Fuente: Rava Online, en base a BCRA
Fuente: Rava Online, en base a BCRA

El dólar inició la semana al filo del "piso" de la banda de no intervención del Banco Central y con la posibilidad de que la entidad monetaria incursione en la plaza cambiaria con compras por USD 50 millones para sostener el tipo de cambio, cuando la cotización de la divisa perfora ese límite.

Poco después de las 14, la divisa de EEUU llegó a negociarse a $37,28 en el mercado mayorista, por debajo de los $37,284 del piso de "no intervención" dispuesto por el BCRA para esta rueda. Luego se reacomodó al alza para cerrar a $37,305, seis centavos y medio debajo del final del viernes pasado.

Además, en este valor, la divisa comenzará a operarse este martes por debajo de la banda de no intervención, que tendrá un piso de $37,307, y un techo de 48,28 pesos.

"La sexta baja consecutiva del dólar mayorista lo dejó al borde del límite que puede disparar una intervención del BCRA para comprar divisas nuevamente", sintetizó Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio.

El dólar sumó la sexta rueda consecutiva en baja, mientras que las tasas bajaron al mínimo desde el 29 de agosto

"Con respecto al tipo de cambio, el dólar cerró con bajas y se acercó aún más a la banda inferior de no intervención que desde este año y hasta fines de marzo, aumentara 2% mensual", precisó Matías Roig, director de Portfolio Personal Inversiones.

En el promedio de bancos del microcentro porteño, el dólar cedió un centavo, a $38,40 para la venta.

Con un dólar con inclinación bajista, analistas de mercado especulan con una baja de las tasas de interés en lugar de intervenciones del Central en el mercado de cambios.

Pero este lunes la entidad continuó con la absorción, esta vez por unos $15.000 millones con la licitación de LELIQ, y redujo los rendimientos al mínimo desde que implementó este instrumento de regulación de liquidez, exclusivo para bancos, el 1° de octubre del año pasado.

Con la intención de mantener firme la demanda de pesos y acotada la de dólares, la entidad monetaria mantuvo las tasas de interés en 58,964% anual en pesos, según el promedio de corte de las Letras de Liquidez (LELIQ), cuyo stock se acerca a los 800.000 millones de pesos. Aunque aún elevada, se trata de la tasa de política monetaria más baja desde el 29 de agosto.

Para Delphos Investment, "en un contexto de calma cambiaria y baja del riesgo país, esto indicaría la posibilidad de retomar la baja de la tasa LELIQ. Creemos que el Banco Central deberá ser cauteloso, dado que los aumentos en las tarifas reguladas podrían dar lugar a una inflación mayor a la descontada".

Por otra parte, un reporte de Portfolio Personal enfatizó que "el BCRA confirmó el miércoles que sobrecumplió el objetivo de Base Monetaria durante los primeros tres meses de funcionamiento del nuevo esquema monetario, y observó signos positivos de recomposición de la demanda de dinero, incluso superiores a la estacionalidad de diciembre".

El economista jefe de la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL), Daniel Artana, sostuvo que si el dólar toca el piso inferior de la "zona de no intervención", el "Banco Central debe comprar divisas y bajar la tasa de interés".

En declaraciones a radio Mitre, señaló que "sería bueno" que el organismo que conduce Guido Sandleris "fortaleciera su posición de reservas propias porque tiene muchas, pero prestadas".

Seguí leyendo: