Se aleja el default y aparece el atraso cambiario como uno de los problemas centrales de la economía argentina

Los bonos en dólares siguen acumulando alzas y ya son la mejor inversión del mes. Preocupa en la plaza como reducir la enorme brecha del valor del dólar oficial con las cotizaciones alternativas

"El sojero trabaja con un dólar de $45 pesos, mientras el contado con liqui cotiza a $120", explicó el economista Federico Furiase para graficar la brecha cambiaria. (Adrián Escandar)
"El sojero trabaja con un dólar de $45 pesos, mientras el contado con liqui cotiza a $120", explicó el economista Federico Furiase para graficar la brecha cambiaria. (Adrián Escandar)

El acercamiento de las posiciones entre la Argentina y los acreedores continuaron impulsando las subas de los títulos comprometidos en el acuerdo. Los bonos en dólares con legislación extranjera tuvieron subas de hasta 12,45% como fue el caso del Discount, principal precipitador a la baja del riesgo país. Este título acumula en el mes alzas de 43%. El Par estuvo más moderado y subió 1,30%. Lo que sucede es que estos bonos pueden ser intocables en el canje porque su capital vence en 2024 y paga una tasa de 8,25%. Vencen en 2033 y nacieron con el canje de la deuda de Néstor Kirchner en 2005. Su buen comportamiento arrastró a los bonos defaulteados con legislación argentina. El Bonar 2020 aumentó 4,92% y el Bonar 2024, 7,45%.

Esta explosión de los títulos de la deuda, se reflejó en la caída de 142 unidades o 5% del riesgo país que terminó en 2.694 puntos básicos, el más bajo desde el 6 de marzo pasado.

Los bonos subieron más que el dólar y son la mejor inversión del mes. Las divisas oficiales perdieron 9 centavos a $67,73 en el caso del dólar mayorista que está generando una brecha peligrosa para la economía por su atraso. El dólar en bancos y casas de cambio quedó sin cambios en $67,73. Pero los dólares alternativos perdieron $2,41 (-2%) en el caso del dólar Bolsa que cerró en $115,54 y $2,54 (-2,1%) cuando se trató del contado con liquidación que terminó en $121,32.

Fuente: Rava Online.
Fuente: Rava Online.

Las reservas siguieron sintiendo el goteo de dólares producto de las restricciones que les han impuesto para hacer operaciones de contado con liquidación y dólar Bolsa. Por eso, los empresarios e inversores acudieron a sus propios dólares y entre abril y mayo, los depósitos bajaron USD 1.000 millones. No es una corrida cambiaria, cabe aclarar, sino que los empresarios acudieron a sus dólares para hacerse de pesos afrontar sus obligaciones.

Además, están los ahorristas que tienen cuentas corrientes en bancos y tienen derecho a comprar USD 200 mensuales al precio del “dólar solidario” de poco más de $90 que luego lo hacen “puré” al revenderlo en el mercado libre con ganancias de hasta $ 5000 de acuerdo a la cotización del lunes de $ 128 que es $ 10 inferior a la del día anterior.

El retraso cambiario, ahora con el panorama más claro, es el gran enemigo de la economía. “Es la señal más complicada para los exportadores porque el sojero trabaja con un dólar de $45 pesos, mientras el contado con liqui cotiza a $120. Esto genera una tentación a retener las exportaciones y a los importadores a tomar crédito a tasas en pesos negativas contra la inflación para llevarse lo que puedan del dólar oficial lo cual atenta contra el superávit comercial”, señaló Federico Furiase, de Eco Go y profesor de la Universidad Di Tella.

“Pero si la negociación de la deuda sale bien, le daría margen al Banco Central para acomodar el tipo de cambio oficial y mejorar el tipo de cambio real sin un costo desmedido de expectativas de inflación. En cambio, si hay un hard default de la deuda, la brecha seguiría escalando y allí el Central estaría forzado a mover más rápido el dólar con alto riesgo de aceleración de la inflación”, agregó el economista.

Para José Nápoli, de Nápoli Inversiones SA, “sería un error que los acreedores no entren al canje de bonos porque los que queden afuera tardaría años en cobrar mediante un juicio. En este momento hay dólares del exterior que vienen a buscar bonos y acciones de bancos argentinos que están subvaluados y pueden favorecerse con la negociación de la deuda”.

Las opiniones son encontradas. Juan Manuel Pazos, economista jefe de TPCG, predijo que “va a haber un alto porcentaje de aceptación, pero tengo dudas que se llegue a la masa crítica de aceptación de setenta y cinco y ochenta y cinco por ciento, de acuerdo al bono que se trate. Por lo tanto, puede haber un default acotado donde algunos inversores hagan juicio contra la Argentina”.

Fuente: Rava Online.
Fuente: Rava Online.

Lo cierto es que la Bolsa, adhirió al optimismo y son pocos los que creen que la Argentina no saldrá del default. El monto de negocios fue elevado, pero no tanto como la semana pasada. Se operaron $ 1.338 millones. El S&P Merval, el índice de las acciones líderes, aumentó 2,28%.

Las acciones del sector financiero fueron las más favorecidas. Grupo Valores SA (+7,16%) estuvo entre las preferidas, seguida por BBVA (+3,83%), Pampa (+3,82%) y Supervielle (+3,67%).

Los ADR’s argentinos -certificados de tenencia de acciones que cotizan en Wall Street- tuvieron una gran rueda. IRSA Propiedades Comerciales (+9,80%), Despegar (7,93%), Corporación América (+7,58%) y Tenaris (+7,53%) fueron lo mejor de la rueda.

Para hoy se espera otro día de demanda de bonos, pero los precios serán más moderados porque la gran suba ya se produjo y habrá algunos inversores que tomarán ganancias en los bonos que subieron con fuerza en dólares.

La Bolsa puede seguir su derrotero de alzas porque el mundo se siente más seguro porque Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal, el Banco Central de Estados Unidos, dijo que la economía norteamericana tiene resto para seguir ayudando a la recuperación. Por eso Wall Street tuvo indicadores que subieron más de 3% y en Europa las Bolsas aumentaron más de 5%. Además, el descubrimiento de una posible vacuna contra el COVID-19 anunciada por el laboratorio Moderna INC, cuyas acciones subieron más de 20%, luego de tocar 30%, redondearon un día de euforia en el mundo. Por supuesto que no significa que lo peor haya pasado porque estas euforias aparecen como convulsiones que rápidamente mutan a depresión.

Seguí leyendo:

Otra provincia corre riesgo de default: Mendoza no pagará un vencimiento por USD 20 millones

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS