Acciones y bonos tocan sus precios más bajos del último mes en un mercado escéptico ante el escenario político

La Bolsa subió un leve 0,4%, pero en Wall Street los bancos perdieron 2% e YPF cayó 3,3%. Los bonos Globales cedieron 1,1% y el riesgo país quedó cerca de los 1.600 puntos

La euforia bursátil post-PASO dio lugar a un rápido recorte de precios
La euforia bursátil post-PASO dio lugar a un rápido recorte de precios

La sesión bursátil fue de mayor a menor y dejó sabor a poco en cuanto a cotizaciones. Mientras que la Bolsa porteña registró una leve ganancia, después haberse desplomado más de 6% el lunes, en Wall Street los títulos privados siguieron flojos.

Los bonos en dólares volvieron a caer y el riesgo país quedó al filo de los 1.600 puntos. Y en la plaza cambiaria perduró la estabilidad del dólar, pero con ventas de reservas del Banco Central como trasfondo.

Si bien se observaron compras de oportunidad para las acciones, quedó claro que la plaza no reacciona, a la espera del anuncio de nuevas medidas económicas y ante el escepticismo que despierta el nuevo gabinete y la inminente reapertura de actividades en el marco de la pandemia.

También faltó impulso desde el exterior, con números mixtos en los indicadores de Wall Street, aunque se atenuaron los temores a un contagio global de los mercados por el caso del gigante inmobiliario chino Evergrande, lo que ayudó traer algo de calma a la plaza local, comentaron operadores a Reuters.

Las acciones y los ADR argentinos que son operados en dólares en Wall Street cerraron dispares. Entre los ganadores destacó Globant, con un 3,2%, pero los títulos bancarios perdieron 2% en promedio e YPF resignó un 3,4%, a USD 4,70.

El índice accionario S&P Merval de la Bolsa de Buenos Aires ganó un 0,4%, a 73.918 puntos. Sin embargo, el panel líder recortó posiciones desde la media rueda, cuando rozó los 75.000 puntos, y fue perdiendo fuerza a medida que se acercaba el cierre de la operatoria, en una tendencia que fue reflejo del desempeño de los índices de Wall Street.

El mercado espera el anuncio de medidas económicas como lo comprometió el presidente Alberto Fernández

Medido en pesos, el Merval resignó cerca de 10.000 puntos o 12% desde el máximo nominal del lunes 13 de septiembre, cuando se desató una efímera euforia por la derrota electoral del oficialismo. Y en dólares las cotizaciones volvieron a los niveles del 23 de agosto pasado.

“El Merval de Argentina se consolida en medio de los 74.200 puntos y los 75.000 puntos sin tomar una dirección clara a corto plazo”, dijo a Reuters Alexander Londoño, analista de ActivTrades.

“La mayor calma externa contribuyó a la recuperación de los activos domésticos, aún cuando la respuesta resultó relativamente moderada, toda vez que los operadores siguen cautelosos y atentos a las medidas económicas a implementarse en esta etapa electoral”, dijo Gustavo Ber, economista de la consultora Estudio Ber.

Aunque ceden las restricciones por la pandemia, con flexibilidad en protocolos, se teme que el gasto público se dispare y profundice el déficit fiscal

“Despierta preocupación que una aceleración del gasto público pudiera no sólo acentuar los desequilibrios fiscales y monetarios, sino que también tuviera implicancias cambiarias ya que se requeriría de mayores esfuerzos para mantener dentro del rango actual a la ‘brecha’ en un escenario de una montaña de pesos con menos dólares”, agregó.

Javier Timerman, managing partner de AdCap, consideró que “la incertidumbre es enemigo número uno de la inversión y lo que la Argentina necesita es inversión de todo tipo”.

En cuanto a la renta fija, los bonos Globales -en dólares con legislación extranjera-, referencia de la deuda soberana Argentina en el exterior, recortaron las subas iniciales y finalizaron con baja promedio del 1,1%, mientras que el riesgo país de JP Morgan, que mide la brecha de rendimientos de los bonos del Tesoro de los EEUU con sus pares emergentes, creció en 20 unidades para la Argentina, a 1.596 puntos básicos a las 17 horas.

Los bonos Globales anularon toda la mejora que habían anotado en el último mes, mientras que el riesgo país trepó a su escalón más alto desde el 20 de agosto.

Por su parte, los bonos en el Mercado Abierto Electrónico (MAE) perdieron un 0,3% en su promedio en pesos, tras caer un 1,7% el lunes.

El dólar libre cerró negociado sin variantes este martes a $184, en un reducido mercado paralelo, donde hasta poco antes de las 15 la divisa estuvo ofrecida a 184,50 pesos.

En la plaza formal, el dólar mayorista ganó solo un centavo, a $98,47, con una brecha de 86,9% respecto del dólar libre.

“Según estimaciones de fuentes privadas del mercado, el BCRA terminó el día con ventas por un importe algo menor a los 40 millones de dólares”, comentó Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio. En lo que va de septiembre la entidad monetaria acumula ventas de sus reservas por unos 705 millones de dólares.

Una mayor tendencia al alza se observó sobre las cotizaciones bursátiles del dólar donde no intervienen los organismos oficiales con la compraventa de bonos. El dólar Senebi (Segmento de Negociación Bilateral) de ByMA (Bolsas y Mercados Argentinos) se transó entre privados a $181,44, mientras que el tipo de cambio implícito en acciones que se negocian en simultáneo en la Bolsa porteña y Wall Street escaló sobre los 186 pesos.

Esto implica que la dolarización de carteras persiste y, probablemente, sea la contracara del desarme de posiciones en acciones y bonos de las últimas cinco ruedas operativas.

SEGUIR LEYENDO:

Información provista porInvertir Online