Casi 14 millones de peruanos realizan sus compras por internet

Actualmente, el 30% de compradores online son de provincia, aunque su frecuencia de compra es mucho menor que en la capital, según reportó la Cámara Peruana de Comercio Electrónico (Capece).

Las transacciones a través de tarjetas actualmente representan 45%.
Las transacciones a través de tarjetas actualmente representan 45%.

El comercio electrónico continúa avanzando a pasos agigantados en el mercado peruano. Es así que, al cierre del 2021, aproximadamente 13.9 millones de personas compraron vía online, lo que representa el 41.8% de los peruanos, según reportó el Observatorio Ecommerce de la Cámara Peruana de Comercio Electrónico (Capece).

“Antes de la pandemia (2019) solo el 18.6% de peruanos (6 millones) compraban online. Con el impacto del covid-19, esto se aceleró. Lo que vemos en provincia, a diferencia de otros años, están aumentando los compradores online. Actualmente el 30% de compradores online son de provincia, aunque su frecuencia de compra es mucho menor que en la capital”, señaló Helmut Cáceda, presidente de Capece.

Según datos recopilados por Capece, el año pasado el ecommerce creció 55% versus el 2020, moviendo alrededor de US$ 9,300 millones. Esta tendencia ha sido impulsada por el uso de las billeteras digitales.

“Si en el 2020, más de 260 mil comercios realizaron sus ventas por el canal online, hoy ya lo hacen 300 mil. De ese total, más de 90 mil tienen una web que transacciona, entre tienda virtual, app, plataforma online”, dijo Cáceda.

Desde la nueva normalidad el comercio electrónico ha tenido una evolución. Si antes de la pandemia el 12.5% de las transacciones a través de tarjetas eran por ecommerce, actualmente esto representa hoy 45%.

PARTICIPACIÓN DEL ECOMMERCE

Antes de la pandemia el principal protagonista en el comercio electrónico era turismo, representando 73% en el 2017. En el 2019 llegó a representar 50%, según datos de Capece.

En el 2020 debido al impacto del Covid-19 y las restricciones, cayó un 75%, aportando solo el 7% de aporte al ecommerce. El año pasado si bien se reactivó el turismo, no llegó a niveles de prepandemia.

El turismo ha sido el eje más golpeado por el Covid-19 y si bien en el 2021 se ha ido recuperando, todavía falta llegar a niveles de prepandemia. Por ello, urge reactivar este sector pues es uno de los ejes que más aporta ecommerce en provincia”, afirmó Cáceda.

La industria que ha ganado mayor participación ha sido el ecommerce retail que, si bien en el 2017 representaba 25% de las ventas online, y en 2019 un 38%, en el 2021 esta industria representó ya el 52% de las ventas online.

“Definitivamente el ecommerce retail ha ganado mayor marketshare y es la industria que actualmente más aporta al comercio electrónico. Al cierre del 2021 ya ha movido más de US$ 4.8 mil millones”, señaló el ejecutivo.

Pero pese a ese salto del ecommerce retail, quien ha tenido mayor evolución ha sido el eje de servicio y bienes digitales. Si bien actualmente es el segundo eje que más aporta al ecommerce, en el 2017 solo representaba el 2%. “Es increíble cómo ha crecido este eje. Diría que es el que mayor evolución ha tenido en los últimos cuatro años. En el 2021 ya represento el 30% del volumen de las ventas online, moviendo más de 2.8 mil millones”, señaló Cáceda.

Fotos: Gettyimages
Fotos: Gettyimages

CATEGORÍAS QUE MÁS CRECIERON

Los giros que más crecieron en el 2021 fueron los segmentos que tenían poca participación en el mercado. Así, por ejemplo, el consumo online de restaurantes creció 92% en el 2021 versus el 2020 (que registró un crecimiento récord), según datos de Kushki. En esa línea también se encuentran, moda (81%), Tecnología (84%).

“Definitivamente, las categorías que tuvieron o escasa participación en el canal online en la prepandemia, son los que más crecieron en el 2020 a tres dígitos. El año pasado (2021) también han sido los giros que más han ascendido, pese a que también se reactivó el canal físico. No obstante, el salto en esas categorías ya se dio”, afirmó Gonzalo Sánchez, director comercial de Kushki Perú.

Así el ejecutivo señala que también, las categorías que en el 2021 han tenido un crecimiento preponderante se encuentran electrodomésticos (76%), supermercados (75) y tiendas por departamento (72%).

Por otro lado, si bien las categorías pertenecientes a turismo han mostrado una recuperación en el 2021 versus el 2020, todavía no se logra llegar a niveles de prepandemia. “Es más, si comparamos esos giros versus e 2019 vemos que alojamiento todavía está en -4%, vuelos en-17% y entretenimiento en -28%”, comentó Sánchez.

INNOVACIÓN EN LA ÚLTIMA MILLA

El 23% de las emisiones mundiales de CO2 provienen del sector transporte, de acuerdo a estimaciones del International Council on Clean Transportation (ICCT).

En ese sentido, para mitigar los efectos medioambientales, la industria logística y de distribución ha iniciado su apuesta por la electromovilidad de la última milla, junto con la implementación de vehículos eléctricos.

“Vemos como cada vez más la electromovilidad se convierte en tendencia. Debido a los objetivos de carbono neutral, se le ha empezado a exigir al retail, por ejemplo, que los despachos sean realizados en vehículos eléctricos”, asegura Felipe Porter, VP de Ventas DispatchTrack-Beetrack.

Si bien la incorporación de una flota eléctrica requiere de una serie de transformaciones que en un principio pueden parecer abrumadoras, en el mediano plazo le traerán a la compañía ventajas importantes como:

* Hacer que la operación logística sea mucho más eficiente.

* Reducir los costos de mantenimiento y operaciones pues su mantención es casi nula al no requerir cambios de aceite o filtros - los principales cuidados están relacionados a la carga de la batería y la capacitación de los conductores.

* Reducir los gastos de combustible.

* Reducir el desgaste de las piezas que componen el vehículo.

* Disminuir la contaminación acústica pues el motor es más silencioso.

* Disminuir la huella de carbono y la emisión de gases de efecto invernadero.

Ahora bien, software como los ofrecidos por Beetrack-DispatchTrack, que garantizan la optimización de las rutas de despacho y entregan visibilidad en tiempo real, pueden hacer aún más eficientes las operaciones de los vehículos eléctricos. “Las herramientas permiten evitar rutas complejas, como los caminos de tierra empinados, cuidando así la flota” finaliza Porter.

SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR