la agencia de noticias Télam, intervino la Agencia de Control Policial, antes denominada Asuntos Internos, que depende del Ministerio de Seguridad de la provincia.

González, que obtuvo el título de abogado, fue designado como subjefe de la policía de Santa Fe en agosto pasado tras desempeñarse como Director General de Policía.

Al momento de su asunción, el ministro Lagna remarcó que su llegada en su “doble rol” de policía y abogado era importante porque se necesitaba “más trabajo en conjunto entre la Justicia y el Ministerio”.

González había reemplazado a Ariel Zancocchia, quien fue la segunda línea de mando en la fuerza provincial hasta que fue allanado en el marco de una causa por presuntas maniobras irregulares vinculadas a las reparaciones de patrulleros que estaban en la base del Comando Radioeléctrico y en la que estaban involucrados civiles e uniformados. En la investigación se detectó que la proveedora más importante de autopartes de la fuerza de seguridad era la firma “Genarino Mecánica”, cuyo socio fue Zancocchia. Desde el mismo Ministerio de Seguridad se pidió su renuncia.

Zancocchia duró menos de un año en el cargo, su sucesor también.


SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR