Cristina Kirchner y Florencio Randazzo, cuando el Frente Para la Victoria estaba en el poder (NA)
Cristina Kirchner y Florencio Randazzo, cuando el Frente Para la Victoria estaba en el poder (NA)

El encuentro se gestó en el más absoluto silencio y cuando nadie veía resquicios para un acercamiento. A horas del cierre de listas, Florencio Randazzo solicitó (a través de un interlocutor) una reunión con Cristina Kirchner. Y el cara a cara se produjo este viernes por la noche, en el departamento que la ex Presidente tiene en el barrio de Recoleta. El dato fue revelado a Infobae por fuentes de La Cámpora. "El encuentro existió", le ratificaron a este medio desde el randazzismo.

El ex ministro de Transporte llegó al edificio ubicado en Juncal y Uruguay alrededor de las 21 y durante poco más de una hora conversó con la ex jefa de Estado. "Florencio quería explicarle por qué pretendía ir a las PASO (recordó como un error cuando le impidieron enfrentar a Scioli en 2015) y le aclaró más de una vez que se postuló porque pensó que ella no se iba a candidatear", detallaron desde el kirchnerismo.

Cristina Kirchner argumentó que no es tiempo de venganzas personales ni de resolver internas partidarias, sino de unirse para "enfrentar al macrismo" y darle respuesta a las necesidades de los bonaerenses.

"Fue una charla política, no de rosca chiquita, que se desarrolló en buenos términos. En ningún momento se habló de listas", apuntaron desde La Cámpora. Sin embargo, el randazzismo asegura que ella le ofreció que la acompañe como senador o que lidere la lista de diputados, pero no hubo acuerdo.

Frente del edificio en el que vive Cristina Kirchner en Capital; su departamento es el de la ventana que se encuentra debajo del cartel de venta; allí se reunió con Randazzo
Frente del edificio en el que vive Cristina Kirchner en Capital; su departamento es el de la ventana que se encuentra debajo del cartel de venta; allí se reunió con Randazzo

En un momento de la charla, Cristina Kirchner le pidió a Randazzo que reflexione y "piense en los intendentes que lo acompañan, que tienen responsabilidad institucional y son los primeros que sufren los reclamos de los vecinos".

Para pasarlo en limpio, CFK no sólo le habló a Randazzo: el mensaje fue dirigido a los jefes comunales que quedaron alineados del otro lado y ven con preocupación la división que fragmentó y debilitó severamente al PJ. A ellos quiere seducir para que frenen la postulación del ex ministro, que hasta hoy se mostró decidido a competir. Todavía están por verse los efectos de esta cumbre inesperada. 

Jefes comunales de ambos sectores trataron de interceder para acercar posiciones y lograr la unidad entre el peronismo y el frente Unidad Ciudadana. Anoche hubo extensas reuniones y pasado el mediodía de hoy habrá otra cumbre importante del randazzismo, que podría ser clave para la definición del armado electoral opositor.

Una bandera de unidad peronista -lo que reclama el sector que representa Cristina Kirchner- flamea durante el último acto de la ex Presidente en el estadio de Arsenal(Adrián Escandar)
Una bandera de unidad peronista -lo que reclama el sector que representa Cristina Kirchner- flamea durante el último acto de la ex Presidente en el estadio de Arsenal(Adrián Escandar)

Mientras tanto, Cristina Kirchner sigue sin oficializar su candidatura pero desde su entorno aseguran que se postulará; a esta hora, como senadora por la provincia de Buenos Aires. De todos modos, eso aún no se puede dar por cerrado. La buena noticia es que no habrá que esperar hasta la medianoche: "El sábado (hoy) después del mediodía, tipo 16 horas, va a haber un anuncio", prometieron desde el cristinismo.

"La sorpresa va a ser el nombre del acompañante: es un hombre y nadie se lo espera", le adelantaron a este medio. En ese momento todavía no se sabía nada de la reunión con Randazzo. Está visto, todo puede cambiar.

LEA MÁS: