El Central estimaba 3,3% y finalmente fue 3,7%
El Central estimaba 3,3% y finalmente fue 3,7%

La inflación comunicada por el Indec terminó en el rango superior de las expectativas privadas, impulsado por el combo de transferencia a precios y aumentos en segmentos regulados. El 3,7% de junio es la medición más alta del año, por encima del relevamiento del Banco Central que estimaba un aumento general del orden del 3,3 por ciento.

Los principales elementos que movilizaron el dato de junio incluyen:

– Transferencia del dólar a precios. A nivel general, el aumento del tipo de cambio afecta a todos los puntos de la cadena de producción, principalmente en bienes con un componente importado como pueden ser electrodomésticos. La devaluación en lo que va del año, estimada en cerca de un 50%, se vio reflejada principalmente en junio, luego de mediciones más tímidas de abril y mayo. El impacto se hace evidente cuando se observa que en junio la inflación núcleo (4,1%) fue mayor que el aumento de regulados (2,9%), que venía destacándose en los meses anteriores por los ajustes tarifarios.

– Alimentos. Uno de los rubros que más subieron en las mediciones del Indec, consecuencia principalmente de que la cadena de costos de varios alimentos está dolarizada. En algunos como frutas, verduras y carnes, al ser exportables, para ser comercializados en el mercado interno piden un mayor desembolso en pesos. El aumento en "Alimentos" del 5,2% en junio marca la principal concentración en un único rubro durante el mes pasado.

– Transporte. El rubro "estrella" del mes; el salto del 5,9% en "Transporte" marca un salto respecto de las mediciones anteriores durante el año. El dato no termina el ciclo de ajustes tarifarios en trenes y colectivos, aunque el aumento que se oficializó en junio es el último en lo que queda del año excepto en subtes.

– Naftas. Por fuera de los cambios de tarifas de colectivos y trenes, el aumento en el rubro de transporte se explica principalmente por los cambios en precios en los surtidores de naftas. El aumento de hasta un 5% a principios de junio no fue el último del año. Subas adicionales durante lo que va de julio ya plantean incrementos en los costos de logística que seguramente van a repercutir en el próximo dato inflacionario.

– PrepagasOtro rubro en el que se esperan aumentos en los próximos meses. El aumento del 7,5% efectuado a principios de junio, mientras tanto, sumó su granito de arena al leve repunte en el segmento de regulados, y el rubro "Salud" reflejó este mes una suba del 4,3% respecto del mes anterior.

Seguí leyendo: