Las grandes estrellas del fútbol internacional no se mantuvieron exentos ante la gran final de la Copa Libertadores entre River y Flamengo en el estadio Monumental de Lima. Tanto es así que Dani Alves, multicampeón con Barcelona, la selección de Brasil y el PSG, condimentó el encuentro en una transmisión en vivo en su cuenta de Instagram que se viralizó minutos antes del inicio del encuentro.

El talentoso lateral, de 36 años, ya había confesado su amor por Boca, clásico rival del Millonario, en más de una oportunidad. En junio de 2018, por caso, había subrayado: “Soy de Boca, viva Boca”. Y en 2015 visitó la Bombonera y la calificó como un “templo del fútbol”. “Señoras y señores, presento a ustedes un templo del fútbol para los apasionados de esta profesión. Damos una vueltita por acá, en la Bombonera. La c... de su madre, uno de los más grandes templos”, explicó el defensor.

Pues bien, en el vivo de Instagram, el actual futbolista del San Pablo recibía mensajes de fanáticos de diferentes colores. Y uno de ellos fue de River, en el umbral de la final única. Ahí brotó el amor de Dani Alves por el Xeneize, que incluyó un inesperado exabrupto. “Soy de Boca, joder, la concha de su madre, qué river, ¿somos locos? ¿Qué les pasa?”, explotó.

El lateral, de 36 años, en su visita a la Bombonera en 2015
El lateral, de 36 años, en su visita a la Bombonera en 2015

Luego se arrepintió un poco, pero sostuvo su pensamiento. “Cuidado lo que hablan porque es una polémica después, pero a mí no me importa nada, soy de Boca”, concluyó. En consecuencia, a pesar de que Flamengo es uno de los difíciles rivales que le plantea el Brasileirao a su equipo (de hecho, está a punto de consagrarse campeón a nivel local), eligió al Mengao como su preferido en la definición en Perú.

SEGUÍ LEYENDO: