Las manos grandes del mercado hicieron subir las cotizaciones alternativas del dólar

Los inversores mostraron que terminó la euforia del canje de la deuda y quedaron frente a una realidad menos festiva. Por eso, prefirieron tomar la moneda norteamericana como refugio

Imagen de archivo de un empleado contando billetes de 100 dólares en una casa de cambio en El Cairo, Egipto. 20 marzo 2019. REUTERS/Mohamed Abd El Ghany
Imagen de archivo de un empleado contando billetes de 100 dólares en una casa de cambio en El Cairo, Egipto. 20 marzo 2019. REUTERS/Mohamed Abd El Ghany

El dólar volvió a ser refugio de las manos grandes del mercado. Por eso los dólares alternativos tuvieron alzas de hasta 1,4% y se ubicaron por encima de los $ 125. Como contrapartida, los bonos en dólares estuvieron equilibrados y las acciones en baja.

En este resumen, los inversores mostraron que terminó la euforia del canje de la deuda y quedaron frente a la realidad de los balances de las empresas en la bolsa y del canje en los bonos. El balance de YPF fue una muestra: la empresa perdió en seis meses, el doble de todo el año pasado. La caída del petróleo, la del consumo interno y el congelamiento de precios, hicieron su tarea.

Por eso, el dólar Bolsa o MEP con un considerable monto de negocios subió $ 1,19 a $ 125,84 y el contado con liquidación, $ 1,79 a $ 128,35. El “blue” o dólar libre, el dólar de los ahorristas más chicos, fue la contracara y terminó con una baja de $ 2 a $ 131. Este mercado se alimenta en parte del cupo de USD 200 dólares mensuales, que al Banco Central le significan, en relación al nivel de reservas, una salida importante de divisas que queda maquillada por la suba del oro y del euro frente al dólar. El mercado cree que este cupo tiene fecha de vencimiento por eso el grueso de las compras se hizo la semana pasada. Aquellos compradores del cupo fueron el lunes los vendedores del mercado libre para hacer una diferencia de alrededor de $6.000. Esta mayor oferta hizo que la divisa retrocediera en un mercado muy reducido.

En la plaza oficial, el dólar en bancos y casas de cambio cotizó a $77,13 y elevó el precio del dólar solidario a $100,10. El dólar mayorista, se revaluó según el ritmo previsto. Los lunes, el día de mayor ajuste, el dólar aumentó 18 centavos a $72,95 con negocios por USD 259 millones que colocaron al Banco Central en comprador de USD 40 millones.

Fuente: Rava Online.
Fuente: Rava Online.

Esta situación hizo que las reservas crecieran USD 30 millones a 43.333 millones a pesar de la baja del oro a USD 2.037,60 por onza. El jueves había llegado al récord histórico de USD 2.084. El dólar también se recuperó después de 7 ruedas consecutivas de caídas frente a las 6 principales monedas del mundo. El lunes terminó con una leve alza de 0,03%. Terminó casi neutro, pero perdió ante el euro, la divisa más importante -después del dólar y dejando de lado los yuanes del swap con China- que integra las reservas argentinas.

Los bonos en dólares siguen su reacomodamiento y sus precios permanecieron casi inalterados. Entre los nominados en ley local, lo más destacado fue el Bonar 2024 (+0,73%). En tanto, los que están bajo jurisdicción extranjera, quedaron sin cambios como fue el caso del Discount y con una baja de 0,65% cuando se trató del Par. El riesgo país fue el que reflejó esta cuasi inmovilidad, al caer apenas 7 unidades (-0,33%) y quedar en 2.083 puntos básicos. A esta baja del riesgo ayudó la caída de los bonos del Tesoro de Estados Unidos, que son la referencia para calcular este indicador. El de 10 años de plazo ahora aumentó su rendimiento a 0,57% al perder terreno. Como se sabe, cuanto más baja el bono, más sube su renta.

La Bolsa negoció la tercera parte de lo que operó el miércoles pasado cuando la euforia por el acuerdo de la deuda sumó inversores por más de $3.000 millones. Esta vez, los jugadores fueron menos y explica porque el monto operado fue de $ 1.221 millones. En este escenario, el S&P Merval perdió 0,29%. En su peor momento, a las 12,20, estaba casi 1% abajo y remontó hasta subir 0,62% a las 15.00 para luego cerrar en baja.

Fuente: Rava Online.
Fuente: Rava Online.

Las mayores caídas fueron las de Telecom Argentina (-3,40%) y Edenor (-3,39%). YPF, a pesar de su mal balance, cayó 1,34% porque el mercado había descontado con anterioridad ese resultado.

Los ADR’s argentinos -certificado de tenencia de acciones que cotizan en dólares en Wall Street- no estuvieron ajenos al movimiento local y predominaron las pérdidas de valor. MercadoLibre, que presentó un excelente balance, bajó 5,83%. Esta caída se debió a una toma de ganancias debido a que este papel en lo que va del año lleva acumuladas ganancias de 96,58%. Es el único ADR que tiene signo positivo en lo que va de 2020. Edenor (-4,69%) lo escoltó entre los perdedores junto a Telecom Argentina (-4%). Entre los pocos ADR’s que subieron, se destacó Despegar (+3,13%). Los inversores cada tanto buscan los papeles que más bajaron a la espera de que recuperen su valor histórico, algo que sucederá, en el caso de Despegar, cuando renazca el turismo.

El evento que hoy acaparará la atención es la emisión de bonos por parte del Tesoro por $ 70.000 millones que se reparten entre los que ajustan por la inflación y los que se rigen por la modalidad descuento (el bono se paga íntegramente al inversor a su vencimiento y se coloca por debajo de su precio nominal). De esta manera, el Tesoro absorberá pesos de la plaza y mejorará el perfil de su deuda en moneda local, ya que una parte de los bonos indexados vence en 2023.

En tanto, el mercado aguarda que se confirme el canje de los bonos de la deuda, para seguir adelante. De todas maneras, es poco el recorrido que le espera porque todas las miradas están puestas en el acuerdo que debe firmar con el FMI, que es el que definirá la política económica.

Seguí leyendo:

El Gobierno adelantó que el transporte aéreo no volverá a operar el 1° de septiembre como estaba previsto

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS