Creció el uso de la capacidad instalada de la industria, pero sigue por debajo de los valores previos a la pandemia

En julio de 2020, la utilización de las máquinas fue de 56,8%, nivel inferior al del mismo mes de 2019 y del 59,4% de febrero de este año. No prevén un incremento en las inversiones

La industria automotriz sólo utiliza el 30% del total de la capacidad instalada
La industria automotriz sólo utiliza el 30% del total de la capacidad instalada

En julio de 2020, la utilización de la capacidad instalada en la industria se ubica en 56,8%, nivel inferior al del mismo mes de 2019, en el que se registró un 58,7%. Y la medida aunque presenta una mejora respecto de los meses de la pandemia, aún quedó por debajo de febrero de este año (59,1%) en la previa que el país entrara en la cuarentena.

Según el informe de Uso de la Capacidad Instalada del Instituto de Estadísticas y Censos (Indec) durante julio pasado cuando algunos sectores ya habían empezado a volver a la actividad la utilización de la capacidad instalada en la industria exhibe un nivel de 56,8%, inferior al registrado en julio del año pasado (58,7%). Pero esa vuelta ya se observa es que es el porcentaje más alto desde marzo cuando comenzó el proceso de aislamiento y el cierre de las fábricas que no era esenciales.

Los bloques sectoriales que presentan en julio niveles de utilización de la capacidad instalada superiores al nivel general son productos del tabaco (79,5%), sustancias y productos químicos (68,7%), refinación del petróleo (68,1%), productos minerales no metálicos (67,5%), papel y cartón (65,0%), industrias metálicas básicas (61,0%) y productos alimenticios y bebidas (59,5%).

La elaboración de acero crudo muestra una disminución de 22,2%
La elaboración de acero crudo muestra una disminución de 22,2%

Por su parte, los bloques sectoriales que se ubican por debajo del nivel general son edición e impresión (51,6%), productos de caucho y plástico (47,3%), industria metalmecánica excepto automotores (44,6%), productos textiles (43,1%) e industria automotriz (29,8%).

“En abril se observó el porcentaje de utilización de la capacidad instalada de la Industria de manufacturas más bajo de la serie, pero el sector está mostrando una recuperación rápida y julio ya mostró solo 1,9 p.p. menos de utilización que 2019”, explicaron Nadin Argañaraz y Bruno Panighel, economistas del IARAF.

“En la medición interanual, la actividad de la industria manufacturera se contrajo 6,9% para el mes de julio y se condijo con una baja de 1,9 p.p. en la utilización de la capacidad instalada respecto al mismo mes de 2019. Todos los segmentos de la industria manufacturera, salvo la industria tabacalera, operan con un amplio porcentaje de capacidad ociosa”, agregaron.

La principal incidencia negativa en julio de 2020 respecto al mismo mes del año anterior se observa en las industrias metálicas básicas
La principal incidencia negativa en julio de 2020 respecto al mismo mes del año anterior se observa en las industrias metálicas básicas

“No es esperable que haya grandes inversiones en capital físico luego del aislamiento, al menos de forma generalizada. Desde hace 2 años, la capacidad instalada industrial se utiliza en el rango 56%-62%, por lo que, aunque se vuelva a estos niveles, seguirá quedando un margen elevado de aumento de actividad sin requerir inversiones en nuevas fábricas y maquinarias”, señalaron los especialistas.

Según la encuesta cualitativa de la industria manufacturera (que realizó el INDEC durante la emergencia sanitaria) realizada a más de 1.700 locales manufactureros, 51% operó con normalidad en julio, mientras que 49% operó parcialmente o no tuvo actividad productiva. El 49% que no pudo operar con normalidad está compuesto por un 45% que operó parcialmente y un 4% que estuvo sin actividad productiva.

La principal incidencia negativa en julio de 2020 respecto al mismo mes del año anterior se observa en las industrias metálicas básicas, que exhiben un nivel de utilización de la capacidad instalada de 61,0%, inferior al de julio del año pasado (79,3%). Según datos difundidos por la Cámara Argentina del Acero, la elaboración de acero crudo muestra una disminución de 22,2% respecto del nivel registrado en julio del año pasado.

La baja utilización explica, en parte, los escasos anuncios de inversiones
La baja utilización explica, en parte, los escasos anuncios de inversiones

Un dato llamativo es que el rubro elaboración de alimentos y bebidas que nunca paró registra, en julio 2020, un nivel de utilización de la capacidad instalada de 59,5%, inferior al registrado en julio de 2019 (63,9%), a partir principalmente del menor nivel de molienda de oleaginosas, de la disminución en el volumen de producción de ciertas líneas de bebidas como aguas y bebidas gaseosas, y de la menor elaboración de carnes bovina y aviar.

La refinación del petróleo muestra, en julio de 2020, un nivel de utilización de la capacidad instalada de 68,1%, inferior al de julio de 2019 (75,1%), a partir de la disminución registrada en el procesamiento de petróleo. El menor nivel de actividad de los sectores elaboradores de hilados de algodón y tejidos planos y de punto origina una baja en el bloque de productos textiles que presenta un nivel de utilización de la capacidad instalada de 43,1% en julio de 2020, inferior al registrado en el mismo mes de 2019 (60,6%).

La principal incidencia positiva en julio de 2020 respecto al mismo mes del año anterior se observa en el bloque de sustancias y productos químicos, el cual presenta en el mes bajo análisis un nivel de 68,7%, mayor al registrado en julio del año anterior (47,5%). Las plantas que elaboran productos químicos básicos, materias primas plásticas y caucho sintético y las que fabrican jabones y productos de limpieza presentan los principales incrementos en la utilización de la capacidad instalada respecto de julio del año anterior.

Los productos del tabaco muestran un nivel de utilización de la capacidad instalada de 79,5%, en julio de 2020, superior al registrado en el mismo mes de 2019 (68,9%), debido al mayor nivel de elaboración de cigarrillos. Cabe recordar que en abril pasado las plantas elaboradoras de cigarrillos estuvieron sin actividad productiva como consecuencia del aislamiento obligatorio. El mayor uso de las instalaciones productivas en julio del corriente año respecto del mismo mes del año pasado se vincula con la recomposición de la oferta productiva.

Seguí leyendo:



COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS