30 recetas fáciles y deliciosas para llevar al trabajo en junio: una para cada día del mes

Ya sea para el trabajo, la universidad o incluso para dejar comidas preparadas con antelación, estas 30 ideas pueden ayudarte a encontrar nuevas recetas sanas y deliciosas

Compartir
Compartir articulo
30 ideas para llevar al trabajo (Flickr)
30 ideas para llevar al trabajo (Flickr)

Comer fuera de casa a diario puede convertirse en un verdadero quebradero de cabeza. Desde luego, comer en un restaurante a diario no está al alcance de todos, así que lo más seguro es que busques ideas para traer algo de casa y así ahorrar dinero y llevar una alimentación lo más saludable posible.

Con el ajetreo del día a día, no nos da tiempo a dedicarle a la cocina el espacio que se merece. No obstante, si buscas mejorar tus hábitos y te has propuesto preparar una comida para cada día de la semana, es necesario sacar unas horas para preparar un menú semanal que nos haga la vida más fácil.

Te puede interesar: La regla 6-3-1 de Arguiñano para cocinar la tortilla de patatas perfecta

Como es probable que, a estas alturas, ya te hayas quedado prácticamente sin ideas, te traemos una recopilación de 30 recetas que puedes probar durante el mes de junio, con platos perfectos para llevar en contenedores y recalentar en el microondas en solo unos minutos.

1. Ensalada de pollo a la parrilla

Ensalada de pollo a la parrilla (Pixabay)
Ensalada de pollo a la parrilla (Pixabay)

Las ensaladas son una opción fresca y saludable, perfecta para comer en la oficina, sobre todo si incluye una proteína saludable como el pollo. Para hacer esta ensalada con pollo, sazona las pechugas y cocínalas a la parrilla, córtalas en tiras o trozos pequeños y mézclala con lechuga, tomate y las verduras frescas que prefieras. Aliña la ensalada con aceite de oliva, sal y vinagre al gusto.

Te puede interesar: Come toda la semana por menos de 30 euros: 7 recetas baratas y fáciles para cuatro personas

2. Pasta con salsa boloñesa casera

Receta de salsa boloñesa con verduras (Pixabay)
Receta de salsa boloñesa con verduras (Pixabay)

La salsa boloñesa, hecha a base de carne y salsa de tomate, es una de las más conocidas formas de disfrutar la pasta. Cocina cebolla y zanahoria en una sartén y añade carne picada con un chorrito de vino tinto para que tome sabor. Cuando la carne esté hecha, añade tomate frito y deja que se cocine todo junto un rato. Hierve agua en una olla y cocina la pasta que más te guste durante el tiempo que indique el paquete. Mézclalo todo y ya tendrás una deliciosa pasta boloñesa.

3. Ratatouille

Ratatouille, una receta de la cocina francesa (Flickr)
Ratatouille, una receta de la cocina francesa (Flickr)

Este estofado está elaborado con hortalizas típicas del sur de Francia, como son la berenjena, el calabacín o la cebolla, y es una de las recetas más fáciles y deliciosas para introducir verduras en tu dieta. Para hacerlo tendrás que preparar un sofrito de cebolla, pimientos, ajo y tomate frito. Colócalo en una fuente para horno y pon el resto de verduras por encima: berenjena, calabacín y tomate. Hornea todo junto a 180 °C durante 45 minutos y ya tendrás preparada tu ratatouille.

4. Ensalada de quinoa

La quinoa es una semilla con propiedades extraordinarias, gracias a su alto contenido en proteína y fibra, además de sus vitaminas y minerales. Puedes hacer una ensalada con ella de una forma muy rápida, pues solo tendrás que lavarla y cocerla unos 15 minutos, a fuego medio, en una olla tapada. Mézclala con verduras frescas como pimientos, cebolla, tomate y aderezo de tu elección para una ensalada llena de nutrientes.

5. Wrap de pollo

Wrap de pollo (Pixabay)
Wrap de pollo (Pixabay)

El wrap es una forma muy cómoda de llevar comida al trabajo, ya que puedes meterlo en un contenedor de plástico o envolverlo en papel albal sin ningún problema. Para hacer un wrap fácil y rápido, solo tienes que hacerte con unas tortitas de trigo, mejor si son integrales, y rellenarlas con pollo a la plancha o a la parrilla, aguacate, lechuga y salsa de yogur.

6. Pescado al horno con costra de pan

El pescado al horno es una de las formas más fáciles de cocinar este producto, pues solo tendrás que mezclar ingredientes que den sabor y juntarlo todo para hornear. En este caso, vamos a añadirle a nuestro filete una costra de pan rallado y queso, para que tenga un toque crujiente.

Para hacer este filete de pescado, mezcla pan rallado, queso parmesano, perejil fresco, sal y pimienta y sazona los filetes de pescado, merluza o bacalao, con sal, pimienta y jugo de limón. Coloca los filetes de pescado en una bandeja para hornear, espolvorea con la mezcla de pan rallado y queso parmesano y rocía un poco de aceite de oliva sobre la costra de pan. Hornea los filetes a 200 °C durante aproximadamente 12-15 minutos.

7. Arroz frito

infobae

El arroz frito es uno de los platos más conocidos de la gastronomía asiática, además de una receta muy sencilla de elaborar en casa. Para hacerla, saltea algunas verduras como pimientos y guisantes con unas gambas, cocinamos un huevo batido en la misma sartén y añadimos arroz cocido. Mezclamos y salteamos todo junto y añadimos un chorro de salsa de soja para darle más sabor.

8. Ensalada de garbanzos

Cuando llega el calor y los guisos y potajes dejan de sonar tan apetecibles, las ensaladas se convierten en el aliado perfecto para comer legumbres de una forma rica y saludable. Para una versión todavía más rápida, puedes utilizar garbanzos de bote. Mezcla las legumbres con pepino, tomate, cebolla roja, pimiento y aderezo de limón y aceite de oliva y ya tendrás una deliciosa ensalada de garbanzos.

9. Tacos de pavo

Llenos de sabor y fáciles de hacer, los tacos son una receta mexicana deliciosa que merece la pena incluir en nuestro menú mensual. Puedes hacer unas de pavo y queso cocinando carne picada de pavo con especias mexicanas y colocándolas como relleno en tortillas de maíz. Puedes añadirle un toque de queso al final y hornearlas durante unos minutos para que se funda y cree una capa gratinada en cada taco.

10. Tortilla de patatas

Tortilla de patatas
Tortilla de patatas

La tortilla de patata no necesita presentación. Esta receta tradicional de la gastronomía española tiene un sabor delicioso y es muy fácil de hacer, especialmente si seguimos los trucos del cocinero Karlos Arguiñano. Es un plato ideal para cocinar entre semana y llevarlo, pues puedes cortarlo en porciones de forma fácil y conservarla unos días en la nevera.

11. Ensalada ‘caprese’

Esta ligera y sencilla receta italiana se puede preparar en solo cinco minutos. Solo tiene tres ingredientes: tomate, queso mozzarella y hojas de albahaca fresca, lo que la convierte en el acompañamiento perfecto para cualquier comida. Para hacerla solo tienes que combinar el tomate, la mozzarella y las hojas de albahaca fresca y aliñarlo todo con aceite de oliva y vinagre balsámico.

12. Pollo al curry con arroz

La cebolla y el comino son claves en este plato.
La cebolla y el comino son claves en este plato.

Para hacer un pollo al curry con arroz, no hace falta mucho tiempo. Solo necesitas una olla con aceite donde sofreír cebolla. A continuación, se añaden a la cazuela unas cucharadas de pasta de curry amarillo, se rehoga y se añade un chorro de leche de coco. Se incorpora a la cazuela la pechuga de pollo troceada y se deja cocinar todo durante unos 10 minutos. Mientras se cocina el pollo al curry, cuece un poco de arroz basmati para un plato completo y nutritivo, perfecto para llevar al trabajo.

13. Ensalada de lentejas

(Getty Images)
(Getty Images)

Para otra versión de la ensalada de legumbres puedes optar por utilizar lentejas. Para hacerla, cocina unas lentejas en agua y mézclalas con espinacas, tomate cherry, queso feta y aderezo de vinagreta. El resultado es una ensalada llena de sabor y contundente, perfecta para comer en el trabajo.

14. Frittata de verduras

Para los que no la conozcan, la frittata es una especie de tortilla típica de Italia que se cocina en el horno. Es perfecta como receta de aprovechamiento, pues acepta cualquier tipo de verdura que sobre en nuestro frigorífico. Para hacerla, mezcla huevos batidos con tus verduras favoritas (como espinacas, pimientos y cebolla) y hornea hasta que esté dorado.

15. Espaguetis de calabacín con pesto

Si te encantas la pasta pero buscas una receta diferente y que reste algo de calorías a tu ingesta diaria, puedes probar a sustituir la pasta tradicional por espaguetis de calabacín. Para hacerlos, necesitarás un espiralizador, aunque también puedes usar un pelador o un cuchillo con paciencia. Una vez cortados los tallarines de verdura, los puedes saltear con un poco de sal y pimienta negra durante solo un par de minutos. Una vez hechos, los puedes acompañar de la salsa que más te guste, como salsa de tomate o pesto de albahaca.

16. Pizza casera

infobae

Otra opción fácil y rápida, perfecta para los días que quieras darte un pequeño homenaje, es una pizza casera. Puedes hacer la masa en casa, con harina, sal, agua y aceite de oliva, o comprar una preparada para una receta más rápida. Después, solo tendrás que añadirle tus toppings preferidos, con una base de tomate frito y queso. Puedes añadir jamón cocido, champiñones, cualquier verdura, atún...

17. Ensalada griega

Una forma muy original de elaborar una ensalada es incluyendo ingredientes variados con sabores algo diferentes a los que estamos acostumbrados. Si estás harto de la clásica ensalada de lechuga y tomate, puedes hacer esta ensalada griega mezclando pepino, tomate, aceitunas, queso feta y un aderezo de yogur.

18. Hamburguesa casera

infobae

Una hamburguesa casera, acompañada de pan, lechuga, tomate y queso se puede ocnvertir en una comida sencilla y rica que disfrutar también fuera del fin de semana. Para elaborarla, mezcla la carne picada con sal y pimienta al gusto, forma hamburguesas redondas y planas con la mezcla y cocínalas en una sartén caliente o a la parrilla. Cuando estén casi echas, puedes añadirle un poco de queso para que se funda. Monta las hamburguesas colocandolas en los panes y agregando lechuga y rodajas de tomate. Puedes añadir otros ingredientes según tu gusto.

19. Patatas a la importancia

Patatas a la importancia (Flickr)
Patatas a la importancia (Flickr)

Las patatas a la importancia son una de esas elaboraciones sencillas y económicas que llevan años acompañándonos. La combinación de ingredientes económicos y su delicioso sabor han hecho que esta forma de cocinar la patata se convierta en todo un clásico de la gastronomía en España. Hacerlas es sencillo. Pelamos las patatas, las cortamos en rodajas y las rebozamos con huevo y un poco de harina. Las freímos por ambos lados. En otra cazuela, pochamos una cebolleta y añadimos un ajo majado, vino blanco y azafrán. Incorporamos las patatas a la cazuela y las cubrimos de caldo, dejándolas cocinar durante unos 12 o 15 minutos. Ya tendremos nuestras patatas a la importancia listas para transportar en contenedores de plástico.

20. Ensalada de atún

Para hacer esta deliciosa ensalada, algo distinta al resto de las mencionadas, necesitas tres ingredientes básicos: atún, huevo y algún tipo de salsa, mayonesa o sucedáneos como la mostaza. En cuanto al atún que decidas utilizar, puede ser un atún natural en conserva o atún natural en aceite de oliva, lo que sí es importante es que sea de buena calidad, ya que va a ser el protagonista de nuestra receta. Si quieres comerla de una forma diferente, también es frecuente untar esta ensalada entre dos rebanadas de pan para obtener un sándwich de ensalada de atún delicioso y comerlo allá donde vayas.

21. Tortilla de espinacas y queso

Las tortillas son formas maravillosas de incluir verduras a nuestra dieta de una forma rica y rápida. Además, el huevo nos aportará la proteína necesaria para llenarnos de energía durante el día. Esto, sumado al sabor del queso que decidamos echarle, serán la combinación perfecta para un plato muy rápido, fácil y nutritivo. Para que quede muy jugosa, te recomendamos que utilices un queso fundente, como uno de tetilla o mozzarella.

22. Salmón a la plancha con limón y hierbas

Salmón a la plancha (Pixabay)
Salmón a la plancha (Pixabay)

El salmón es un pescado rico en nutrientes y muy saludable, por lo que incluirlo en nuestro menú semanal siempre será una buena idea. Para darle un extra de sabor a este filete de salmón vas a necesitar unas rodajas de limón y una mezcla de hierbas frescas, que pueden ser algunas como eneldo, perejil o tomillo, además por supuesto de sal y pimienta a tu gusto. Para elaborarlo, sazona el salmón con sal, pimienta y las hierbas frescas, coloca las rodajas de limón sobre el salmón y cocínalo a la plancha o en una sartén con poco aceite. En solo unos minutos tendrás tu pescado cocinado y listo para meter en el recipiente.

23. Quesadillas de verduras

La quesadilla es una forma rica y versátil de solucionarte una comida en pocos minutos. Además, puedes hacerla con los ingredientes que más te gusten, ya sea carnes como pollo o carne mechada, verduras o los clásicos frijoles. Para hacer unas deliciosas quesadillas de vegetales solo tendrás que rellenar unas tortillas de maíz con queso rallado y verduras picadas como pimientos, cebolla y champiñones. y cocinarlas vuelta y vuelta en una sartén hasta que el queso se derrita y las tortillas estén doradas.

24. Ensalada de remolacha y queso de cabra

Ya sea para acompañar otra preparación o para comer en días en los que te apetezca algo fresco y ligero, esta ensalada de remolacha y queso de cabra te solucionará el día con mucho sabor. Para hacerla, mezcla remolacha rallada, hojas verdes, nueces picadas y trozos de queso de cabra y alíñalo todo con vinagreta de mostaza y miel.

25. Gambas al ajillo

infobae

Esta es una de las recetas de tapeo más famosas de la gastronomía tradicional española, y es muy fácil de preparar, rica y muy rápida. Para hacerla en su versión más sencilla, calienta unas cucharadas de aceite de oliva en una sartén grande, agrega los ajos picados y la guindilla y cocina durante un par de minutos hasta que los ajos estén ligeramente dorados. Añade las gambas peladas a la sartén y cocina durante unos 3 o 4 minutos, removiendo ocasionalmente, hasta que las gambas estén rosadas y bien cocidas.

26. Arroz con verduras

infobae

El arroz es uno de los ingredientes más socorridos cuando queremos hacer un plato rápido y fácil. Añadirle unas cuantas verduras y unas especias puede hacer que un sencillo plato de arroz blanco se convierta en una elaboración rica y completa para acompañar con pescado o pollo o para comerla por sí sola. Para elaborarlo, cocina el arroz según las instrucciones del paquete, pela y corta zanahorias, cebolla y pimientos y saltéalas junto con guisantes en un poco de aciete de oliva. Cuando el arroz y las verduras estén hechos, júntalo todo y añade sal y las especias que más te gusten.

27. Lentejas con verduras y chorizo

infobae

Las clásicas lentejas con verduras y chorizo no solo son un plato perfecto para llevara donde quieras, sino que además es ideal para hacerlas un día y congelarlas para comer más adelante. Para hacerlas, solo tendrás que saltear las verduras que elijas, pimientos, cebolla y ajo, por ejemplo, dorar el chorizo e incluir las lentejas, que pueden ser secas o de bote. Después de un rato de olla, tendrás un plato rico y nutritivo preparado para cualquier día de la semana.

28. Tacos de merluza con tomate

Estos tacos de merluza con salsa de tomate son perfectos para tenerlos preparados de antemano, pues con solo unos minutos de microondas los tendremos listos para comer. Para elaborarlo, cortamos un lomo de merluza en tacos y lo marcamos en una sartén. Podemos hacer la salsa de tomate en casa o tenerla comprada. Para terminar, ponemos los tacos de nuevo en la sartén y los cubrimos con la salsa de tomate durante unos 2 minutos. Podemos acompañar el plato con unas verduras asadas para una comida más completa y nutritiva.

29. Burritos vegetarianos

Lo mejor de los burritos es que son la receta de aprovechamiento perfecta, pues puedes incluir en ellos prácticamente cualquier cosa que se te ocurra. Para estos, te proponemos una opción sin carne, rellenando las tortitas de trigo con alubias negras y diferentes tipos de verduras salteadas, como cebolla y pimientos. Puedes incluir también arroz, queso, verduras frescas como lechuga y tomate, guacamole... Las opciones son infinitas.

30. Pollo al estilo mediterráneo

Pollo al estilo mediterráneo (Pixabay)
Pollo al estilo mediterráneo (Pixabay)

Los guisos con proteínas y verduras son perfectos para llevar a cualquier lado, porque, después de hacerlos, solo necesits recalentarlos con un par de minutos en el microondas y no pierden nada de sabor ni textura. Este pollo al estilo mediterráneo es un plato completo que podemos hacer con poco esfuerzo. Necesitaremos pollo, verduras como la cebolla, el pimiento y el ajo y unas alcaparras y aceitunas para darle todo el sabor mediterráneo.

Para hacerlo, comenzaremos salteando el pollo partido hasta que esté dorado. Después, lo sacamos y salteamos el ajo, la cebolla y los pimientos, añadimos agua y cocemos las hortalizas durante 10 minutos. Una vez que pase el tiempo agregamos la carne de nuevo, añadimos azafrán y caldo de pollo, las aceitunas, las alcaparras y el zumo de limón. Cocemos con la olla destapada durante 20 minutos y ya tendremos nuestro pollo al estilo mediterráneo.

Seguir leyendo:

<br/>

<br/>