¿Cómo preparar Torta Selva Negra?

Además, te explicamos el paso a paso del bizcocho, el almíbar y de la crema chantillí

Torta Selva Negra. (foto: El Español)
Torta Selva Negra. (foto: El Español)

Hay excepciones para todo en la vida. Seguro que te ha pasado antes que dijiste “no me gusta comer fresas” (un ejemplo) y de repente pruebas un helado de fresa que te cambia la vida. Hoy, te traemos un postre que lleva el alcohol, y si seguramente eres una persona que no le gustan las bebidas alcohólicas, la Torta Selva Negra te podria hacer cambiar de parecer.

Este bizcocho es muy esponjoso y fácil de hacer, y ni hablar de lo rico que es. Este tipo de bizcochos suelen ser mejores aun cuando son humedecidos con algún almíbar; en este caso, se hace un almíbar básico que luego es saborizado con el licor de cerezas o el ron. El sabor y el olor de esta torta es en grandísima parte gracias a este almíbar y es algo que cautiva a sus comensales.

Se trata de un dulce típico de la zona de Baden, en Alemania. Su nombre en alemán, Schewarzwälder Kirschtorte, significa literalmente torta de cerezas de la Selva Negra, macizo montañoso ubicado en el estado de Baden-Wurtemberg. Sigue estos sencillos pasos para sorprender a la familia.

INGREDIENTES:

Bizcocho:

1 Cucharadita rasa de polvo de hornear

3 Cucharadas semicolmadas de cacao en polvo

10 Huevos a temperatura ambiente separados claras de yemas

12 Cucharadas semicolmadas de azúcar flor

12 Cucharadas semicolmadas de harina

Bizcocho de Torta Selva Negra. (foto: Cookpad.com)
Bizcocho de Torta Selva Negra. (foto: Cookpad.com)

Relleno:

1 Litro de crema

1 Mermelada de guindas con trozos

3/4 Taza de azúcar flor

Torta Selva Negra. (foto: Bacanal)
Torta Selva Negra. (foto: Bacanal)

Almibar:

1 1/2 Taza de agua

1/2 Taza de azúcar

1 Rama de canela

1 Cáscara de naranja

1 Cucharadita de esencia de vainilla

1 Tableta de chocolate rallada para decorar

1 Frasco pequeño de marrasquinos en conserva para decorar

Almíbar. (foto: SaborGourmet.com)
Almíbar. (foto: SaborGourmet.com)

PREPARACIÓN:

1. Con la batidora eléctrica, batir las claras de huevo “bien espumosas y firmes”, agregar el azúcar poco a poco, batiendo continuamente hasta obtener un merengue firme y espumoso. Luego agrega las yemas de huevo una a una pero de manera rápida y sin dejar de batir por solo 6 segundos hasta que estén bien integradas en el batido.

2. Combinar los ingredientes secos como harina, levadura y cacao en polvo en un recipiente, mezclar bien y agregar dos o tres veces al batido anterior, integrar con movimientos delicados y envolventes hasta obtener un batido homogéneo. Verter la mezcla en un molde de 2 a 26 cm de diámetro previamente engrasado y enharinado.

3. Llevar un horno precalentado a una temperatura alta de 180° C y hornear durante unos 35 minutos sin abrir el horno. Una vez cocido y ligeramente dorado, retirar la superficie del horno, desmoldar aún caliente y luego dejar enfriar. Haz dos cortes horizontales para obtener tres discos de pastel. Además, prepare el almíbar recogiendo todos los ingredientes en una cacerola mediana e hirviendo durante 3 minutos. Una vez listo, agrega un toque de esencia de vainilla y deja enfriar.

4. Por otro lado, batir la nata en un bol con el azúcar glass, hasta obtener una punta chantilly (espumosa y firme). Para armar el bizcocho, coge el disco de abajo y déjalo en un plato o base de bizcocho, espolvorea con el almíbar y sírvete con un cepillo de cocina o una cuchara. Luego cubra con una capa de mermelada de cerezas y cubra con crema batida. Repetimos el proceso con las demás capas de bizcocho, presionando ligeramente para que el relleno se adhiera bien.

5. Para finalizar, cubrir todo el bizcocho con la nata montada e, idealmente, con ayuda de una espátula de repostería. Espolvorea con cuidado el chocolate en los bordes y decora las superficies con rosetas de crema y marrasquino bien secas. Refrigera por 2 horas y sirve cuando quieras.

SEGUIR LEYENDO:





TE PUEDE INTERESAR