Box fit, el nuevo entrenamiento para estar en forma
Box fit, el nuevo entrenamiento para estar en forma

Las bondades del boxeo ya no son exclusivas para de los luchadores profesionales. Hoy es una alternativa genial para quemar cientos de calorías, ejercitar el sistema cardiovascular y tonificar el cuerpo. Y si no, basta con ver los cuerpos tallados de los grandes competidores.

"Toda mi vida giró en torno al boxeo y al buen acondicionamiento físico. Ahora voy a utilizar todo lo aprendido para llevarlo al mercado del fitness", explicó Floyd Mayweather, quien abrirá un gimnasio temático en California.

Por su parte, nuestro campeón, Sergio Maravilla Martínez, también creó una serie de franquicias de fit boxing llamada Brooklyn que tiene más de cuarenta sucursales en España y tres en Buenos Aires.

A PONERSE LOS GUANTES. En las redes sociales cada vez son más las celebrities que se proclaman amantes de los guantes: de afuera las más fieles son la actriz de Stranger Things Millie Bowie Brown, Jennifer López, las modelos Gigi Hadid, Karlie Kloss y Adriana Lima. Y del fashion business local, Manu Viale, Barbie Vélez, Leo Sbaraglia, Jésica Cirio, Iván de Pineda, entre otros.

El furor del boxeo va mucho más allá de buscar un cuerpo fit: entrena la tenacidad, agiliza la mente, cultiva el respeto, la paciencia… ¡y encima en un workout súper completo!

BARBIES DE ACERO. Tanto el boxeo como el kick boxing son dos de las disciplinas deportivas más completas que existen. "Además de incrementar la fuerza, desarrollar la coordinación y trabajar el equilibrio, los deportes de combate requieren de mucha resistencia, por eso la parte cardiovascular es tan importante", explica Federico Cisternas, dueño de Sparring Center, uno de los gimnasios de boxeo recreativo más famosos, con cuatro sedes en Buenos Aires (ver recuadro).

Según cuenta este empresario fitness, asombrosamente el 60% de sus 2000 inscriptos son mujeres. Una de sus alumnas, Michelle Moreau (abogada de 29 años), cuenta por qué la cautivó esta disciplina: "Lo que me gusta es que ni te das cuenta de que estás ejercitando. El hecho de que sea un deporte y que uno tenga en miras mejorar la técnica para eventualmente subirse al ring te obliga a entrenar para estar preparado para cuando ese momento llegue. Entonces el entrenamiento no es un fin en sí mismo, sino un medio para conseguir la meta".

 

CÓMO SON LAS CLASES. Generalmente, los lugares donde se practica boxeo recreativo incorporan otras técnicas para que el entrenamiento sea más completo. Por ejemplo, en Brooklyn cada clase dura 47 minutos por reloj, separada por rounds de 2 minutos: uno pegándole a la bolsa y otro compuesto por diferentes ejercicios funcionales, con pesas o TRX.

"Las rutinas son creadas por Maravilla Martínez y se cambian cada dos semanas. Se trata de entrenamientos de intervalos (popularmente conocidos como HIIT), donde se juega con los cambios de ritmos cardíacos, lo que genera un gasto energético muy grande. En sólo una sesión se pueden quemar hasta 1000 calorías", asegura Jorge Díaz Valdéz, representante de Brooklyng Fitboxing Argentina.

Además del acondicionamiento físico, nos cuenta que recientemente agregaron un sistema de competencias para potenciar la motivación y el compromiso con la actividad: "Desarrollamos un juego entre todos los centros del mundo en el que podés ir sumando puntos. Para eso le pusimos un sensor a cada bolsa que mide si pegás en forma sincronizadacon el ritmo de la música y con la potencia que deberías. Al final de cada clase te llega un mail con tu puntación".

ENTRENADOR DE FAMOSOS. También hay quienes prefieren probar en academias más tradicionales, ponerse los guantes y sentirse Rocky Balboa por un rato. Una de las más conocidas es Akibo Central, que desde 2009 forma boxeadores profesionales y amateurs.

"Antes no era un deporte de moda; de hecho, estaba catalogado como un poco marginal. Sin embargo, a mí siempre me apasionó. Ya de chico soñaba con tener un dojo (N. de la R.: así llaman en Japón a los centros de meditación y/o artes marciales) como el de Karate Kid", confiesa Pablo Paoliello, dueño de Akibo y campeón del mundo de kick boxing en 2013.

Según analiza Pablo, el público que se anima a calzarse los guantes es cada vez más grande y amplio. Entre los famosos, él preparó a Leo Sbaraglia para la película Sangre en la boca, entrenó a Iván de Pineda, Jésica Cirio y Karina Jelinek. En su academia se pueden aprender distintas artes marciales, todas con una parte de funcional convencional donde se estimula cada parte del cuerpo.

"Los cambios en el cuerpo son radicales, tengo alumnos que bajaron hasta 40 kilos en tres meses. Para las chicas tenemos una clase de kick boxing especial los martes y jueves a las 17, donde hacemos foco en piernas, glúteos y pérdida de grasa", asegura el experto.

Ya sea para bajar de peso, ganar masa muscular, liberar tensiones, divertirte o competir sobre el ring, el boxeo se convirtió en uno de los workouts favoritos de todo el mundo. Y vos, ¿ya te animaste a dar tu primer golpe?

texto AGUSTINA D'ANDRAIA (adandraia@atlantida.com.ar) fotos LATINSTOCK BOX FIT

SEGUÍ LEYENDO: