El pedido de los bonistas había surgido porque el ministro de Economía, Martín Guzmán, dijo que el país no está en condiciones de concretar el repago de vencimientos de capital de su deuda
El pedido de los bonistas había surgido porque el ministro de Economía, Martín Guzmán, dijo que el país no está en condiciones de concretar el repago de vencimientos de capital de su deuda

Los tenedores de deuda pública argentina consultaron el pasado 23 de marzo al organismo que rige los seguros contra default si se podía considerar que el país había repudiado su deuda alegando que en reiteradas ocasiones sus funcionarios dijeron que no podía pagarla. En ese marco, hoy se conoció que la respuesta de esa entidad, el Americas Credit Derivatives Determinations Committe. Y fue negativa por lo que los bonistas no podrán cobrar los seguros.

El Comité dictaminó en una votación de 14 a 0 que no se produjo un posible repudio o moratoria con respecto a un bono soberano de Argentina, según señaló la agencia Bloomberg.

El organismo había sido consultado en ese sentido, dadas las repetidas declaraciones del ministro de Economía, Martín Guzmán, y otros funcionarios respecto a que el país no está en condiciones de concretar el pago de capital de sus emisiones de deuda en dólares.

La movida por sí sola no implicaba que se gatillara el pago de los instrumentos con los que inversores se cubren frente a un posible default argentino, pero marcaba la cancha respecto de la postura oficial ante las negociaciones para la reestructuración de la deuda.

El Americas Credit Derivatives Determinations Committee es el órgano encargado de determinar si ocurren “eventos de crédito" impagos u otras faltas, que disparen el pago de Credit Default Swaps (CDS), los seguros contra default que indemnizan a los bonistas ante un incumplimiento.

La consulta se realizó el mes pasado en la web del comité, según informó la agencia internacional Reuters. El fondo de inversión o el bonista particular que realizó la pregunta no fue identificado.

Cabe mencionar que el Americas Credit Derivatives Determinations Committee, conformado por nueve miembros representantes de bancos internacionales, es el órgano encargado de determinar si ocurren “eventos de crédito" impagos u otras faltas, que disparen el pago de Credit Default Swaps (CDS), los seguros contra default que indemnizan a los bonistas ante un incumplimiento.

“La República ha discutido reiteradamente la necesidad de reestructurar su deuda, incluyendo la formalización de bonos bajo ley extranjera. Ha hecho notar que el capital de bonos emitidos en dólares ya no será pagado”, afirmó la pregunta posteada en el sitio del organismo cuando se inició el reclamo.

Más aún, continuó el requerimiento, el ministro de Economía Martín Guzmán reiteró en una conferencia de prensa que el país no está en condiciones de concretar el repago de vencimientos de capital de su deuda. “Dados estos hechos, creemos que ha ocurrido un potencial repudio” de la deuda, añadió el autor de la consulta.

El ministro de Economía Martín Guzmán aseguró que la decisión de prorrogar hasta el año próximo el pago de la deuda pública “estaba contemplada” en el proceso de reestructuración decidido por el gobierno nacional. REUTERS/Agustin Marcarian
El ministro de Economía Martín Guzmán aseguró que la decisión de prorrogar hasta el año próximo el pago de la deuda pública “estaba contemplada” en el proceso de reestructuración decidido por el gobierno nacional. REUTERS/Agustin Marcarian

Una respuesta en sentido contrario hubiese dado la posibilidad de que la Argentina pase a negociar ya no con fondos tradicionales sino con buitres y firmas especializadas en deuda en problemas.

Guzmán aseguró que la decisión de prorrogar hasta el año próximo el pago de la deuda pública “estaba contemplada” en el proceso de reestructuración decidido por el gobierno nacional.

En ese marco, calificadoras de riesgo le bajaron la nota a la Argentina. Tal fue el caso de S&P Global que puso al país en “default selectivo” luego de que Guzmán anunciara que congelaría los pagos de su deuda denominada en dólares bajo la ley local hasta fin de año.

La rebaja de la calificación de emisor en moneda extranjera a largo y corto plazo de la nación de “CCC-/C” sigue la decisión de Fitch de rebajar a Argentina a “default restringido” el lunes. Moody’s anunció una rebaja similar el 3 de abril.

Seguí leyendo: