Darío Benedetto habló del recibimiento de Boca a Maradona

En Francia, donde defiende los colores del Olympique de Marsella, Darío Benedetto se las ingenia con el horario y los compromisos de su equipo para no perderse los partidos de Boca. No le gusta ver fútbol si no está en la televisión el conjunto de sus amores. Está pendiente de los resultados en cada competición y de sus ex compañeros. Extraña pero está feliz con su presente europeo.

“Me encontré entre la espada y la pared. No me quería ir de Boca pero quería cumplir el sueño de jugar la Champions League. Aunque extrañe, creo que tomé la decisión correcta”, manifestó en diálogo con TyC Sports el Pipa, que observó el último 4-0 del elenco de Miguel Ángel Russo ante Central Córdoba de Santiago del Estero.

Sobre la última actuación dijo: “Boca jugó a ganar porque debía hacerlo. Hizo un partido muy inteligente y se aprovecharon todas las situaciones. Villa es un jugador rapidísimo, el Toto Salvio es extraordinario y Carlitos (Tevez) tuvo un excelente partido. Jugó muy bien y ojalá pueda mantenerse en estos tres partidos que faltan para dar pelea hasta el final y que por ahí River pierda algún partido para que se dé un desempate”.

En un primer momento, Jorge Ameal dio a entender que Boca no agasajaría a Diego Armando Maradona en su visita con Gimnasia La Plata en la Bombonera en la última jornada de la Superliga, pero finalmente la comisión directiva definió la entrega de una plaqueta en reconocimiento a su trayectoria como futbolista.

Benedetto está cerca de concretar la clasificación a la Champions League de la próxima temporada con el Marsella (REUTERS/Stephane Mahe)
Benedetto está cerca de concretar la clasificación a la Champions League de la próxima temporada con el Marsella (REUTERS/Stephane Mahe)

Sobre la polémica, Benedetto opinó: “Son decisiones de la dirigencia. Boca algún recibimiento le va a hacer. Boca es la gente, la que lo hace grande. Los que realmente siempre están apoyando. De parte de la gente tendrá un recibimiento importante. Los dirigentes tendrán su manera de pensar y yo ahí no me puedo meter, pero creo que Diego tiene que ser reconocido en cualquier cancha”.

El centrodelantero de 29 años no tuvo la posibilidad de encontrarse con Maradona en persona aunque disfrutó de dos videollamadas que hizo con él gracias a su representante. “¿Qué le diría si lo cruzo? Que lo amo y lo abrazaría. Soy fanático y espero que cuando vuelva a Argentina pueda conocerlo y sacarme una foto con él”.

Por último, mencionó que fue un sueño haber jugado y salido campeón con la camiseta de Boca y se ilusiona con regresar algún día aunque “nunca se sabe”.

SEGUÍ LEYENDO