El militante del mortero Sebastián Romero sigue prófugo de la Justicia
El militante del mortero Sebastián Romero sigue prófugo de la Justicia

Son dos temas que en los últimos meses se metieron en la agenda del Gobierno: por un lado los manifestantes que se enfrentan a las fuerzas de seguridad durante las marchas y por el otro los motochorros. Ahora, una propuesta que impulsan desde la Ciudad busca una reforma del Código Penal para endurecer las penas.

Fue el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el que presentó la propuesta para reformar el Código Penal en lo que respecta a estas dos cuestiones -manifestantes violentos y motochorros- al ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Germán Garavano, y de Seguridad, Patricia Bullrich.

La propuesta surgió en la ronda de consultas de la Comisión de Reforma del Código Penal que preside el ministro Garavano
La propuesta surgió en la ronda de consultas de la Comisión de Reforma del Código Penal que preside el ministro Garavano

Manifestantes violentos

Tras una serie de enfrentamientos y cruces entre manifestantes y la policía durante las marchas, los que mostraron su punto máximo de tensión durante las protestas por la reforma previsional en diciembre pasado, donde no solo se causaron destrozos en la Plaza del Congreso, sino que quedó además un saldo de decenas de policías heridos, es que encuentra marco la nueva iniciativa.

(Nicolás Stulberg)
(Nicolás Stulberg)

En esta línea la propuesta del jefe de Gobierno de la Ciudad prevé la pena de prisión para todos los individuos que durante cualquier concentración de personas arrojen elementos contundentes o inflamables que puedan provocar la muerte, menoscabar la integridad física de otro individuo, entiéndase agentes de las fuerzas de seguridad (aun cuando estén dotados de instrumentos de protección) o que afecten el normal desenvolvimiento.

Motochorros

En cuanto al segundo punto, los motochorros, a fines del año pasado una serie de ataques en el barrio porteño de Palermo, entre otros al conductor televisivo Jorge Rial, hicieron que la modalidad delictiva volviera a estar en boca de todos. No mucho después se desplegaron operativos especiales y este mismo mes se anunció también la incorporación de brigadas móviles para control de las entre 350 mil y 400 mil motos que circulan por día en la Ciudad.

Ahora la propuesta sobre los motochorros realizada por Rodríguez Larreta consiste en incorporar como agravante la utilización de motovehículos en los delitos de hurto o robo, en vistas de combatir el flagelo.

Desde el Gobierno fundamentan la propuesta en que la utilización de los vehículos incrementa la capacidad ofensiva ya que se emplea la fuerza para sorprender y arrebatar las pertenencias a las víctimas, sumado a que también la no utilización de los cascos reglamentarios impide el reconocimiento de los delincuentes; además de proporcionarles agilidad en la huida, muchas veces de contramano o utilizando las veredas.

De la presentación participaron además del jefe de la Ciudad y los ministros, el jefe de Gabinete porteño, Felipe Miguel; el ministro de Justicia y Seguridad de la Ciudad, Martín Ocampo, y el secretario general y de Relaciones Internacionales, Fernando Straface. Además asistieron el juez de la Cámara de Casación Penal de la Sala IV y presidente de la Comisión para la Reforma del Código Penal, Mariano Borinsky; el abogado y miembro de la Comisión para la Reforma del Código Penal Guillermo Suárez Gache; el fiscal de la Fiscalía en lo Penal Económico N° 1 y secretario adjunto de la Comisión para la Reforma del Código Penal, Pablo Turano; y el director nacional de Política Criminal en materia de Justicia y Legislación Penal del Ministerio de Justicia de la Nación, Carlos González Guerra.

La reunión se desarrolló en el marco de la ronda de consultas que la Comisión de Reforma del Código Penal que preside el ministro Garavano viene realizando con gobernadores, legisladores y otros representantes.

SEGUÍ LEYENDO: