El cruce de Copérnico y la colectora del Acceso Oeste, donde fue encontrado el cadáver
El cruce de Copérnico y la colectora del Acceso Oeste, donde fue encontrado el cadáver

La autopsia practicada en la morgue judicial de General Rodríguez al cadáver encontrado por la Policía Bonaerense esta mañana en el cruce de Nicolás Copérnico y la colectora del Acceso Oeste en Moreno arrojó un resultado preliminar macabro. Dos perros pitbull encontrados en la zona, bañados en sangre, fueron señalados por atacar a la travesti hasta morir: una serie de lesiones en el cuello le quitó la vida, con un fuerte corte en la arteria carótida. Su tráquea fue fracturada.

Ese no fue el único daño. Sus miembros inferiores también presentaron una gran cantidad de cortes. Sus cervicales estaban partidas. Su cabeza estaba casi arrancada, apuntaron fuentes cercanas al expediente. Esto ocurrió, señalan las mismas fuentes, después de su muerte.

Los efectivos de la Comisaría Nº 1 de la jurisdicción encontraron al primer perro cerca del cadáver, completamente ensangrentado. Otro pitbull fue encontrado poco después. Los policías bonaerenses encontraron más tarde al dueño de los animales, un hombre de 59 años, empresario del rubro de la construcción, que tiene una quinta a dos cuadras de donde se encontró el cadáver. Aseguró que sus perros se habían escapado.

Los brazos de la víctima luego del ataque de los tres perros en las playas de Punta Mogotes en Mar del Plata
Los brazos de la víctima luego del ataque de los tres perros en las playas de Punta Mogotes en Mar del Plata

La identidad de la víctima todavía no fue determinada oficialmente pero sí se estableció que se trataba de una travesti. Su nombre era Angie Digiacomo y tenía 38 años, según personas trans que aseguraron conocerla a canales de televisión. "Muchas veces le pedimos al dueño que por favor que levante el alambrado. Pero como no quería que trabajemos acá entonces nos mandaba a los perros", aseguró una de ellas.

Personal de la UFI Nº 8 de Moreno, a cargo de investigar el caso con un expediente inicialmente caratulado por averiguación de causales de muerte, se negó a proveer información ante el llamado de Infobae.

Los perros quedaron en poder de la Policía. Queda determinar, por otra parte, si al dueño le cabe alguna responsabilidad. La semana pasada, una joven fue atacada en una playa de Punta Mogotes en Mar del Plata por tres ovejeros alemanes y fue internada en terapia intensiva.

SEGUÍ LEYENDO: